Cine y más Cine y más

13 oct Seres de tinieblas

Temas:

El terror es la clase de género cinematográfico que más de un estudioso, investigador, crítico y espectador mira con desdén porque no lo considera a la altura del drama o la comedia.

Es una equivocación mayúscula, porque hay un buen par de ejemplos de películas que son estremecedoras en sus puestas en escena, con una precisa estructura arquetípica y que ofrecen una ficción basada en despertar el miedo a todo aquel que decida ingresar a una sala de cine o poner esta clase de producciones en la televisión de su hogar.

De acuerdo al sitio web imdb, se han rodado en el mundo más de 4 mil 600 largometrajes cuya base y características fílmicas son el terror. Una cifra que no incluye los corto y mediometrajes y los documentales que han tocado el tema.

Hay filmes de terror que son reverenciados, que incluso entran en la categoría de películas de culto, es decir, aquellas que han sido aplaudidas por propios y extraños y han sabido pasar la prueba del tiempo gracias a su calidad.

Toma en cuenta que ya en las primeras décadas del siglo XX se ofrecieron cintas admirables como La parada de los monstruos (1932), de Ted Browning y El gabinete del doctor Caligari (1920), de Robert Wiene.

En esta primera etapa el enemigo a derrotar era el mal encarnado en toda una galería de monstruos que iban más allá de lo cotidiano: fantasmas, hombres lobos, vampiros o seres míticos como Drácula o Frankestein, que por alguna razón de xenofobia procedían de Europa. Como el cine también es cíclico, en la última década estos mismos personajes han regresado a la pantalla grande en busca de nuevos adeptos.

Más cerca a la actualidad hay otras producciones que son igualmente aclamadas, como Los Pájaros (1963) y Psicosis (1960), ambas de Alfred Hitchcock, así como La semilla del diablo (1968), de Roman Polanski.

Este segundo segmento se destaca por ofrecer sustos y un mensaje político o social por partes iguales, con un énfasis en lo apocalíptico, el fin del mundo en una época en la que la Guerra Fría iba a sus anchas y era posible desatar la fuerza nuclear. Su tono era más psicológico y con un estilo más cercano a la intriga y al thriller.

Si quieres muestras más recientes de películas de gran calibre de gritos y miedos caben mencionar Tiburón (1975), de Steven Spielberg; El resplandor (1980), de Stanley Kubrick; Alie, el octavo pasajero (1979), de Ridley Scott; El Exorcista (1973), de William Friedkin.

El cine de terror en este tercer periodo evoluciona, es menos vanguardista que en el pasado, pero es más radical en  sus propuestas, ya que refleja una sociedad occidental que tenía una modificación en su rumbo de la mano de fenómenos como la contracultura, el feminismo, el movimiento hippie y las luchas de las minorías raciales.

Esta tercera sección tiene una subdivisión: el subgénero del slasher, que se concentra en darle protagonismo al psicópata o asesino en serie como ocurre en La matanza de Texas (1974), de Tobe Hooper; La noche de Halloween (1978), de John Carpenter; Viernes 13 (1980), de Sean S. Cunningham y Pesadilla en Elm Street (1984), de Wes Craven.

Drácula de Bram Stoker (1992) de Francis Ford Coppola; El Sexto Sentido (1999), de M. Night Shyamalan; Los Otros (2001), de Alejandro Amenábar, y REC (2007), de Jaume Balagueró y Paco Plaza, son ejemplos más cercanos de un terror de valía.

En esta última etapa hay un regreso al sistema clásico del terror, una vuelta a la tradición, con un terror cáustico y malévolo, que contrasta con ese cine gore tan ordinario que aparece con fuerza a finales de la década de 1980, y que es lo contrario al buen gusto y que fascina tanto a los jóvenes.

La televisión tiene, por lo menos, dos referentes que debes disfrutar, La dimensión desconocida, de Rod Serling y John Brahm, y más recientemente The Walking Dead, de Frank Darabont.

Todas las cintas antes mencionadas pueden verse por entregas en páginas web como You Tube o las transmiten con cierta frecuencia en los canales de televisión por cables especializados en producciones de antaño.

¿Has visto algunas de estas producciones? ¿Cuáles películas de terror te han hecho añicos el ánimo y tu tranquilidad?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.