DE DIVERSOS GRUPOS HUMANOS.

‘Ya verán que aparece al final’

691528 691528

691528

691525 691525

691525

691513 691513

691513

Desde muy temprano y sobre todo una vez conformada su vida republicana, en Panamá y tal como era natural, con constante frecuencia aquí se han venido efectuando múltiples reuniones de la más variada naturaleza.

Hoy les traemos a ustedes tres diferentes fotografías referentes a lo arriba anotado. Una tiene relación con la idea de crear aquí una importante y nueva universidad, la otra es de carácter de celebración y la última quizás de un acto gremial o quizás tan sólo también social.

De ninguna de sus naturalezas podemos estar muy seguros, por más diligencias investigativas que hemos realizado.

De la primera no cabe la menor duda que tuvo lugar en las gradas del Instituto Nacional. Un selecto grupo de personajes en su mayoría extranjeros, habían llegado hasta acá para en el mes de junio del año de 1926, conmemorar el primer centenario del Congreso Anfictiónico que el Libertador Simón Bolívar había convocado para que aquí se reuniese.

Cien años más tarde, ya lo anotamos, en esta capital se reúne otro congreso ahora llamado Bolivariano. Son entonces sus asistentes los que aquí figuran. Las reuniones de trabajo se llevaban a cabo en el Aula Máxima del Nido de Águilas, en el Salón Capitular del Convento de San Francisco en donde en 1826 se había celebrado el Congreso Anfictiónico organizado por Bolívar y en el Teatro Nacional.

La segunda fotografía y a juzgar por varios uniformados que allí aparecen nos da la impresión de tratarse de un homenaje a la tripulación de un barco posiblemente alemán que nos visitaba. No todos los que aparecen están uniformados, los presentes bien podían haber conformado una delegación. ¿Serían en realidad de la nacionalidad mencionada? Y por último la tercera foto. Aquí, tan sólo hemos podido identificar (¡qué sagaces que somos!) a las banderas que están detrás de ellos. Esperamos que nuestros siempre fieles y amables lectores nos ayuden a armar el rompecabezas con el que nos hemos topado. Gracias por adelantado, algunos lectores no están de acuerdo con que publiquemos fotos no identificadas. Lo sentimos, pero creemos que la participación de ustedes agrega interés a estas históricas y difíciles páginas.

SOBRE OTROS TEMAS

Lo que también es verdad es que debido a que no sabemos con claridad de cuáles eventos se trata, tendremos que llenar el amplio espacio que nos falta con otro tema de gran importancia histórica y muy digno de un estudio muy serio de carácter sociológico. Nos estamos refiriendo al fútbol o balompié cuyo campeonato mundial nos tiene tan sumergidos en él, que casi no acertamos a apartar nuestra casi total atención de lo que allí está sucediendo.

Estudiantes, oficinistas, policías, profesores (dictamos clases en los hospitales en donde casi todos los enfermos tienen un televisor en su cabecera) ¿A dónde tendríamos que ir a vivir si se produce un gol durante el tiempo que le hemos pedido a los pacientes que apaguen sus televisores? En estos treinta días que faltan del campeonato, ¿Nos irán a aprobar varios proyectos pendientes o a dejar en libertad a los responsables de tantos delitos reciente?

¿Y si en vez de decir apendicitis decimos fuera de lugar, o en un juicio en vez de homicidio culposo dice el juez, ¡penalty!? ¿o si se aprueba un proyecto un astuto oponente en ese instante le saca una tarjeta amarilla al héroe de esos momentos?

Los campeonatos mundiales de fútbol deberían celebrarse por lo menos cada diez años. La recuperación en todo sentido del país así lo requiere. De no ser así ¿con qué tiempo contaremos para poder hacer los comentarios de cada partido?

Y menos mal que Panamá no participa en el anotado campeonato. Allí si que hubiese sido el acabose habría que haber cerrado la puerta del país, trancarlas y esconder las llaves hasta después del mes de julio.

Se hubiese podido en los días en que nuestro equipo jugara a perder el Canal, que nos acabaran de invadir los buenos amigos colombianos o todo lo que ustedes se puedan imaginar. Acerca de los orígenes o sea las raíces del deporte que nos tiene enganchados hoy, algunos textos nos refieren que en la China y desde hace más de dos mil años ya se practicaba un juego con muchas semejanzas con el también llamado balompié actual. Y que en Europa desde la Edad Media existía algo parecido aun cuando bastante brutal que respondía al nombre de choute ¿De allí procedería el verbo chutear?

Más tarde el pueblo griego practicó el llamado episquiros y los romanos el harpastum con algunas semejanzas parecidas al foot- actual.

El primer partido clasificado como internacional fue jugado entre Escocia e Inglaterra, lo cual se puede clasificar como prácticamente casero más que lo de internacional.

De cómo todo fue adelantando en todos los sentidos, muchos podrán aportar más de lo que nosotros podríamos hacer conocer.

Recordemos, sin embargo, que en 1867 y en Inglaterra este deporte se diferenció del rugby y se comenzaron a fijar sus reglas.

Hoy son muy contados los países en donde esta pasión no se pone de manifiesto y así por ejemplo en nuestra América es Cuba la gran excepción, allí el fútbol no es muy popular y tal como lo dijo un hooligan inglés no se trata de un asunto de vida o muerte, ya que el asunto da para más. Albert Camus, el gran escritor francés, decía que la patria es el equipo de football. El uruguayo Mario Benedetti afirmaba que el único lugar en donde el bramido del presidente o del ministro o de un director no tiene a mal hermanarse con el alarido del paria social, es durante un partido de ya ustedes saben de qué.

Otro personaje que no nos acordamos quién fue, dijo que el football es un bacilo que bien puede producir una guerra civil. O alguien más afirmó que la pelota es un pretexto envuelto en cuero para agarrarse a las patadas. Mas nosotros añadimos que con él se obtiene también mucha belleza y emoción. Casualmente alguien dijo: Pensar que el fútbol se reduce a 22 señores en calzoncillos dándole patadas a un balón es como creer que un violín es sólo madera y tripas de gatos o que "Hamlet" es sólo papel y tinta. El fútbol es arte y conflicto además.

En todo caso y como dijo otro: Hay países en donde desde que nace al niño ya se le ha comprado un balón, el cual aprende a caminar yendo detrás de él, eso sin contar que antes de nombrar a mamá o papá, lo primero que dice es ¡gol!

Textos: Harry Castro Stanziola Fotografías: Ricardo López Arias

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo más Visto Nuevo Comentado

Lo último en La Prensa

Mundo El consejo de Al Gore para Donald Trump: 'renuncie'

Al Gore sugirió al presidente estadounidense Donald Trump que renuncie al cargo. Al Gore sugirió al presidente estadounidense Donald Trump que renuncie al cargo.
Al Gore sugirió al presidente estadounidense Donald Trump que renuncie al cargo. Tomado de Youtube/LADbible

El ex vicepresidente de Estados Unidos, Al Gore, ofreció un consejo al actual mandatario de ese país, Donald Trump. Fue un ...

OFICIALISMO Asamblea Nacional Constituyente asume competencias del Parlamento en Venezuela

El decreto también los autoriza a dictar actos parlamentarios en forma de ley, pero no impide a los congresistas continuar sesionando. El decreto también los autoriza a dictar actos parlamentarios en forma de ley, pero no impide a los congresistas continuar sesionando.
El decreto también los autoriza a dictar actos parlamentarios en forma de ley, pero no impide a los congresistas continuar sesionando. AFP

La Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela aprobó este viernes 18 de agosto un decreto en el que asumió las competencias ...

Videos Irving Saladino, entre hazañas y sueños

Irving Saladino, entre hazañas y sueños Irving Saladino, entre hazañas y sueños Vídeo
Irving Saladino, entre hazañas y sueños

El exsaltador colonense quiere presidir el Comité Olímpico de Panamá, dirigir  Pandeportes o estar al frente de los Juegos de ...