Historias de mujeres

Temas:

La dirección de Zapatos corre por cuenta de Ted Gregory y actúan Mariela Aragón Chiari y Maritza Vernaza.

Su obra Lieutenant Nun recibió el premio Mejor Obra de Círculo de Críticos de Victoria (Canadá). Mientras que Zapatos recibió el galardón Nuevas Obras Para Mujeres Jóvenes de la Universidad de Tulsa (EU).

Para Elaine Ávila, el teatro ideal es el que le da voz a las historias locales.

-¿Cuándo se dio cuenta de que quería ser escritora de obras de teatro?

-Cuando era una niña tenía una amiga que hacía galletas y quería venderlas, así que hicimos una obra de teatro para los niños del vecindario y vendimos todas las galletas.

-¿Usted estudió teatro?

-Sí, estudié teatro en la Universidad de Santa Clara en California. Yo era actriz, pero luego empecé a pensar en el teatro en general, y me convertí en directora de obras de teatro. Luego, entre ser actriz y directora, empecé a escribir obras y las escribí porque sentía que había historias que se estaban perdiendo, especialmente las historias de mujeres. Me quedaba pensando qué fue lo que realmente le ocurrió a Ofelia, ¿realmente le decía la verdad a Hamlet o estaba mintiendo?

Sabes, hay muchos baches en la historia sobre lo que le sucede a las mujeres.

-A manera de introducción para nuestros lectores, hábleme de sus trabajos anteriores.

-Hay dos obras por las que soy más conocida. Una que hice hace varios años en Canadá, que era sobre el milenio (Burn Gloom). Tenía varios escritores alrededor del mundo escribiendo sobre la víspera del milenio, y ellos me decían lo que estaba pasando en África, Chile, Francia, Canadá, Nueva York y otros lugares del mundo. Eran 14 escritores. Luego lo convertí en una obra de teatro. Muchas personas tenían esperanzas sobre el milenio. Teníamos cuatro actores y cuatro músicos, y luego hicimos una colaboración.

Y la otra obra es sobre una mujer conquistadora (Lieutenant Nun). Es la historia real de una mujer, Catalina de Araúz, que dejó su convento en España cuando tenía 15 años, se vistió como hombre y se volvió conquistadora. Ella tenía mal carácter, así que mató a muchas personas, pero cuando iba a ser ahorcada por sus crímenes dijo: “no pueden matarme, soy novicia y soy virgen”. Ella escribió una autobiografía, el rey de España le dio una pensión militar y el Papa de ese tiempo le dio permiso para vestirse de hombre. Como una mujer podía ser muerta por vestirse de hombre, quise saber cómo logró eso, así que la convertí en una de mis obras.

-Ahora se presenta en Panamá una obra suya, ´Zapatos´. Hábleme de ella.

-Se trata de dos mujeres. Una de ellas es Roxane, gerente de una boutique, es como un tigre, es muy importante. Y la otra, es una joven mujer llamada Pippa, que quiere trabajar en la tienda, así que hace lo posible por quedarse con el trabajo y lo consigue, pero es muy ambiciosa y es como una especie de conquistadora de la tienda de zapatos. La mujer más joven trata de superar a la mujer mayor en todo lo que hace en la tienda.

-¿Considera que su trabajo teatral es feminista?

-Creo que sí, pero depende de cómo definas feminismo. Feminismo puede ser que la mujer no sea tratada como un tapete o que tenga el mismo salario que los hombres. A veces creo que eso puede ser una etiqueta que le dice a la gente que no es divertido, y la mayoría de mis trabajos son cómicos. Puede considerarse feminismo el solo hecho de que una mujer escriba una obra de teatro. Es raro que una mujer escriba obras de teatro, y que la obra se trate de mujeres puede ser visto como feminismo también.

-¿Alguna obra suya se había presentado antes en Latinoamérica? ¿Había trabajado antes con teatristas latinoamericanos?

-No, esta es la primera vez que presento una obra en Latinoamérica. Pero cuando trabajé en la obra sobre el milenio, tenía un escritor en Chile.

-¿Qué caracteriza al teatro de Latinoamérica?

-Yo creo que un trabajo muy importante que están realizando Myrna Castro, Ted Gregory y Marsha Armuelles es el festival Elate, al traducir obras de escritores latinoamericanos para darlos a conocer en Estados Unidos. Yo he conocido muchos trabajos latinoamericanos de esta forma. Así conocí a José Rivera de Diarios de motocicleta. Puedo decir que el teatro latinoamericano está lleno de imaginación. Conocí a unos escritores muy jóvenes en una clase en la Escuela de Teatro de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Panamá. Creo que lo que lo caracteriza es la imaginación que tiene, encontré muchas cosas muy interesantes y muy profundas.

-¿Qué considera usted que debe mejorar el teatro?

-Creo que lo local es muy importante, la comunidad... Porque sí, la televisión y las obras de Broadway son muy dominantes, pero hay muchos escritores en las comunidades, hay muchas historias que le pueden interesar a la gente de aquí. Quiero decir, si bien es fantástico lo que que se presenta en Broadway, también es cierto que no es nuevo, muchas historias son viejas y queremos saber qué es lo que está pasando ahora.

-¿Cuál sería el libreto de un teatro ideal?

-Bueno, yo creo que el teatro del futuro le pertenece a la gente y a los personajes que no han hablado todavía. Para mí el libreto ideal es el que cuente esas historias.

Creo que es importante tomarse el tiempo de escribir todos los días sobre cosas que nos importen. El teatro ideal es el que le habla a la comunidad, que une a las culturas, es el que evoca a la gente. Las obras grandes y populares de Broadway no tienen la voz de la gente en muchos casos. Las compañías multinacionales que hacen grandes espectáculos y películas muestran su perspectiva y no la de la gente.

-¿Qué considera usted que hace tan mágico a Broadway para la gente que gusta del teatro?

-Yo creo que es la cuestión de importación-exportación. Los agentes en Nueva York que quieren probar suerte en teatro presentan primero en Broadway y si es un éxito, saben que también lo será en todo el país, y no necesariamente debe ser así, porque antes los teatros estadounidenses hacían teatro más local, pero ahora hacen obras más globales, que venden y no representan riesgos económicos, así que Broadway funciona como un centro de distribución. Y es bueno, es decir, es fabuloso ver The Sound of music, pero también queremos ver otras cosas.

El Estudio Lagartija se inauguró en enero del año pasado con el I Festival de Cocos. La iniciativa de esta sala en Panamá nació del grupo experimental Teatro Lagartija, en el que trabajan Maritza Vernaza, Martin Porto, Natalie Medina, Xochilt Ávalos León y Mariela Aragón.

Sala íntima con capacidad para 35 personas, también conocido en otros países como teatro de bolsillo.

Casco Viejo, Calle 3ra San Felipe, a un costado del Teatro Nacional.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

Fotografía Perros surfistas invaden playas de California

Perros surfistas invaden playas de California Perros surfistas invaden playas de California Galería
Perros surfistas invaden playas de California Estados Unidos/AFP/Mark Ralston

HOLLYWOOD 'The Magnificent Seven' con D. Washington encabeza taquillas

Escena de 'The Magnificent Seven'. Escena de 'The Magnificent Seven'.
Escena de 'The Magnificent Seven'. AP

¿Que los grandes de Hollywood ya no son un atractivo en las cintas de estreno?Denzel Washington y Tom Hanks muestran lo ...

CAMPAÑA Aumenta la tensión en Estados Unidos antes del primer debate entre Clinton y Trump

Hillary Clinton y Donald Trump se atacan mutuamente desde hace un año pero nunca se han encontrado cara a cara en un debate. Hillary Clinton y Donald Trump se atacan mutuamente desde hace un año pero nunca se han encontrado cara a cara en un debate.
Hillary Clinton y Donald Trump se atacan mutuamente desde hace un año pero nunca se han encontrado cara a cara en un debate. AP

La tensión aumentaba el domingo en Estados Unidos en la víspera del primer debate presidencial entre Donald Trump y Hillary ...