Arquitectura y Arte Arquitectura y Arte

04 may Rellenos sanitarios clausurados

Leo en los periódicos y escucho en los noticieros y entrevistas en la televisión que el Gobierno Nacional piensa eliminar rellenos sanitarios en diferentes ubicaciones del país que cumplieron su fin y que se reemplazarán por nuevos que se tienen en mente construir. A ambos me refiero.

Es una verdad indiscutible que la manera o proceso de deshacerse de los desechos (basuras) que genera una comunidad, el más económico y más eficiente de los que se conocen es el relleno sanitario. Subrayo, bien construido y administrado.

Hasta hace aproximadamente 35 años se arrojaban sobre una finca, a ras de tierra, los desechos (basuras) que producía la ciudad de Panamá y en este sitio hoy día crece una urbanización de altos valores inmobiliarios. Después de depositados los desechos, estos se incineraban y era por ello que le llamaban al lugar “el crematorio”.

Escenas así se observan en varios puntos del país. Expandir Imagen
Escenas así se observan en varios puntos del país.

Imagínese la cantidad de vapor de metano que expulsó este lugar por años mientras funcionaba. Adicional nombro monóxido y dióxido de carbono. Y todo esto en conjunto contribuye a la eliminación de la vegetación, causa problemas de respiración, enfermedades de cáncer, y laceraciones en el sistema nervioso de la población. Eso lo sabe cualquier estudiante a nivel secundario que estudia ciencias.

Desafortunadamente, los rellenos que se han construido y administrado hasta ahora en nuestro país no han sido de la manera correcta, causando esto efectos dañinos en nuestras colectividades. Todos terminan como lugares tóxicos.

Existen guías básicas de construcción en materia de rellenos sanitarios como la ubicación del sitio o lugar el cual debe establecerse en lugar remoto y aislado de nuestras comunidades, sembradíos, etc. Y su cota más baja debe cubrirse totalmente, antes de prestar servicio, con una capa impermeable para evitar que el subsuelo se corrompa con filtraciones de líquidos nocivos y gases tóxicos. Además, se requiere, una vez iniciada su función, una permanente supervisión de ingenieros sanitarios y especialistas en el tema con el propósito de evitar que se convierta en un peligro sanitario para los vecinos a quienes sirve.

En la República de Panamá, los municipios autorizan y aprueban las construcciones de viviendas y urbanizaciones sin que se tomen las providencias o se considere planificar adónde se ubicarán las basuras y desperdicios que estas generan o producen.

¿Y cuál es el destino que tienen los sitios que han servido como rellenos sanitarios a clausurar, si es que han pensado en esto?

En otras latitudes con ribetes de industrializadas las antiguas áreas de rellenos sanitarios que se clausuran se convierten parques y sitios de esparcimientos. Obviamente, para que ello sea así hay reglas y procedimientos que se practican. Uno de ellos es que la ubicación debe sellarse y cubrirse con varias capas protectoras y encima deben colocarse .60 cms de tierra. Siguiendo estos procedimientos, entre otros, ayuda absorber las aguas lluvias y al ecosistema evitando que los mares suban su nivel actual.

No debemos olvidar que el subsuelo de los rellenos sanitarios clausurados están (por muchos años) repletos con vapor de metano que se pueden utilizar en ciertas industrias si son canalizados. No se pueden construir estructuras en estos sitios y para plantar árboles deben colocarse 1.50 mts. adicional de tierra.

¿Un parque? Hemos visitado un parque construido sobre relleno sanitario clausurado y observamos caminos pavimentados para ciclistas, caminar, patinar, campos de juegos (béisbol y fútbol).

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Autor

  • Sebastian Sucre Sebastian Sucre

    Sebastián Sucre es arquitecto diseñador de profesión, conferencista y acuarelista premiado.Dos de sus pinturas aparecieron en la portada del suplemento de Ellas del diario La Prensa. Articulista para varios periódicos y revistas y crítico de arquitectura, urbanismo y arte.Además es autor de “Puertas y ventanas del barrio de San Felipe–Testimonio de un valioso legado”, el cual fue por un tiempo el libro más consultado en la Biblioteca Nacional. Su otro libro es “Arquitectura, urbanismo y arte”. Por otro lado, el arquitecto Sucre ha diseñado residencias, estructuras institucionales, entre otras estructuras.Es miembro honorario de la Sociedad Mexicana de Arquitectos y ocupó el cargo de director del Colegio de Arquitectos de la Sociedad Panameña de Ingenieros y Arquitectos. También pertenece a varias asociaciones profesionales internacionales.La ciudad de Coral Gables, en Estados Unidos, le otorgó la llave de la ciudad en reconocimiento de sus méritos profesionales.