La huella de los ´diablos rojos´

Temas:

LA PRENSA/Eric Batista LA PRENSA/Eric Batista
LA PRENSA/Eric Batista

Peligrosos, pero coloridos. Revoltosos, pero económicos. Sucios, pero folclóricos. Un mal, pero necesario.

Nacidos hace 40 años, los “diablos rojos” han soportado todo. Lo bueno y lo malo. Y lo feo también.

Son sentimientos encontrados que pasarán a ser recuerdos cuando en unos días saquen de circulación los 700 “diablos rojos” que quedan en las calles. Y se despiden dejando su estela de mala reputación, pero convertidos en íconos pop locales.

Han sido protagonistas de canciones, postales, de muestras y proyectos de arte, se hacen documentales en su honor, y se han visto como parte de la decoración moderna en fiestas, eventos sociales y hasta en las vitrinas de la tienda Hermès como una pieza vintage.

También son objeto de culto en las redes sociales. En Facebook se pueden encontrar clubes con miles de seguidores: Los mejores buses son de Panamá, My name is diablos rojos, Historias del guetto bus o Diablos rojos 507 Crew. Allí se comparten fotos, videos, anécdotas.

IDENTIDAD

Algo especial tienen estos autobuses pintorreteados y con estruendosa música.

El año pasado, The New York Times dio un vistazo al tema. En el artículo “El fin de los diablos rojos”, planteó que, a medida que han ido desapareciendo de las calles, surgió un sentimiento inesperado: la nostalgia.

Es que al acompañar día a día a varias generaciones de panameños en las recientes décadas, se ganaron un lugar en la psique colectiva, explican los sociólogos Bolívar Franco y Milciades Pinzón. Se creó un elemento de identidad nacional que los turistas reconocían y admiraban, recalcan.

Muchos pasan cuatro o más horas en bus, es imposible no evocar cientos de recuerdos buenos y negativos (amores, amigos, la lucha diaria) sobre los “diablos rojos”, añade Franco.

Además, siempre es difícil dejar atrás una fase de la vida; es un fenómeno humano, los cambios y transiciones nunca son fáciles, y los “diablos rojos” representan una etapa que se va, acota Pinzón. “El ayer y la añoranza van de la mano”, dice.

Por eso, los “diablos rojos” se sienten tan panameños como el Canal interoceánico o el sancocho.

Todavía se ven por las calles con sus ribetes, pifias, luces y violento transitar.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.


Tu suscripción viene con regalo este fin de año.

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

ÚLTIMO VIAJE Kerry se despide con una gira por Europa, inquieta frente a Trump

El secretario de Estado estadounidense John Kerry. El secretario de Estado estadounidense John Kerry.
El secretario de Estado estadounidense John Kerry. REUTERS/Remo Casilli

El secretario de Estado estadounidense John Kerry viaja la próxima semana a Europa, en una gira de despedida a seis semanas de ...

Videos del día Alianza internacional protegerá patrimonio cultural en peligro

Alianza internacional protegerá patrimonio cultural en peligro Alianza internacional protegerá patrimonio cultural en peligro Vídeo
Alianza internacional protegerá patrimonio cultural en peligro AFP

Una conferencia internacional empezó el viernes en Abu Dabi para poner en marcha nuevas medidas que impidan destrucciones como ...

Fotografía Así se vive la Comic Con en Japón

Así se vive la Comic Con en Japón Así se vive la Comic Con en Japón Galería
Así se vive la Comic Con en Japón Japón/AFP / Behrouz Mehri

Destacados