SOCIEDAD

Enseñemos con amor

En el sistema de premios y de castigos existe un sentido de la justicia y de la injusticia, de lo que es legítimo y de lo que no lo es. El sentido de la injusticia es como un cuchillo que abre la herida emocional en la mente. Después, según nuestra reacción ante la injusticia, la herida puede infectarse con veneno emocional. Con el enfado hacemos daño, nos hacen daño y nos hacen llorar. Allí se pierde una pequeña parte de la inocencia porque la mente racional intenta hacer algo con esa experiencia. El veneno emocional se acumula y la mente comienza a jugar con él.

Nuestro escenario es un parque recreativo y dos niños, en pleno verano, destruyendo el amor verdadero y la libertad de amarse. O sea: jugando. Uno de ellos, aproximadamente de tres o cuatro años de edad, corre y se divierte. Su mamá lo está mirando y tiene miedo de que se caiga o que se lastime. Entonces se levanta para detenerlo, pero el niño, creyendo que ella está jugando con él, intenta correr todavía más de prisa. Los automóviles pasan cerca por una calle próxima, y eso intensifica todavía más el miedo de su mamá hasta que, finalmente, lo atrapa. Este niño espera que ella se ponga a jugar con él, y sin embargo, lo que recibe es una paliza ¡Pum, pum! Esto le causa un sobresalto, no entiende lo que está ocurriendo.

Comprendemos los espectadores que la felicidad que siente este niño al jugar libremente no era otra cosa que la expresión del amor que emanaba de él, pero después de eso fue incapaz de comprender por qué su madre actuó de ese modo. Ella debió explicarle y reprenderlo y, tal vez, iniciar el juego, sacarse el miedo antes de salir del escenario porque con el tiempo este tipo de experiencia acabará por bloquear el amor, porque correr, saltar, brincar y jugar son expresiones de amor. El amor legítimo de ese infante hacia su madre debió corregirse al instante y las nalgaditas debieron darse, pero explicándole, con anticipación, por qué ella se asustó y entre risas y caricias empezar el juego otra vez. Científicamente el lenguaje juega un papel muy importante en el aprendizaje. Castigamos con palabras hirientes, por eso las fuentes principales que transitan por el camino del amor se encuentran con las fuentes del miedo. En el camino del amor existen obligaciones. En el camino del miedo hay emociones. En el del amor no hay resistencias. En el miedo siempre tenemos que hacer algo. En el recorrido que nos invita el amor todo lo hacemos porque queremos y esto se convierte en placer. En el camino del miedo si ponemos resistencia, se sufre porque el miedo está lleno de expectativas, hay dolor. En cambio en el camino del amor no hay dolor porque el amor respeta y tiene compasión. Es totalmente responsable y amable. La sonrisa se dibuja en cada uno de nuestros rostros. El amor es individual. El miedo es colectivo y está lleno de penas que provocan y que lastiman porque este es rudo, egoísta y está lleno de condiciones. El único camino para ser docente del amor es practicarlo. Para ser maestros o maestras en relaciones humanas tenemos que trabajar con amor y solo así sabremos qué es el amor, qué es el miedo y cobraremos conciencia del modo en que comunicamos nuestros sueños e ideales a las demás personas. Cuando respetamos sabemos que nuestra pareja o nuestro amigo o nuestros hijos o nuestra madre es completamente responsable de su propia mitad. Si respetamos a la otra mitad en esa relación siempre habrá paz. No habrá guerra. Por eso, sabemos que podemos hablar del amor y escribir mil libros sobre él, porque lo hemos experimentado. El amor no es un concepto; el amor son las acciones. El amor en acción solamente genera felicidad. El miedo en acción solo genera violencias y sufrimientos.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

PROYECTO La ecología, un huerto orgánico y los gusanos como terapia

La historia de Jabal e Ismael La historia de Jabal e Ismael Vídeo
La historia de Jabal e Ismael

La percepción sobre el cuidado de la naturaleza de Ismael Tenorio y  Jabal Rodríguez, ambos  estudiantes de  la escuela de ...

PROCESO DE PAZ Entregan 21 restos de desaparecidos en conflicto en Colombia

Las víctimas perecieron a manos de paramilitares, guerrillas y fuerzas estatales en los departamentos de Antioquia, Nariño y Sucre. Las víctimas perecieron a manos de paramilitares, guerrillas y fuerzas estatales en los departamentos de Antioquia, Nariño y Sucre.
Las víctimas perecieron a manos de paramilitares, guerrillas y fuerzas estatales en los departamentos de Antioquia, Nariño y Sucre. AFP PHOTO / JOAQUIN SARMIENTO

Las familias de 21 víctimas del conflicto armado que estaban desaparecidas, recibieron el viernes sus restos en una emotiva ...

COMPRAS Regreso al pasado: prosperan tiendas de juegos retro en Japón

Dado el dominio de Nintendo del mercado de videojuegos local en la década de 1980, no es extraño que buena parte de las compras y las ventas tenga lugar en Japón. Dado el dominio de Nintendo del mercado de videojuegos local en la década de 1980, no es extraño que buena parte de las compras y las ventas tenga lugar en Japón.
Dado el dominio de Nintendo del mercado de videojuegos local en la década de 1980, no es extraño que buena parte de las compras y las ventas tenga lugar en Japón. Bloomberg/Archivo

Un renovado interés en los video juegos japoneses antiguos está llevando a compradores a los mercados online y tiendas que ...