Página del lector_20120106

Temas:

PELIGRO

Un viejo árbol que está a la orilla de la avenida Cuba es un peligro para los transeúntes y conductores que pasan por el lugar. En noviembre de 2009, un árbol que había sido denunciado porque estaba enfermo cayó sobre un vehículo en el que estaba el médico internista David Robles, de 25 años, y lo mató.

Panamá no es un ´paraíso fiscal´

Recientemente, fue publicado un artículo [de opinión] del colega Carlos Barsallo [“Panamá es un paraíso, en la sección Economía, el 21/11/2011], en el que se hace eco de la campaña que contra Panamá es promovida por ciertos países miembros de la Ocde. Para sustentar tal campaña, han calificado al país como “paraíso fiscal” (así lo reconoce el colega Barsallo cuando expresa que es “fuera de Panamá donde realmente se maneja y decide quién es paraíso fiscal...”) bajo el argumento de ser “un país no cooperador”.

En su artículo, el colega afirma que: (i) la campaña contra Panamá acabará cuando se pase una legislación, como lo exige la Ocde, que permita a las autoridades extranjeras obtener de parte de entidades públicas y privadas establecidas en Panamá todo tipo de información acerca de personas naturales y jurídicas; (ii) al implementarse la solución impuesta por la Ocde, “los usuarios finales de los servicios que Panamá ofrece, que hayan tomado su decisión de utilizar Panamá, exclusivamente basados en la confidencialidad y la no cooperación internacional de Panamá, probablemente replantearán su decisión”; (iii) tal solución “traerá primero aparentes pérdidas, sobre todo para partes locales que hoy se encuentran muy cómodas y satisfechas con el statu quo insostenible” y además conllevará beneficios al país y su población, al tiempo que mejorará la “imagen deteriorada” del país en el exterior.

Frente a tales argumentos comento que el propósito de la campaña y de las medidas que se le imponen a Panamá es acabar con la competencia que, según admite la Ocde, les representa el sector de servicios financieros y legales panameño. No se trata del pago de impuestos sobre la renta (que se paga independientemente de la nacionalidad y domicilio del contribuyente).

En cuanto a las posibles consecuencias de someternos a los dictámenes de la Ocde, se afirma que no tendría efectos negativos para el país y solo afectaría a bancos y abogados. La pregunta es de qué monto serían las pérdidas. En el sector bancario pudieran ser de 16 mil millones de dólares aproximadamente, que corresponden al rubro de depósitos extranjeros que podrían salir del sistema bancario; en el sector legal pudieran ser de 500 millones de dólares anuales en tributos provenientes de las sociedades, fundaciones organizadas bajo la ley de Panamá, registro de naves y del sector de los profesionales; en el sector de intermediación en inversiones (casa de valores), la pérdida de negocios pudiera ser de mil millones de dólares en activos bajo administración. Todo lo anterior sin mencionar las posibles pérdidas de puestos de empleo.

En cuanto al mejoramiento de la imagen del país en el exterior, nos preguntamos ¿cuál imagen? Panamá cuenta con grado de inversión; es el país que recibe per cápita más inversión extranjera directa y es una de las economías más estables, con un crecimiento sostenido, envidiada por el resto del mundo. En cambio, son los países de la Ocde los que requieren de manera urgente mejorar su imagen totalmente deteriorada por la seria crisis financiera y de desempleo en que están hundidos, originada por el latrocinio patrocinado con la complicidad de sus autoridades.

Por último, sorprende cuando el colega Barsallo afirma que desde 1938 la legislación de Panamá ha sido diseñada para ser un “paraíso fiscal”. Esto no es aceptable ni cierto. El concepto de “paraíso fiscal” se empieza a usar en los años 70, cuando se restringe el libre flujo de divisas.

Aceptar tal afirmación equivaldría a decir que el Código de Comercio de 1917, la ley sobre sociedades anónimas de 1927, la Ley 17 de 1961, y la legislación del sistema bancario, fueron diseñadas con el propósito de convertir a Panamá en un “paraíso fiscal”.

La visión de Panamá como país clave para el desarrollo del comercio mundial está explicada diáfanamente en la exposición de motivos del Código de Comercio aprobado en 1917, que dice: “En la conjunta labor de los pueblos, cada vez más activa y más intensa, corresponderá sin duda alguna a la República de Panamá, en los tiempos venideros, participación de extraordinaria importancia, no tanto en relación con el desarrollo de sus fuerzas económicas internas, medida que determina para otras naciones el puesto a que están destinadas en el concierto de los intereses mundiales -como en conformidad con su posición excepcional en el planeta, que hace de la joven República el punto de confluencia del comercio del mundo, por donde pasarán del Occidente al Oriente, en competencia fecunda y heroica los frutos del inagotable ingenio humano empeñado en acrecentar cada día más la riqueza como medio de conquista en los dominios de la vida, y como elemento necesario para el bienestar individual y colectivo”.

Lo que corresponde al Gobierno panameño es aplicar la ley de retorsión en defensa de los intereses del país, manteniendo una posición firme, valiente y digna.

Mario A. De Diego


Los valores son de las personas

En el artículo del jueves 22 de diciembre [publicado en esta página, titulado “Ética y moral”] el periodista J. Enrique Cáceres-Arrieta cree que desacredita a los que rechazan la existencia de Dios, cuando indica que se da cuenta del desconocimiento de la naturaleza humana, de quienes publican argumentos sobre moral y ética.

Sinceramente, no veo coherente o razonable lo que expresa Cáceres-Arrieta. ¿Desde cuándo los valores éticos y morales tienen que ver con Dios?

En ausencia de un dios o en su presencia, debe existir autoridad para dar órdenes morales y derecho de recibirlas. ¿Por qué no pensamos que los valores son de las personas para las personas?

Además, por supuesto que sí se trata de valores morales universales, porque somos parte del universo y quien es inmoral perjudica al prójimo y a nadie más.

Jaime Quiroga SaldañaFarmacéutico


Disconformidad por publicación de cifras

Señor Rolando Rodríguez, director asociado de La Prensa: Por medio de la presente deseo dejarle plasmada mi más alta disconformidad por los artículos publicados en el diario La Prensa, los días domingo 18 y lunes 19 de diciembre de 2011, en la sección Panorama titulados “Trasparencia a medias”, “Instituciones incumplen ley de transparencia”, “Actualizan informe de transparencia en la web” y “Entidades cumplen parcialmente con la Ley 6”, sin obviar una primera plana de los dos primeros temas, en la que basaron su información en datos incorrectos y por ende en información falsa que causa una percepción errónea en los lectores.

Lo más preocupante de este asunto es que tal cual le consta, en el día de ayer [20/12/2011] me comuniqué directamente con usted para solicitarle una cita que le permitiera comprobar la verdad, para lo cual usted me remitió al señor Carlos Vargas, a quien inmediatamente llamamos, informándonos que estaba libre y que la persona encargada de poder atendernos era el señor José González, quien es precisamente el periodista que con tan poca veracidad redactó todas estas notas.

Si bien la información del día domingo es incorrecta, ya que aseguraba que 16 instituciones tenían un puntaje de 0% en las evaluaciones, la que publican el día lunes es aún peor, ya que insinúan que actualizamos nuestra página para subirles los puntajes, le aclaro que este cuadro de las evaluaciones fue publicado en nuestra página web el día viernes por primera y única vez sin que haya existido cambio alguno; tengo un sinfín de pruebas para demostrarles nuestra honradez y profesionalismo, para lo cual le solicito formalmente una cita que nos permita sustentarle este grave error.

Según ustedes, el error fue subsanado publicando el día lunes el puntaje correcto de estas 16 instituciones tan gravemente afectadas, pero para nosotros no es así, puesto que aún mantenemos las interrogantes de cuáles fueron los elementos de este profesional de la comunicación para publicar datos falsos, aun cuando le prestamos todo el apoyo para que pudiera redactar una nota basada en la verdad, la que no se puede tergiversar ni cambiar como ha sido este lamentable caso.

Dicho lo anterior, le informo que el cumplimiento al principio de publicidad de la Ley de Transparencia desprende un crecimiento porcentual por el orden del 60% entre los meses de marzo a noviembre de 2011, en cuanto a la información disponible en las páginas web de las instituciones del Estado (tal cual lo demanda el informe de Transparencia Internacional de 2008) lo que se traduce en mayor transparencia en la gestión pública.

Atendiendo este tema le sugiero revisen la última evaluación realizada por la anterior administración y publicada en diferentes medios de la localidad en el mes de junio de 2009, en donde solo 19 instituciones cumplían al 100%, sin que este “incumplimiento” provocara ninguna primera plana para ustedes.

Al ser preguntado sobre este caso, el periodista González explicó que la señora Benzadón, luego de la entrevista que le hiciera, lo remitió a la página web del Consejo, de donde le dijo que podría sacar la información de las evaluaciones de las instituciones del Estado. Así lo hizo, el miércoles por la tarde, y esa fue la información que utilizó para la noticia, tal y como la señora Benzadón le indicó.

ABIGAÍL BENZADÓN COHENSECRETARIA EJECUTIVA DEL CONSEJO NACIONAL DE TRANSPARENCIA CONTRA LA CORRUPCIÓN


Cápsulas del idioma

Seguimos la lista de palabras con distinto valor:

porvenir (´tiempo futuro´: A los jóvenes de hoy les espera un duro porvenir), sustantivo masculino que no debe confundirse con la locución adjetiva por venir (futuro, venidero): Los días por venir serán más difíciles; ni con la secuencia libre de la preposición por y el infinitivo venir: Aún quedan invitados por venir.

quehacer (´tarea u ocupación´: Su principal quehacer era cuidar el jardín), sustantivo masculino que no debe confundirse con la secuencia constituida por la conjunción que o el relativo que, seguido del verbo hacer: Tendríamos que hacer la comida; Había mucho que hacer.

sinfín (´infinidad´: Tenían un sinfín de problemas), sustantivo masculino que no debe confundirse con la locución adjetiva sin fin (´innumerable o ilimitado´ y ´[correa, cadena o cinta] que puede girar continuamente´): Tras revueltas y traiciones sin fin, consiguió pacificar el reino; Sentía una angustia sin fin; Hacía ejercicio en una cinta sin fin.

sinrazón (´cosa fuera de lo razonable o debido´ o ´ausencia de razón o lógica´: Ha optado por la sinrazón de echar a sus hijos; Había mucha sinrazón en sus propósitos), sustantivo femenino que no debe confundirse con la secuencia formada por la preposición sin y el sustantivo razón: Se molestó sin razón alguna.

sinsabor (´pesar o disgusto´: Quería evitarle el sinsabor de la derrota), sustantivo masculino que no debe confundirse con la combinación de la preposición sin y el sustantivo sabor: Comí frutas muy vistosas, pero sin sabor.

sinsentido (´cosa absurda y que no tiene explicación´: Lo que hiciste fue un completo sinsentido) sustantivo masculino que no debe confundirse con la secuencia formada por la preposición sin y el sustantivo sentido: Solo decía frases sin sentido.

•No confunda el adjetivo accesible (Que tiene acceso, de fácil acceso o trato, de fácil comprensión) con el adjetivo asequible (Que puede conseguirse o alcanzarse).

lflamarique@prensa.com


Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.


Tu suscripción viene con regalo este fin de año.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

Videos Viaje a Serbia para cambiar de sexo

Viaje a Serbia para cambiar de sexo Viaje a Serbia para cambiar de sexo Vídeo
Viaje a Serbia para cambiar de sexo AFP

Serbia acoge a los extranjeros que quieren cambiar de sexo, en particular a las mujeres que desean convertirse en hombres, una ...

NUEVA SOLICITUD Juez rechaza pedido de Brad Pitt de sellar documentos de custodia

Angelina Jolie presentó una solicitud de divorcio en septiembre y actualmente tiene la custodia principal de sus seis hijos. Angelina Jolie presentó una solicitud de divorcio en septiembre y actualmente tiene la custodia principal de sus seis hijos.
Angelina Jolie presentó una solicitud de divorcio en septiembre y actualmente tiene la custodia principal de sus seis hijos. AP/Archivo

Un juez rechazó el miércoles una solicitud de Brad Pitt para sellar detalles sobre el acuerdo de custodia en su divorcio de ...