Proyecto folclore Proyecto folclore

14 sep El amable Amable

Temas:

Uf, el pasado domingo llovió a cántaros en la capital.  Yo ni me enteré, pues me había ido al interior a "desconectarme" de folclore por un par de días:  ya no recibía ni transmitía.  Gracias a Dios ni me dí cuenta del aguacero, pues no hubiera parado de sofocarme.  Y es que cuando llueve, la gente no sale de sus casas;  ergo, no compran periódicos.  Así que mucha gente se habrá quedado sin la edición #2, Vivienda y Menaje.  ¡Desastre!  Les recuerdo a los lectores que si ello es el caso, pueden pasar a nuestras sucursales en Panamá (12 de octubre y Albrook Mall), Chitré, David y Santiago a obtenerla.  Recuerden que sin la colección completa, no hay DVD...

Aprovecho como siempre a hacer públicos algunos de los comentarios que he recibido de la pasada edición.  El señor Amable Gutierrez, santeño de nacimiento, nos escribió solicitando más lenguaje autóctono en las ediciones.   Algunas cosas por ejemplo:

1- Casa de madera vegetal: en vez de horcones,  orqueta; porque horcones son para cercar.

2- Estructura de la casa de quincha: en vez de celosia,  tragaluz, porque a través de ella entraba luz a la casa.   Amable nos aclara también que un piso muy tradicional era el de polvo de mosaico, que no es más que una vez pulido el piso con cemento y aún fresco se le colocaba el polvo de acuerdo al color al gusto; se pulia de nuevo y quedaba de color. Al final con un hilo de papilo se rallaba el piso en horizontal y vertical y queda en cuadros como si fuera mosaico.

3-Menaje tradicional: en  vez de vaso de totumo, totuma.  Por tinajero, aparador.  El fogón tradicional es el de tres piedras, porque el que aparece en la publicación ya es un fogón moderno. En muchos lugares en vez de tula se dice churuca, que es para llevar el agua para tomar.

4- Mensaje tradicional: En vez de catre de tijera con sabana de retazos, cama de lona o cama de catre, con colcha. En vez de deshojador de  maíz, chuzo de pelar maíz; en vez de totuma, vangaña.

Ante todo, agradecemos sus comentarios.  Es importante aclarar a los lectores que debido a que Proyecto Folclore recopila tradiciones de todo el país, no estarán apareciendo las incontables variaciones regionales que poseemos.  Es un asunto de espacio, también.  ¡No tenemos suficiente!  Pero lo bueno de internet es que aguanta MUCHO más que el papel, así que exhortamos a los lectores a continuar escribiéndonos y comentando sobre el proyecto.

También recibimos una nota de Benito Juarez, quien nos hizo saber que se nos chispoteó incluir la vivienda hecha con paredes exteriores de ladrillo.  Les transcribo sus interesantes comentarios:

El ladrillo hecho a mano constituye un elemento importante en la vivienda desde los tiempos de la colonia en donde se usó en conbinación con la piedra en las obras de Panamá La Vieja, en Portobelo y en otros lugares.  En la vivienda rural se encuentran casas antiguas en Herrera, Los Santos y Cocle en donde existieron grupos de personas que se dedicaron a la fabricación de estos elementos de acuerdo a las técnicas importadas del viejo continente.  Hace algunos años visité poblaciones cercanas a Los Pozos en donde encontré varias casas de ladrillo y se me informó que en ese lugar existieron hornos dedicados a la fabricación de los mismos.  En Parita se pueden ver a orilla de la carretera y en areas vecinas casas antiguas con paredes de ladrillo en la misma forma y con la misma estructura de techo que las casas de quincha.

La profesora Dolores Cordero, asesora principal de Proyecto Folclore, complementó estos comentarios con los suyos propios:

Este tipo de vivienda fue construido por personas de cierto poder adquisitivo, pues las preferían a las de quincha por tener mas resistencia y durabilidad, además de dar status a sus dueños. En Santiago de Veraguas también existió una fabrica de esos ladrillos que cerró a mediados del siglo XX, y de la que hace pocos años terminaron de derrumbar sus ruinas.

De Ceferino Hernández, una duda:  ¿junta de embarre o junta de embarra?  Nosotros lo vimos de ambas maneras durante nuestra investigación.  La profesora Dolores y yo consideramos que es un regionalismo.  Los correctores de La Prensa prefieren la versión más correcta gramaticalmente, por tanto se quedó como junta de embarre en las publicaciones. 

Apreciamos sus comentarios y por favor, si usted tiene algo que agregar a Proyecto Folclore, no dude en escribirnos a proyectofolclore@prensa.com.  Este es un proyecto nacional, y mientras más personas colaboren , ¡más gana Panamá!

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.