MINISTRO SE REúNE HOY CON FUNCIONARIO ITALIANO PARA HABLAR DEL CASO DE LOS SUPUESTOS SOBORNOS

Mulino, ´enviado especial´

Las autoridades suizas allanaron ayer oficinas de Agusta Westland que vendió a Panamá seis helicópteros. La fiscal Chevalier regresó al país.

Como enviado especial del Presidente y no como canciller encargado ni como ministro de Seguridad, y con la misión de “limpiar el nombre de Panamá”, José Raúl Mulino llegó ayer a Italia, donde se reunirá hoy a las 9:30 a.m. con autoridades de ese país para abordar el caso de los supuestos sobornos que investiga la Fiscalía de Nápoles.

Así lo confirma una nota del Ministerio de Seguridad, la cual detalla que Mulino se reunió ayer mismo con el embajador de Panamá en Italia, Guido Martinelli Jr.

En la nota se indicó, además, que Mulino se reunirá con el director general para los países de América Latina de la Cancillería italiana, Luigi Maccotta.

Periodistas de TVN y Telemetro que viajaron con Mulino a Roma informaron que la delegación panameña se reunió también con un abogado italiano que asesorará al Gobierno en el caso, lo que fue confirmado más tarde por el ministerio. En declaraciones a esos medios, Mulino dijo que le resulta placentero que el ex-embajador de Italia en Panamá Plácido Vigo forma parte del equipo del canciller Giulio Terzi y “conoce todo lo que pasó aquí; conoce el tema”.

Y mientras Mulino llegaba ayer a Roma, autoridades suizas allanaron en Lugano (Suiza) oficinas de la sociedad Agusta Westland por petición de la Fiscalía de Nápoles.

La agencia de noticias italiana ANSA informó que los allanamientos se relacionan con el supuesto pago de sobornos que hizo Agusta Westland –controlada por Finmeccanica– en una negociación con India para la venta de 12 helicópteros.

Esa sociedad es la misma a la que Panamá le compró seis helicópteros.

Además, ANSA informó que el senador Sergio De Gregorio, de Pueblo de la Libertad, partido del ex primer ministro Silvio Berlusconi, hablará ante la Junta para la Inmunidad del Senado.

De Gregorio es señalado en la investigación por supuesta estafa y falsas facturaciones que se realiza por financiamientos públicos al diario Avanti!, del que Valter Lavítola es propietario.

En Panamá

La fiscal segunda Anticorrupción, Lizzette Chevalier, presentó ayer al procurador, José Ayú Prado, un informe de la asistencia judicial que entregó a las autoridades de la Fiscalía de Nápoles sobre la investigación que abrió Ayú Prado por supuesto pago de sobornos a funcionarios panameños.

Chevalier, quien regresó al país este domingo, dijo que la asistencia judicial fue acogida en buenos términos por los fiscales, que se mostraron interesados en la información que, a su vez, puedan aportarles sus homólogos en Panamá.

Detalló que ahora habrá comunicación directa entre el Ministerio Público y la Procuraduría italiana, y que la asistencia será tramitada por el Ministerio de Justicia italiano, que, empero, no tiene plazo para responder.

Ayú Prado informó ayer, tras recibir el informe, que su despacho ha girado unos 50 oficios a instituciones públicas y privadas para solicitar información y documentos que puedan servir para acreditar la supuesta existencia de los delitos, vincular de alguna manera a los supuestos responsables y establecer un grado de autoría criminal.

En un comunicado difundido al final de la tarde, el Procurador dijo que su despacho espera la respuesta de las autoridades italianas con respecto a la orden de arresto a Valter Lavítola, y de las declaraciones de los testigos y acusados en lo relacionado a funcionarios panameños.

También informó que su despacho remitirá asistencias judiciales sobre este mismo caso a Argentina, Brasil, Chile y Uruguay.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

Lo último en La Prensa

Mundo El Congreso puede aguar la fiesta

El compromiso de Washington y Cuba de normalizar sus relaciones fue celebrado en el mundo entero, pero ahora es el Congreso ...