´Iftar´, el des-ayuno de Ramadán

/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_20141203T0l806.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_20141203T0l806.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/03/0_20141203T0l806.jpg

Hoy, los musulmanes que habitan nuestro suelo patrio no comerán ni beberán desde las 6:10 a.m. hasta las 6:37 p.m. O sea, 12 horas y 27 minutos. Esto se debe a que estamos en pleno Ramadán, el período de observancia religiosa más importante del islam, que comenzó el 1 de agosto y terminará el 29 de este mismo mes. Las fechas de Ramadán se establecen mediante el calendario lunar musulmán, y cae en su noveno mes. Conlleva –en la temática de estas páginas– a uno de los cinco pilares del islam: el sawm, que es el ayuno obligatorio desde que el sol sale hasta que se oculta. Durante este tiempo, el observante se abstiene de comer, beber, fumar y tener relaciones conyugales.

En cuanto a la comida se refiere, las costumbres varían de región en región, pero con la globalización, en términos gastronómicos, también en Panamá el dátil es lo primero que se comerá hoy a las 6:37 p.m. para Iftar (al caer el sol). Según Salim Dadabhai, indostán musulmán, quien asiste a la mezquita de Vista Hermosa, además en Panamá al igual que el resto del mundo islámico, las frituras (samosas, buñuelos, sambusek, falafel) son bienvenidas al igual que el hummus, y productos lácteos como el labne y el lassi, las sopas de lentejas y otras leguminosas.

Estando nosotros en un país tropical, húmedo y caliente, tras no comer ni beber –ojo, ni un sorbo de agua– el dátil es tan ideal como lo es para la región mesoriental, cuna de la tercera religión monoteísta.

Después de comer dátiles, los fieles asisten a la mezquita, donde cada noche del Ramadán se lee una treintava parte del Corán. Luego, los creyentes siguen el banquete, ya sea en casa o con amigos. También es usual asistir a restaurantes, donde se puede ver a extraños compartiendo su comida. Dice Dadabhai que es habitual comer, p.e., frituras como samosas, rollos de pollo y buñuelos.

Al final del Ramadán, terminada la lectura del Corán, durante tres días se celebra el Eid al-Fitr, palabra que proviene del antiguo persa y significa “banquete de caridad”: su primera comida es la noche anterior al shawal (décimo mes del calendario lunar), que marca el fin del Ramadán y se celebra un banquete que marca el fin del ayuno colectivo más grande del mundo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Directorio de Comercios

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

Premundial Sub-20 de Panamá cae 2-0 ante Honduras

El cuadro panameño no pudo concretar las opciones de gol que tuvo. El cuadro panameño no pudo concretar las opciones de gol que tuvo.
El cuadro panameño no pudo concretar las opciones de gol que tuvo. Tomada de Twitter/Conacaf

La selección de fútbol Sub-20 de Panamá cayó este lunes ante su similar de Honduras por marcador de 2-0, un traspié en sus ...

gabinete de donald trump Confirman a multimillonario Wilbur Ross como secretario de Comercio

Wilbur Ross (C) ha sido elogiado por ex secretarios de Comercio, entre ellos uno que ocupó el cargo durante el gobierno del presidente Barack Obama. Wilbur Ross (C) ha sido elogiado por ex secretarios de Comercio, entre ellos uno que ocupó el cargo durante el gobierno del presidente Barack Obama.
Wilbur Ross (C) ha sido elogiado por ex secretarios de Comercio, entre ellos uno que ocupó el cargo durante el gobierno del presidente Barack Obama. AFP

El Senado de Estados Unidos confirmó el lunes al multimillonario inversionista Wilbur Ross como secretario de Comercio y nuevo ...

estadísticas de la Fuerza de Tarea Conjunta Tres días de carnaval dejan 8 víctimas fatales y 349 accidentes de tránsito

Miembros de la Fuerza de Tarea Conjunta dan atención a una persona en la cinta costera. Miembros de la Fuerza de Tarea Conjunta dan atención a una persona en la cinta costera.
Miembros de la Fuerza de Tarea Conjunta dan atención a una persona en la cinta costera. LA PRENSA/Roberto Cisneros