Está navegando en la edición del Viernes 16 de Noviembre del 2012. Para volver a la versión actual presione aquí.

Panorama

RESULTADOS DEL DIÁLOGO NACIONAL AUSPICIADO POR EL PNUD

Comisión prepara cambios en la ley sobre VIH/sida

Entre los cambios sugeridos está la penalización más severa para aquellas empresas que despidan a empleados solo por portar el virus.

16/11/2012 - Una comisión multidisciplinaria, que cuenta con la asesoría de la Corte Suprema de Justicia, prepara modificaciones a la Ley 3 del 5 de enero de 2000 referente a las infecciones de transmisión sexual (ITS), el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida).

De acuerdo con Norma García de Paredes, asesora legal del programa de VIH/sida para Panamá del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), los cambios que se preparan buscan mejorar la calidad de vida y la promoción de los derechos humanos de las personas que viven con este virus.

La comisión que impulsa los cambios surgió del llamado “Diálogo nacional sobre el VIH y el derecho”, instancia auspiciada por el PNUD en la que participaron 85 instituciones públicas y organizaciones no gubernamentales que presentaron sugerencias para mejorar las condiciones de vida de los pacientes.

Algunas de las instituciones que participaron en este diálogo fueron el Ministerio de Salud (Minsa), la Caja de Seguro Social (CSS), la Corte Suprema de Justicia y organizaciones como el Observatorio de Derechos Humanos y VIH de Panamá, la Asociación Panameña para el Planeamiento de la Familia (Aplafa) y la Fundación pro Bienestar y Dignidad de las personas afectadas por el VIH/sida (Probidsida).

LOS CAMBIOS

Para Orlando Quintero, director de Probidsida, la razón fundamental para trabajar en estos cambios es la desactualización que presenta la actual norma.

“Han pasado 12 años desde que entró en vigencia la ley y la ciencia ha descubierto muchas cosas que hacen obsoletos ciertos aspectos de esta norma”, explicó.

Entre las modificaciones propuestas está la creación de procedimientos procesales para denunciar el incumplimiento de la ley.

También la posibilidad de que se respete la confidencialidad de los adolescentes que deseen realizarse la prueba de VIH.

Quintero cree que por tratarse 2013 de un año preelectoral, los cambios sugeridos serán promulgados por la Asamblea Nacional.

De igual modo, García de Paredes visualiza un escenario proclive a los cambios.

“Hemos visto voluntad de cambio en las instituciones”, agregó la funcionaria del organismo internacional.

RECOMENDACIONES

Pero además de la comisión multidisciplinaria que busca modificar la Ley 3, ayer el PNUD dio a conocer otras recomendaciones que surgieron de las propuestas efectuadas durante las jornadas del diálogo nacional.

Dentro de este informe se recogen sugerencias para disminuir la discriminación de los pacientes de VIH/sida en los servicios de salud, el sector laboral y para la obtención de seguros.

“A pesar de que la ley prohíbe la solicitud de pruebas de VIH para ingresar o mantener un puesto de trabajo, el Código de Trabajo no ha sido modificado para incluir esta disposición”, recoge el documento.

Una de las recomendaciones publicadas sugiere a la CSS que brinde atención a los pacientes de VIH en el interior del país, debido a que en la actualidad deben trasladarse a Panamá para recibir el tratamiento.

También se solicita a la CSS que incluya en estas clínicas los servicios de atención psicológica, nutrición y trabajo social.

El informe propone que se impida a universidades e instituciones la solicitud de pruebas de VIH para aplicar a becas.

Otros aspectos que tocan estas recomendaciones tratan sobre la confidencialidad del paciente, el trabajo con los presos, personas que utilizan drogas, mujeres, trabajadores sexuales, homosexuales y personas transexuales.

El documento también sugiere la prohibición de exigir la prueba del VIH para obtener créditos bancarios y la necesidad de crear mecanismos de educación sexual para menores de edad.

Realidad mundial

En todo el mundo, de acuerdo con las cifras del PNUD, 34 millones de personas viven con VIH.

En Panamá, mensualmente 6 mil pacientes reciben medicamentos antirretrovirales para esta enfermedad a través del Minsa y la CSS, distribución que este año ha sido irregular debido a fallas burocráticas.

Por toda esta realidad, María Tallarico, jefa del área de VIH/sida del PNUD, estima que las instituciones deben prestar atención a las sugerencias aportadas.

“No importa que exista una ley si los ciudadanos no la asumen ni implementan. Tampoco sirve de mucho una normativa, si después esta no tiene un mecanismo de control para que se aplique” agrega Tallarico.

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

EDICIONES ANTERIORES