Está navegando en la edición del Sabado 8 de Octubre del 2011. Para volver a la versión actual presione aquí.

Opinión

ENSEÑANZAS

Panamá, una mirada a la ´Biblia´: Elvis Anthony Ureña

08/10/2011 - “Nuestra Carta Fundamental pone en evidencia un ´cristianismo confeso´ del constituyente, que emana del preámbulo (´invocando la protección de Dios´), y del artículo 35 del texto constitucional (´respeto a la moral cristiana´, ...), valor fundamental que la magistratura constitucional debe tener presente, ...”, dijo el pleno de la Corte Suprema de Justicia de Panamá, mediante fallo del 5 de septiembre de 1997.

Sin embargo, basada en ese preámbulo, nuestra Constitución Política aboga, indistintamente, tanto por el respeto a la moral cristiana como a la libertad religiosa y de culto, por lo que el mismo no debe entenderse ni interpretarse como una discriminación en detrimento de otras confesiones religiosas que no profesan el cristianismo, toda vez que la misma Carta Magna preceptúa como garantías fundamentales (Arts. 19 y 35) que, “No habrá fueros o privilegios ni discriminación por razón de ..., religión”. “Es libre la profesión de todas las religiones, así como el ejercicio de todos los cultos, sin otra limitación que el respeto a la moral cristiana y al orden público”.

Bajo esas máximas constitucionales comentadas, se rechaza de plano cualquier ley o norma inferior, expresiones o prácticas discriminatorias e intolerantes que las contradigan, y asimismo, se adopta la Ley 26 de 10 de julio de 2007, por la cual se estableció “Septiembre como el Mes de las Sagradas Escrituras”, a fin de conservar, divulgar y promover la buena moral cristiana, la tolerancia, la justicia, la fe, la reconciliación, la paz y el amor al prójimo, para que se desarrollen aún más los valores sociales y familiares y seguir la palabra de Dios” (Art. 1); y también se declaró el “30 de septiembre como el Día de las Sagradas Escrituras ...” (Art. 2).

En ocasión pues, de la reciente celebración, las sagradas escrituras, popularmente conocidas como la Biblia, la moral cristiana inherente a esta, sus enseñanzas, principios y valores éticos supremos siguen teniendo plena vigencia en el siglo XXI. Y hoy, para los panameños, en especial para nuestros gobernantes, políticos, delincuentes, etc., nos haría bien recordar sus postulados básicos enunciados en la mencionada Ley (justicia, paz, reconciliación, tolerancia, fe); y algunas citas bíblicas, en medio de la deleznable convulsión política, de las denuncias públicas de corrupción, de nexos políticos en nuestra administración de justicia, del creciente alto costo de la vida, de horrendos casos de homicidios generados por la violencia, entre otros hechos que no han disminuido en nuestro país.

Veamos las citas: “Aquella noche Dios se le apareció a Salomón y le dijo: Pídeme lo que quieras. Salomón respondió: dame sabiduría y conocimiento para gobernar a este pueblo;...”, 2 Cr.1:6-13. “El que gobierne a los hombres con justicia, el que gobierne en el temor de Dios, será como la luz de la aurora, como la luz del sol en una mañana sin nubes, que hace crecer la hierba después de la lluvia”, 2 S.23:3-4. “El rey que hace justicia, afirma a su país; el que solo exige impuestos lo arruina”, Pr. 29:4. “La justicia producirá paz, tranquilidad y confianza para siempre”, Is. 32.17. “Nombren jueces (magistrados)..., para que juzguen al pueblo con verdadera justicia. No perviertan la justicia; no hagan ninguna diferencia entre unas personas y otras ni se dejen sobornar, pues el soborno ciega los ojos de los sabios y pervierte las palabras de las personas justas. La justicia, y solo la justicia, es lo que ustedes deben seguir, ...”, Dt. 16:18-20. “No roben. No mientan ni se engañen unos a otros. No uses la violencia contra tu prójimo ni le arrebates lo que es suyo. No tomes parte en el asesinato de tu prójimo”, Lv. 19:11-16.

Son tan claras y muy elocuentes las citas bíblicas, que no creo necesario el auxilio de teólogos, exégetas o eruditos, para asimilarlas y llevarlas a la acción. Si se aplican como Dios manda, los panameños no tendríamos ninguna duda de un mejor Panamá.


Raquel Maria Escudero
Hace 3 aos

Opino que las leyes se hacen para poner límites a los comportamientos humanos cuando violan derechos de otros. La moral cristiana se basa en eso y mucho más, porque encima invita a sus fieles a "poner la otra mejilla" y no a la practica antigua que ahora nos parece horrorosa, pero que en su momento era la máxima de una buena práctica de la justicia: "ojo por ojo, diente por diente". La moral cristiana es misericordiosa y por eso sale la máxima de "es inocente hasta que se demuestre lo contrario"... las escuelas, las universidades, la genetica, la musica escrita, los hospitales, todo esto nace de los cristianos católicos, todos esos pensamientos altruistas vienen de la revelación judeocristiana. Los que ahora pretenden eliminar la moral cristiana lo hacen porque les resulta un impedimento en sus pretenciones que todos conocemos y que en estos tiempos la Moral cristiana les interpela: el aborto, el matrimonio entre homosexuales y la adopción de niños por estos, la eutanasia y la manipulación de embriones, eso es lo que por ahora les incomoda. Nada que decir cuando ya no tengan esos impedimentos, por ahí lei a uno que decia que la zoofilia, la pederastia etc. etc. no tenian problemas si la contraparte no se sentía incomodada... ¿hasta donde llegaremos con un mundo sin Dios? creo que los creyentes tenemos que empezar a despertar y no permitir que minorías desmadradas nos dominen con sus escalofriantes liberalidades....

Alienus
Hace 3 aos

Esa es su opinión, hay quienes opinan distinto a usted.

Raquel Maria Escudero
Hace 3 aos

Sustenta entonces tu opinión-

Libertario
Hace 3 aos

La biblia (libro) y la religión son necesarias para gran parte de la sociedad, es un invento que basicamente tiene dos funciones elementales: 1)-Regular el comportamento humano. Lamentablemente gran parte de la gente carece de un sentido moral medianamente aceptable, por lo tanto, se tienen que fundar en la creencia de "mal = castigo divino". Más alla de que se cumpla o no (sabemos que gran parte de los "religiosos" no son buena gente precisamente). 2)-Para dar explicacion de fenomenos que no tenemos la capacidad de comprender. Incluso muchas veces se abusa de esto, generalmente en grupos de gente con pocos conocimientos (creo que está de más aclarar que la ignorancia es casi elemental para que existan las religiones), por eso la mayoria de gente religiosa se encuentra en sociedades no muy formadas intelecualmente. Durante muchas edades hubo brujas. La Biblia lo decía. La Biblia mandaba que no debía permitírseles vivir. Por lo tanto la Iglesia, después de hacer su trabajo pero de forma ociosa e indolente por 800 años, tomó sus cuerdas, tenazas y atizadores, y se puso a hacer su sagrado trabajo con ganas. Trabajó duramente día y noche durante tantos siglos y metió en prisión, torturó, colgó y quemó hordas y ejércitos de brujas, y lavó y limpió al mundo cristiano con su malvada sangre, siempre con la biblia en mano. Luego se descubrió que no existían las brujas, ni las había habido nunca y que Galileo era solo un ser pensante y creativo el cual "pecó" en no arrodillarse a besarle los pies al Papa. Uno no sabe si reírse o llorar. Me quedo con una frase de un hombre que lo perdió todo pero luchando por defender su cultura: "Vinieron con una Biblia y su religión, se robaron nuestra tierra, aplastaron nuestro espíritu... y ahora nos dicen que deberíamos estar agradecidos al "Señor" por haber sido salvados" -(Jefe indio Pontiac).

Oiram
Hace 3 aos

A ver, ¿cómo es que existían el día y la noche antes de la creación del sol? (Genesis 1-14)¿Cómo es que la luz fue creada el primer día y el sol el cuarto día?

Oiram
Hace 3 aos

Mateo 6:5

JL-Santiago
Hace 3 aos

yo creo que para traer orden y paz verdaderos y duraderos necesitamos los siguientes ingredientes: tolerancia, libertad, SENTIDO COMÚN, disciplina, autodisciplina, conciencia, etc. sin ingredientes como esos es como preparar un pastel sin harina. La Biblia no directamente pero si nos exhorta a emplear esos elementos y no ha hacer lo que nos dé la gana; no hace falta ser niños prodigios ni tan inteligentes para ello, ni seguir reglas ni códigos complicados, cuando se usan estos elementos, todo lo demás empezará a fluir tambien; se podría decir que los llamados frutos del espíritu santo (en el libro de Gálatas aparecen) están simbióticamente conectados a los elementos previamente mencionados. La fuerza, la violencia, etc. sólo genera más problemas. Siempre hay alternativas a estos dos últimos antivalores. Lo que falla no son las doctrinas, sino sus mismos practicantes.

camilos
Hace 3 aos

Interesante tu comentario, JL-Santiago. Al leerte, recordé lo que escribiera C.S. Lewis en Mero cristianismo. Afirma que hay gentes que del cristianismo bíblico crean un evangelio apto para niños de 6 años, al que hacen blanco de sus ataques para luego vanagloriarse y decir que el Evangelio es inoperante. ¡Pamplinas! Las cosas buenas, sobre todo la verdad, no son sencillas. Casi siempre tienen sus bemoles, añade Lewis. A todos los que actúan como describe Lewis les recomiendo la obra de ese escritor británico: Mero cristianismo. Lo pueden bajar de la Red.

Libertario
Hace 3 aos

Es la opinión de ELVIS ANTHONY UREÑA. Lo más importante es que no quiera imponerla como muchos religiosos pretenden imponer sus creencias. Hay gente que piensa distinto. La iglesia católica pretendió imponer a punta de espada la biblia y no pudo, sigue habiendo personas que piensan distinto, eso es lo que más debe importar, la libertad del individuo por sobre cualquier religión o sistéma político.

camilos
Hace 3 aos

O sea, según tú, solo los religiosos quieren imponer sus creencias. Si de creencias y paradigmas se trata, tocará leer a quienes critican las creencias y paradigmas en las adoradas e idolatradas ciencias naturales: Thomas Kühn, Popper, Lakatos, Feyerabend (Feyerabend escribe de no permitir que la ciencia nos imponga lo que debemos creer) y otros filósofos de la ciencia. Hay gente que cree ingenuamente que en la ciencia no hay creencias y fanatismos. No están ni tibios.
 

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A. Nos reservamos el derecho de editar y/o eliminar comentarios por:

  • Salirse del tema que trata la nota.
  • Postear enlaces (links) a otras páginas.
  • Promover servicios o páginas web.
  • Insultar a otros foristas.
  • Hacerse pasar por otro forista.
  • Usar obscenidades en sus comentarios.

EDICIONES ANTERIORES