Cine y más Cine y más

20 mar Las pérdidas de 'John Carter'

Temas:

Disney ha recibido un fuerte golpe a su bolsillo y a su autoestima. Su película John Carter, ya es oficial, es el primer gran fiasco económico de 2012 para Hollywood en general y para el estudio del ratón Mickey en particular.

El sitio web especializado, boxofficemojo.com, informa que John Carter va a terminar con números más o menos en rojo debido a su débil recaudación en Estados Unidos (lleva 54 millones de dólares) y su bajo rendimiento en mercados europeos claves como Francia, Reino Unido, Alemania, España e Italia.

En América Latina el mejor territorio para la nueva producción de Andrew Stanton ha sido Brasil. En Panamá, por ejemplo, tiene dos semanas en el primer lugar de preferencia.

Quizás el asunto mejore cuando John Carter se estrene en mercados grandes como China y Japón. Quizás eso la salve, pues por ahora lleva 180 millones de dólares y tuvo un costo de 250 millones de dólares, más los 100 millones de dólares que costó la campaña de promoción, la que comenzó hace más de seis meses.

Los expertos en economía fílmica calculan que a duras penas esta adaptación cinematográfica de una novela de Edgar Brice Burroughs alcanzará los 300 millones de dólares, en el mejor de los escenarios.

De acuerdo a la agencia de noticias DPA, Disney admite que perderá entre 80 millones y 120 millones de dólares a causa del pésimo desempeño de John Carter, que para algunos en la empresa iba a tener una popularidad similar a la que consiguió Avatar en su momento.

John Carter no es la única en una larga lista de decepciones financieras en su paso por la llamada Meca del Cine. Recordemos el fiasco de las cintas Mars needs Mums, Prince of Persia: The Sands of Time y The Sorcerer’s Apprentice, entre otros.

¿Pasará lo mismo con la pronta a estrenarse Avengers? ¿Funcionará la unión de superhéroes con el rostro de Chris Hemworth (Thor), Mark Rufallo (Hulk), Scarlett Johansson (Black Widow) y Robert Downey Jr. (Iron Man).

Por otro lado, los críticos la han destruido. Logró apenas el 51% de su apoyo. Comparto con ustedes algunas perlas.

Mick LaSalle, del periódico San Francisco Chronicle, dijo que en John Carter “no hay nada que ver, nada sobre lo que pensar, nada por lo que interesarse y nada que sentir, sólo vacío. El vacío nunca se llena durante el curso de unos largos y yermos 132 minutos".

Su colega Lou Lumenick, del diario New York Post, señaló que es “difícil interesarse acerca de nada de lo que ocurre en esta amorfa franquicia hipotética, que se tambalea de escena en escena sin construir nada realmente excitante”.

¿Qué superproducción pensabas que sería increíble y no lo fue tanto?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.