´El Principito´ en otomí

´El Principito´, de Antoine de Saint-Exupéry, ha sido traducida a una lengua indígena mexicana.

Temas:

Junto a su estatus de clásico de la literatura, El Principito, del aviador y poeta francés Antoine de Saint-Exupéry, es una lectura bellísima y entrañable. Luego de haber sido traducida a 180 idiomas y dialectos, se le suma uno más. El pasado martes se presentó la traducción de la obra al otomí, una lengua indígena mexicana, la cual fue llevada a cabo por especialistas de la Universidad Autónoma de México.

“Esta traducción tiene doble importancia: para El Principito, porque muestra que es uno de los libros más universales y que más impacto ha tenido; y para el otomí, porque nos muestra que puede expresar cualquier idea”, dijo a EFE la investigadora Verónica Kugel.

La versión en Hñähñu, variante a la que fue vertida la obra, tiene como propósito el que niños y jóvenes indígenas se animen a leer y profundizar en el uso de su propia lengua, explicó.

Esta variante posee una población lingüística de cerca de 300 mil hablantes, ubicados en los estados de Hidalgo, Guanajuato, Querétaro y Puebla. El título traducido a esta lengua fue “El muchachito gran jefe”.

RELEVANCIA DE UN LIBRO

Escrito en 1943, el libro narra el encuentro de un aviador perdido en el desierto del Sahara, quien conoce a un pequeño príncipe que le relata sus experiencias en otros mundos, abordando temas tan sencillos y trascendentales como la amistad, la madurez y el amor.

Sobre las razones de su prevalencia a través del tiempo, el escritor panameño Carlos Wynter las resume en que “además de ser un recuerdo inevitable, es un relato que narra a través de símbolos, como lo hace la más elevada literatura. Son símbolos que nos refieren a los grandes temas de la humanidad: la belleza, la libertad o cuál es nuestro propósito en la vida”.

Por su parte, el autor Carlos Fong indicó que “se trata de un libro que debe estar cerca siempre. Sobre todo, cuando es necesario recordar que somos humanos”.

Frente a la pregunta acerca de la categorización de El Principito como una obra infantil, Fong explicó que en realidad es un libro para todos. “Saint Exupéry escribió una obra que no tiene géneros; es para un lector genérico, que es otra cosa. No hay hadas, pero el imaginario infantil se conecta a través de códigos esenciales con el universo adulto”, dijo.

Por otro lado, Wynter explicó que es un libro que se lee “a diferentes niveles”.

Por eso, indicó que “la literatura infantil debe trabajar con los referentes que tienen los niños. Creo que este libro lo interpretan los niños con sus propias ensoñaciones, y algunos adultos con códigos más filosóficos”.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Directorio de Comercios

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

Está lesionado Champions: Giménez es descartado para el juego entre el Atlético y el Real Madrid

El zaguero uruguayo José María Giménez. El zaguero uruguayo José María Giménez.
El zaguero uruguayo José María Giménez. Tomado de zimbio.com/Getty Images

El zaguero uruguayo José María Giménez fue descartado por el Atlético de Madrid para el choque contra Real Madrid en las ...

TRAGEDIA Muere reconocido alpinista suizo cerca del monte Everest

Ueli Steck. Ueli Steck.
Ueli Steck. AFP/Archivo

El afamado alpinista suizo Ueli Steck falleció el domingo en un accidente de montañismo cerca del monte Everest, en Nepal, ...

CEREMONIA Un ministro indio regala piezas de madera a las novias para que se defiendan de sus maridos

El ministro Gopal Bhargava entregó las palas durante una boda multitudinaria. El ministro Gopal Bhargava entregó las palas durante una boda multitudinaria.
El ministro Gopal Bhargava entregó las palas durante una boda multitudinaria. Tomado de Facebook de Gopal Bhargava

Un ministro del estado indio de Madhya Pradesh decidió regalar palas de madera de lavar la ropa a cerca de 700 novias para que ...