ALERTA: Accidente de tránsito en el Tramo Marino del corredor Sur con dirección a Panamá Centro.

FOLCLOR. EL DECESO DE UN GRANDE de LA MÚSICA POPULAR COLOMBIANA

El día que Valledupar lloró

Rafael Escalona, el compositor colombiano que murió el miércoles pasado, era un cronista de las cosas de su época que luego las inmortalizaba en canto.

Temas:

HOMENAJE. Rafael Escalona murió a los 82 años; la mayor parte de ellos se los dedicó a la música. EFE HOMENAJE. Rafael Escalona murió a los 82 años; la mayor parte de ellos se los dedicó a la música. EFE
HOMENAJE. Rafael Escalona murió a los 82 años; la mayor parte de ellos se los dedicó a la música. EFE

La promesa que el pintor Jaime Molina y el compositor Rafael Escalona se hicieron, una noche de parranda, y que había quedado a medias, ahora podrá concretarse.

El trato era muy simple. Si Escalona moría primero, Molina le haría un retrato, y si por el contrario, Molina moría primero, Escalona le preparaba un son.

Como el pintor murió en 1978, Escalona le compuso: Elegía a Jaime Molina, y ahora, con la muerte de Escalona, es muy probable que su retrato ya esté hecho.

Las cuentas dan. Ya han pasado cinco días del deceso del más grande de los compositores vallenatos de Colombia. A esta hora ya los amigos deben estar juntos compartiendo las crónicas de las noches estrelladas de Valledupar, donde las notas del acordeón resuenan en el aire.

Ya hablarían de sus amores, de versos tristes y de las gotas de lluvia cayendo sobre las aguas del río Guatapurí, en el corazón del Valle.

Y es que Escalona, con su alma de trovero enamorado, aparte de compositor era además un cronista de la cotidianidad. Convirtió episodios en grandes leyendas, y a simples personajes, en protagonistas inmortales de sus cantos. Así nacieron éxitos como: El testamento, La casa en el aire, La patillalera, La honda herida, La Maye, y muchas más.

“Escalona no es un compositor de música popular, es un relator de su época, del paisaje de su región y de sus gentes”, narró el periodista colombiano Álvaro Cepeda Samudio, en su crónica: “Una historia con acordeón”, que forma parte de la recopilación de escritos del libro Antología de grandes crónicas colombianas.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

SALUD PÚBLICA 30 toneladas de alimentos, a la basura

Basura en el mercado agrícola Basura en el mercado agrícola
Basura en el mercado agrícola LA PRENSA

Dieciséis mil panameños complementarían su dieta con las 30 toneladas de vegetales, hortalizas y frutas que por día se pierden ...

Llevaba un cuchillo Hombre hiere a siete personas en Rusia y es abatido por la policía

El ataque se produjo en Surgut, una ciudad al noreste de Moscú, Rusia. El ataque se produjo en Surgut, una ciudad al noreste de Moscú, Rusia.
El ataque se produjo en Surgut, una ciudad al noreste de Moscú, Rusia. Tomado de dailymail.co.uk/The Siberian Times

Un hombre armado con un cuchillo apuñaló a siete personas en la calle en la ciudad rusa de Surgut (norte), antes de ser ...

PROYECTO La ecología, un huerto orgánico y los gusanos como terapia

La historia de Jabal e Ismael La historia de Jabal e Ismael Vídeo
La historia de Jabal e Ismael

La percepción sobre el cuidado de la naturaleza de Ismael Tenorio y  Jabal Rodríguez, ambos  estudiantes de  la escuela de ...