Hoy por Hoy

24/07/2014 - Si el gobierno anterior mantenía a todos en sobresaltos a cuenta de cada arbitrariedad del entonces Presidente, el actual mandatario pareciera haber optado por la dilación en las decisiones de Estado, lo que genera un suspenso estresante que en nada contribuye a la dinámica postelectoral que requiere el país.

Así se percibe por la demora en dar a conocer las nuevas tarifas eléctricas que debieron entrar en vigencia el pasado 1 de julio.

De dicho anuncio dependen con seguridad las medidas colaterales que adopten los diferentes sectores productivos, al igual que el común de los ciudadanos. Así mismo, se está en ascuas con relación a lo que finalmente se decida sobre los cuestionados indultos presidenciales otorgados por el señor Martinelli en los días finales de su mandato.

Aquí se quiere ver si se interpretan las leyes vigentes o se consuma una violación de ellas, que extienda la vergüenza infligida por aquella administración que pisoteó nuestra institucionalidad democrática. Estos temas requieren celeridad.

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

EDICIONES ANTERIORES