Proyecto folclore Proyecto folclore

06 sep Arranque!

Temas:

Proyecto Folclore inició el pasado domingo. Todo indica que es un enoooorme éxito, lo cual con inmodestia debo decir me pone bien pechona. La Prensa tuvo un aumento histórico en su circulación dominical. Para la corporación, es un hito comercial, educativo y de promoción de marca; para mí y mi equipo de colaboradores, va por supuesto mucho más allá, porque está el corazón de por medio.

Me tocó estar en la calle impulsando el proyecto, y la verdad es que aunque cansada, me divertí mucho. Estuve por La Chorrera, donde montamos un tamborito en la entrada de Super Rey. Fue lo máximo, porque la gente se unía espontáneamente a cantar, a bailar y a salomar. A las 10 am no tenía periódicos para vender; tuve que llamar a Panamá en corredera para que me mandaran más. Al mediodía, no había de los extras que me habían llevado. ¡Misión cumplida!

Quisiera comentar con ustedes algunos comentarios que me han llegado. Un lector me escribió sobre el “voseo” azuerense. Esto es el uso del pronombre vos, así como conjugar verbos de manera específica, como en: Decime a dónde vais, ¿vos? Considera que debe ser parte de Patrimonio Cultural Inmaterial, y yo estoy de acuerdo. Como bien dice, es parte de la tradición oral de nuestro país.

De Adriana Sautú, mi cómplice en varias publicaciones y encargada del programa educativo del Biomuseo, una corrección:

“La trivia de la página 17 dice "No existen pruebas arqueológicas ni etnohistóricas que nos permitan afirmar que los grupos aborígenes que actualmente pueblan Panamá son descendientes directos de las culturas indígenas que se encontraban en el istmo al momento de la conquista española..."

La sala del Biomuseo dedicada a La Huella Humana se esfuerza por contrarrestar esta noción ya antigüa. El científico Richard Cooke sostiene que la evidencia arqueológica, lingüística y genética apoya la tesitura de que los indígenas actuales en Panamá son descendientes de los que estaban en el istmo antes de que llegaran los españoles, sin negar el papel de puente del Istmo.”

Y de Hortencia Guerra, una corrección sobre el nombre científico de la rana dorada:  es Atelopus zeteki, no "zeketi" como lo escribimos erróneamente.

Espero compartir más comentarios de los lectores, y claro, ¡correcciones si las hay! Pueden hacerlo vía este blog o a proyectofolclore@prensa.com

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.