Cine y más Cine y más

17 nov De sustos infantiles

Temas:

Chistes, sí. Aventuras, también. Canciones y bailes, por supuesto; pero ¿gritos? Mejor no.

Ese es el parecer de los productores en Hollywood cuando se plantean qué géneros cinematográficos utilizar en la siguiente película animada.

En la llamada Meca del cine, el género de terror es admitido en alguna escena cumbre, como para darle más dramatismo a la trama; pero no como el sustento permanente de una historia animada, ya que en el séptimo arte industrial se tiene la opinión de que los sustos son más para la audiencia juvenil y no tanto para los más pequeños.

De unos años para acá, el terror ha tomado, de forma lenta, cierto protagonismo en el cine animado norteño, como queda demostrado con largometrajes como Hotel Transylvania.

El año 2012 quizás sea el más prolífero en cuanto a la presencia del cine de terror animado con Frankenweenie, ParaNorman y Hotel Transylvania.

Hay dos tendencias al momento de darle luz verde a esta clase de proyectos.

Están las cintas que echan mano de personajes perturbadores, pero que los presentan con un matiz inofensivo para no causar mucho pánico, como los extraterrestres de Monsters ´vs´. Aliens (2009), los ogros en las cintas de Shrek, los monstruos en Monsters Inc. (2001) o los seres mitológicos de How to Train Your Dragon (2010).

En el otro caso, los sustos van con todo, al punto que en más de una ocasión se ven niños intranquilizarse o llorar en cintas como Monster House (2006), Coraline (2009) y ParaNorman (2012).

Uno de los que en Hollywood echó mano del miedo para llegar al público desde la animación fue Tim Burton, cuando produjo en 1993 The Nightmare Before Christmas, que dicen dirigió solito Henry Selick, pero casi nadie le cree.

Luego, Burton se pasó a la dirección e igualó la receta de lo macabro con Corpse Bride (2005) y Frankenweenie (2012).

FINANZAS

El ir más allá de la raya en eso del miedo no les ha funcionado lo suficiente en la taquilla mundial, pues si bien no son fracasos financieros, tampoco es que han sido muy rentables, ya que ninguna película ha llegado a los 200 millones de dólares en la boletería, según datos de la página web especializada en recaudación www.boxofficemojo.com.

ParaNorman tuvo un presupuesto de 60 millones de dólares y obtuvo de retorno 96 millones de dólares, y Corpe Bride costó 40 millones de dólares y logró 117.1 millones de dólares.

Mientras que Monster House se hizo gracias a 75 millones de dólares y alcanzó los 140.1 millones de dólares; The Nightmare Before Christmas se rodó con 18 millones de dólares y devolvió 75 millones de dólares, y Coraline se produjo con 60 millones de dólares y regresó 124.5 millones de dólares.

OPINIONES

Los críticos de cine de Norteamérica no tiemblan de miedo ante estas propuestas, a las que consideran, en líneas generales, entretenidas y agradables, aunque convencionales y ausentes de inspiración.

No todas dan lástima. Los expertos, reunidos en la página web rottentomatoes.com, resaltan a The Nightmare Before Christmas con el 96% de su aprobación, Monsters Inc. con 95%, Coraline con el 90% y Frankenweenie con el 89%.

Después le siguen ParaNorman con 86%, Corpse Bride con 84%, Monster House con 74% y Hotel Transylvania con 43%.

Transylvania

La nueva película animada que llega a las salas nacionales no ha sido bien recibida por los expertos. Por ejemplo, Michael O'Sullivan, del diario  The Washington Post, opina que el Hotel Transylvania "puede ofrecer una escapada de Halloween perfectamente correcta para niños pequeños, pero no hay mucha diversión para papá y mamá".

Claudia Puig, del periódico  USA Today, resalta que "aunque es una comedia enérgica, hay más humor alocado que ingenio en funcionamiento y una buena cantidad de ideas prestadas de la mucho más inteligente Monsters, Inc.".

Mientras que Jesús Palacios, de la revista  Fotogramas, estamos ante "una deliciosa coreografía llena de bichos, guiños cinéfagos, chistes pringosos y monstruos entrañables, al servicio de la pura diversión".

¿Cuál es su película de terror animado favorita y por qué? ¿Ya vieron Hotel Transylvania?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.