Está navegando en la edición del Miercoles 19 de Diciembre del 2012. Para volver a la versión actual presione aquí.

Opinión

IGUALES EN DIGNIDAD

Proteger a los miembros de la familia: Ban Ki-moon

19/12/2012 - Soy un gran adalid del poder de los jóvenes para cambiar el mundo, pero lo que conmemoramos esta semana, responsable de poner en marcha enormes progresos, tiene 64 años. No se trata de una persona, sino de un documento nacido en diciembre de 1948 y que cambió para siempre la manera en que tratamos a los miembros de nuestra familia humana. La Declaración Universal de Derechos Humanos supuso un cambio fundamental en el pensamiento global al afirmar que todos los seres humanos –no algunos, no la mayoría, sino todos– nacen libres e iguales en dignidad y derechos.

La lucha por lograr los ideales de la Declaración constituye la esencia de la misión de las Naciones Unidas. La comunidad internacional ha conseguido un firme historial de lucha contra el racismo, promoción de la igualdad de género, protección de los niños y eliminación de las barreras a las que se enfrentan las personas con discapacidad. Queda mucho por hacer en todas esas esferas. Pero estamos logrando cambios en materia de discriminación, tanto en las leyes como en la práctica. Si bien algunos prejuicios antiguos han comenzado a desaparecer, otros permanecen. En todo el mundo, lesbianas, gais, bisexuales y trans (LGTB) son objeto de ataques y agresiones, y en ocasiones son asesinados. Incluso niños y adolescentes son objeto de burlas, palizas y acoso de sus compañeros, se les expulsa de la escuela, sus familias los repudian, se les obliga a contraer matrimonio, y en el peor de los casos, se les impulsa a suicidarse. Las personas LGBT sufren en el trabajo, en clínicas y hospitales y en las escuelas, lugares que deberían protegerlos. En más de 76 países la homosexualidad sigue siendo un delito.

He hablado repetidamente contra esta discriminación trágica e injusta, y me alientan los muchos avances positivos logrados en los últimos años. Se han producido reformas de largo alcance en Europa, América y varios países de Asia y África, y cambios extraordinarios en las actitudes sociales en muchas partes del mundo. En las Naciones Unidas hemos presenciado una serie de hitos históricos. El año pasado, el Consejo de Derechos Humanos aprobó la primera resolución de las Naciones Unidas sobre derechos humanos, orientación sexual e identidad de género, en la que expresó “grave preocupación” por los actos de violencia y discriminación contra las personas LGBT. La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos publicó el primer informe en el que se documentaba el problema, y el Consejo de Derechos Humanos examinó sus conclusiones a comienzos de este año, la primera vez que un órgano de las Naciones Unidas celebraba un debate oficial sobre el tema.

Los activistas han ayudado a abrir una puerta. No podemos dejar que se cierre. Todos debemos pronunciarnos contra la homofobia, en especial los líderes ante la opinión pública. Todos tenemos un papel que desempeñar. Recientemente, Desmond Tutu dijo que la ola del cambio está compuesta de un millón de ondas.

Al celebrar el Día de los Derechos Humanos este año, volvamos a comprometernos con cumplir la promesa de la Declaración Universal para todas las personas, como era su propósito original.


Pablito
Hace 2 aos

relativismo? Bueno o una cosa se relaciona con otra, entonces es relativa a esta. O es la única, entonces es absoluta. Hay una temperatura cero absoluta y hay temperatura relativas a esa. De religiones y de credos no hay uno solo, hay varios, esos son todos relativos. Hay gente que cree a la letra lo que está en la biblia, hay gente que reconoce que esa ha sido escrita por mucha gente que nunca han vivido en los tiempos de cristo.

camilos
Hace 2 aos

si conocieras lo suficiente la Biblia, no pensarías que es igual a cualquier libro. Tengo casi 40 años de estudiarla y me maravillo aún. No es un conocimiento superficial, sino a nivel teológico, etimológico, histórico, cultural... Es verdaderamente sorprendente su exactitud histórica. Escrita por testigos oculares y presenciales. No comas cuento de gente prejuiciada y resentida. Ojo, hablo de los 66 libros canónicos. Espero sepas de qué hablo. Lo dejo de ese tamaño. Saludos.

Pablito
Hace 2 aos

Hay otros libros "fundamentales" de otras religiones que dicen otras cosas que la biblia a veces el opuesto. Cadauno pretende que la suya sea la verdad absoluta. Cuando hay más que una verdad, ninguna puede ser absoluta, todas son relativas. Las costumbres (la moral) cambian en la historia. Nadie en nuestros paises lapidaria una adultera. Lo consideramos una atrocidad y un crimen. Leyes y moral son relativas a cada cultura.

camilos
Hace 2 aos

Ningún conocimiento es absoluto no por el conocimiento en sí, sino por nuestros límites de saberlo todo. La verdad medieval sigue siendo verdad hoy: ejemplo, matar, adulterar, fornicar, maltrato al menor... La verdad no cambia. Lo que cambia es el conocimiento de ella, pero eso ya es otra cosa. Si te gusta leer, consigue en internet Mero cristianismo, de c. s. Lewis. Habla de la moral. Saludos. (2)

camilos
Hace 2 aos

Cada uno dice que lo suyo es la verdad. Pero resulta que la verdad es como la aritmética. Una sola operación es la correcta o tiene el resultado verdadero. Otras lo tendrán aproximado, parecido... pero una sola es la correcta. Eso sucede con la verdad. Nadie la conoce totalmente, pero uno solo tiene razón. Hay verdades absolutas, amigo. Si te tiras del puente de las Américas, te matarás. Si te falta el aire, igual, salvo que te ayuden con un respirador. Pero no toda verdad es absoluta.

Pablito
Hace 2 aos

Si aprofundices los pensamientos vas a ver que te falta mucho en tus argumentos. Pero no quiero obligarte a estudiar filosfía. Dejamoslo de este tamaño, como te gusta decir. A mi no me interesa convencerte, ya que estás mucho más inteligente que este fanático de espino que nunca va a llegar a tu nivel. Pienso que te gustará seguir estas cuestiones nada más para entenderlas mejor. feliz navedad.

camilos
Hace 2 aos

Se me pasó escribir que el relativismo moral está llevando al despeñadero a esta "monderna", mejor dicho, "posmoderna" civilización. Hoy le dicen a lo bueno malo, y a lo malo, bueno. Las civilizaciones de antes eran más radicales pero más sabias en cuanto al pecado. De ahí mandatos contra la homosexualidad, la idolatría, adulterio, fornicación... en fin, contra el pecado. Hoy ya casi nada es pecado sino "progreso", "modernismo"... y todas esas tonteras que se han inventado. (4)

camilos
Hace 2 aos

Allá va tu argumento... cayó y se fue al precipicio. Si no eres mecánico, no discutas de mecánica con un experto en automóviles. Zapatero, a tus zapatos. Pero como sé que eres testarudo, intentarás por todos los medios salirte con la tuya y te saldrás por la tangente. Clásico de la gente sabihonda con ego muy inflado. Saludos. (3)

camilos
Hace 2 aos

eso y otras normas eran exclusivamente para Israel. Dios le tenía prohibidas muchas prácticas pues los llamó a ser un pueblo Santo. Apartado de idolatría, brujería, hechicería y toda contaminación. El Señor Jesús vino no a derogar tales leyes sino a cumplirlas y ampliarlas cuando dijo: "Oyeron que fue dicho... pero yo os digo". El amor a Dios y al prójimo es el mandato a la Iglesia de ese Cristo resucitado. De ahí el amor incluso a homosexuales, mas no a su pecado. (2)

camilos
Hace 2 aos

Aún no hallo a un criticastro bíblico que no cometa el error de sacar pasajes de su contexto escritural y del trasfondo histórico-cultural, violando leyes básicas de la hermenéutica que señalan que cada pasaje tiene sus limitaciones y que para entender un texto debemos tener en cuenta el momento histórico en que se dijo; su contexto. Así entenderemos lo que el autor tenía en mente. Eso se aplica igual para otras obras. Si lo violamos, malinterpretaremos al escritor religioso o secular.
 

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A. Nos reservamos el derecho de editar y/o eliminar comentarios por:

  • Salirse del tema que trata la nota.
  • Postear enlaces (links) a otras páginas.
  • Promover servicios o páginas web.
  • Insultar a otros foristas.
  • Hacerse pasar por otro forista.
  • Usar obscenidades en sus comentarios.

EDICIONES ANTERIORES