Cine y más Cine y más

23 sep Los ganadores del premio Emmy

Temas:

Esta noche, en el Teatro Nokia de Los Ángeles, habrá dos grandes ganadores en la entrega de los premios Emmy a lo más destacado de la pantalla chica estadounidense. Se trata de una comedia sobre una peculiar familia contemporánea de clase media y un retrato de una jungla de cemento, donde habitan talentosos publicistas de los años de 1960.

Modern Family debe recibir su tercera estatuilla dorada como la mejor comedia. Además, tendrá otros motivos para celebrar, pues debe vencer en la categoría de mejor dirección, así como de mejor actriz de comedia, que debe ser para Julie Bowen, su tercera nominación por esta serie, trofeo que ya obtuvo el año pasado. La única que podría enfriarle la fiesta a Bowen es su compañera de reparto, Sofía Vergara, que también ha sido tres veces nominada en este aparte y quizás ahora el Emmy decida darle su palmadita en la espalda.

Es interesante el poder de este programa en términos de intérpretes masculinos, ya que cuatro de los seis nombres que aparecen en la categoría de actor de reparto de comedia son de Modern Family. El que debe brillar por encima de los demás será Ty Burrell, quien ya se quedó con esta estatuilla en 2011.

Por su lado, Mad Men, por quinta vez consecutiva, será destacada como el mejor drama. Si consigue esta hazaña irá más allá de series emblemáticas que solo lograron cuatro Emmy: Hill Street Blues, L.A. Law y The West Wing. En comedia sí hay un ejemplo de cinco trofeos: Frasier.

De igual manera, hoy Mad Men debe quedarse con el aparte de dirección y guion.

LAS COMEDIAS

Modern Family, creada por Steven Levitan y Christopher Lloyd en 2009, además está compitiendo en otras ocho nominaciones: actores de repartos (Ed O’Neill, Jesse Tyler Ferguson, Ty Burrell y Eric Stonestreet), intérpretes secundarias (Sofía Vergara y Julie Bowen), dirección tanto para Jason Winer como para Steve Levitan.

El resto de los miembros del aparte de mejor comedia son: Curb Your Enthusiasm (2000), una especie de reality show sobre Larry David (su creador), que tiene tres nominaciones (serie, actor principal para Larry David y dirección para Robert B. Weide. Agregue Girls (2012), con 4 (comedia, guion, actriz principal y dirección para Lena Dunham). Dunham muestra el devenir de unas chicas en Nueva York.

Otra nominada es 30 Rock (2006, de Tina Fey, que se enfoca en el día a día de un show televisivo cómico), con 3 nominaciones: comedia, intérprete principal para Alec Baldwiny y actriz principal para Fey. Acto seguido aparece Veep (2012, de Armando Iannucci) con 2 nominaciones: comedia y actriz principal para Julia Louis-Dreyfus.

La última del colectivo es The Big Bang Theory (2007, de Chuck Lorre y Bill Prady), que tiene como atractivo seguir los pasos de cuatro jóvenes genios, con 3 nominaciones: comedia, intérprete central (Jim Parsons) y actriz secundaria (Mayim Bialik).

LOS DRAMAS

Mad Men (2007, de Matthew Weiner) compite en nueve apartes: mejor drama, actor principal (Jon Hamm), actriz principal (Elizabeth Moss), intérprete de reparto (Jared Harris), actriz secundaria (Christina Hendricks), dirección (Phil Abraham) y guion (Semi Chellas y Matthew Weiner; Andre y Maria Jacquemetton, y Erin Lecy y Matthew Weiner).

La acompaña Boardwalk Empire, en torno al negocio ilícito del alcohol en la década de 1920, compite en 3 áreas: drama, intérprete principal (Steve Buscemi) y dirección (Tim Van Patton).

También está presente Breaking Bad (2008, de Vince Gilligan), que se concentra en la vida de un decepcionado profesor, con 6 nominaciones: mejor drama, actor principal (Bryan Cranston), dirección (Vince Gilligan) e intérpretes secundarios (Aaron Paul, Giancarlo Esposito y Anna Gunn).

Luego aparece la única de esta categoría que proviene del extranjero, Downton Abbey (Reino Unido, 2010, de Julian Fellowes), con 9 nominaciones: serie, actores principales (Hugh Bonneville y Michelle Dockery), dirección (Brian Percival), guion (Julian Fellownes), actores de reparto (Brendan Coyle y Jim Carter) y actrices secundarias (Maggie Smith y Joanne Froggatt).

Homeland (2011, de Howard Gordon), concentrada en un sargento de la marina y un agente de la CIA, las acompaña en cinco segmentos: drama, actor central (Damian Lewis), intérprete principal (Claire Danes), dirección (Michael Cuesta) y guion (Alex Gansa, Howard Gordon y Gideon Raff).

Juegos de Tronos, de D.B. Weiss y David Benioff, sobre lucha de poderes en tiempos inmemoriales, está en dos categorías: drama y actor de reparto para Peter Dinklage.

MÁS GANADORES

¿Tienen oportunidad artistas que participen en otros programas que no sean en Modern Family y Mad Men? Claro que sí.

La mejor actriz principal de comedia será para Amy Poehler por Parks and Recreation (2009, de Greg Daniels y Michael Schur), quien ha sido nominada en ese aparte en cinco ocasiones.

Aunque quién quita alguien le arrebate el Emmy: Julia Louis-Dreyfus por Veep, quien ha sido nominada 13 veces en su vida y tiene dos en su casa: una por The New Adventures of Old Christine (2006) y Seinfeld (1996).

El intérprete principal de comedia lleva el nombre de Jim Parsons por The Big Bang Theory, o sea, será el tercer Emmy en hilo por encarnar al inmutable y tierno Sheldon Cooper.

Claire Danes va a reír mucho al recibir su primer Emmy en la categoría de mejor actriz de drama por Homeland, si bien tiene uno de 2010 por participar en la miniserie Temple Grandin.

Hoy recibirá su segundo Emmy Peter Dinklage como actor de soporte por Game of Thrones. La actriz secundaria en un drama debe recaer en Maggie Smith por Downton Abbey, por el que ya ganó uno en 2011.

Interesante transformación la de Bryan Cranston, ya que en la década de 2000 se le asociaba en la televisión como el paciente y torpe padre de un niño inteligente en Malcolm in the Middle.

Ahora tendrá su cuarto Emmy por participar en Breaking Bad. De conseguirlo empataría el récord que tiene Dennis Franz por NYPD Blue, en esta misma categoría.

¿Qué programas y actores deberían ganarse un Emmy hoy? ¿Quiénes que no ganaron deben obtener un Emmy?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.