Buen beber Come, bebe y ‘baila, baila’

Los interiores no tienen aspecto de bar.  Los interiores no tienen aspecto de bar.
Los interiores no tienen aspecto de bar.

NUEVO I Hace unos días, Rosario, que es medio "arrepinchosa" y se entera de todas las rumbas antes que cualquiera, me dijo: "Vamos a Baila baila".Imaginen la cara que puse al escuchar el nombre ¿Qué es Baila baila?, ¿de qué estás hablando?Al principio pensé que me estaba "grubeando", pero no, ella hablaba en serio.

SU PLAN I Aparentemente, en algún momento, se topó con el nuevo local e ideó un plan.Todo consistía en llevarme a un nuevo restaurante-bar-antro que abrió hace poco, atrás del KFC de Calle 50, para que "ampliara un poco más" mis conocimientos acerca de antros nocturnos.Después de pasar sinnúmero de veces por el local —analizando el exterior para ver si lograba captar algo fuera de lo normal— acepté.

SIN EXPECTATIVAS I Llegué sin saber nada; nunca vi ninguna movida extraña y eso bloqueó mi capacidad de juicio anticipado.No estaba segura si Rosario, Valeria y yo nos estábamos metiendo en "la boca del lobo" o si estábamos en territorio seguro.Tampoco estaba segura si entramos por la salida o si todos entran por ahí, pero la puerta del estacionamiento tiene un pasillo que nos llevó directamente a un patio lleno de mesitas bajo un gran árbol de mango, frente a una pequeña tarima que dice "Baila baila" por todas partes.

MEJOR ADENTRO I Esa noche hacía calor y preferimos entrar al local, donde hay una pequeña barra y mesas de madera —unas bajas y otras muy altas— pero muy acogedor.El aire acondicionado resultó mejor que la intemperie, —no estaba demasiado frío— además, la música tenía el volumen ideal, justo en el punto donde se puede conversar sin alzar la voz.

BEBE BEBE I Apenas llegamos, un mesero atento se paró a nuestro lado para preguntar qué pediríamos y no nos abandonó por más de 10 minutos en toda la noche.Me sentía aventurera y me arriesgué a pedir un coctel, aunque no tienen carta de licores ni veía ningún letrero que indicara que venden algo más que cervezas.Pedí una piña colada y, para mi sorpresa, estaba deliciosa.Valeria pidió un Blue Lagoon que, según ella, estaba delicioso: suficiente limón, suficiente blue curaçao, suficiente vodka y dos cerezas como ñapa.El Cosmopolitan de Rosario estaba en su punto y dijo que fue una verdadera lástima que se acabara tan pronto.Mi querida Talula, que no se pierde una, decidió plantar a su "chamo" por un rato para acompañarnos a este singular local y, como siempre, estaba limpia y solamente pidió una cerveza, porque estaban a un dólar las nacionales y a tres dólares las Corona (demasiado caras para su presupuesto).Ese día no había mayor oferta, pero los miércoles son open sangría para las damas a solo tres dólares.Después de terminar mi trago, pedí un Long Island que estaba bastante fuerte y no fue de mi agrado.Para que no se quedara sin tomar nada, decidimos invitarle un trago más a Talula, que pidió un daiquirí de cereza. La pobre dijo que al principio estaba rico, pero después la empalagó.Rosario, la más aventurera de todas, pidió un "orgasmo". También estaba rico al principio, pero el hielo se derritió demasiado rápido y quedó aguado en un dos por tres.No nos quejamos, estaban decentes y a cuatro dólares con 50, ¿para qué protestar?

COME COME IBaila baila es un restaurante-bar español que se especializa en tapas, aunque ese día comer no estaba dentro del plan original.El atento mesero nos contó que abren al mediodía y tienen menú ejecutivo; además, tienen carta de comidas, cierran durante la tarde pero abren en la noche, para la hora de la cena.Un poco complicado para mi, que no tengo horario de comidas, pero para quienes tienen su vida organizada y pueden almorzar al mediodía y cenar temprano en la noche, está perfecto.

BAILA BAILA IEn la entrada del local hay un gran letrero que anuncia las clases de baile tropical, desde mambo hasta chachachá.El precio es barato, a seis dólares, con diploma incluido.Al mediodía, mientras la gente almuerza, puede bailar, así como también durante la noche.

BUENA ATENCIÓN I En el bar me encontré con varios amigos que jamás imaginé que podrían estar ahí.Víctor estaba a punto de caerse porque "las pintas están baratas" y estaba dispuesto a acabar con el bar. Así también estaba Javi, disfrutando de las cervezas frías.Pero lo que más llamó mi atención fue cuando dos amigas a las que no veía hacía mucho, Xenia y Ximena, fueron a saludarme y anunciaron que ya se iban. El dueño del local se acercó a ellas para preguntarles por qué se marchaban. El trato que se le da a los clientes es personalizado, y ellas —ahora clientes frecuentes— aseguran que lo mejor de todo es cuando el dueño está pendiente de las necesidades del cliente.Antes de irnos nos preguntaron cómo estaba todo y qué nos hizo falta, con la idea de mejorar el servicio y, además, nos invitaron a regresar, algo que sé haré pronto, aunque la próxima visita espero sea para comer.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo más Visto Nuevo Comentado

Lo último en La Prensa

Según el abogado Ernesto Cedeño Fiscal electoral no recibió auditorías de las partidas circuitales

Fachada de la Asamblea Nacional y la Contraloria General de la República. Fachada de la Asamblea Nacional y la Contraloria General de la República.
Fachada de la Asamblea Nacional y la Contraloria General de la República. LA PRENSA/Archivo

El abogado Ernesto Cedeño informó este lunes 22 de mayo que la Fiscalía Electoral le comunicó por escrito que no recibió los ...

REACCIÓN La estrella del pop Ariana Grande dijo estar 'destrozada' tras el ataque

Ariana Grande. Ariana Grande.
Ariana Grande. AFP

La cantante estadounidense Ariana Grande declaró estar "destrozada" tras el atentado a la salida de su concierto en la noche ...