las garantías de los contratos

ACP y aseguradora evalúan escenarios

Zurich American Insurance es depositaria de una fianza de $450 millones que podrían utilizarse para completar la ampliación del Canal.

Temas:

/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/02/0_20141202bZf2yt.jpg /deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/02/0_20141202bZf2yt.jpg
/deploy/DATA/laprensa/BBTFile/0/2014/12/02/0_20141202bZf2yt.jpg

La Autoridad del Canal de Panamá (ACP) obtendría la mayor parte de los fondos necesarios para culminar el tercer juego de esclusas de tres tipos de garantías que podría ejecutar si finalmente el consorcio Grupo Unidos por el Canal (GUPC) abandona las obras: $548 millones se corresponden a cartas de crédito que respaldan parte de los anticipos otorgados por la ACP a GUPC; $150 millones estarían garantizados por el consorcio y otros $450 millones por la aseguradora Zurich American Insurance.

Por lo tanto, la administración de la vía dispondría de $1,148 millones y, según declaró anteriormente el administrador de la ACP, Jorge Luis Quijano, para finalizar la obra harían falta $1,500 millones.

La ACP, el contratista y la aseguradora se reúnen hoy para analizar la crisis y sus posibles soluciones. En caso de que se tenga que ejecutar la fianza, la aseguradora podría terminar el proyecto o desembolsar los recursos a la ACP para que esta lo concluya.

En los primeros días de enero, la aseguradora envió una carta a la ACP en la que calificaba como “prematura” una eventual inyección de fondos para el proyecto e instaba a las partes a encontrar una solución consensuada.

Consultadas ayer sobre la disponibilidad de los fondos y su visión del conflicto, fuentes de la aseguradora se limitaron a decir que “siguen el progreso del proyecto a través del diálogo permanente entre ambas partes”.

La obra continúa

El consorcio envió un preaviso el pasado 30 de diciembre anunciando la paralización de las obras 21 días después si la ACP no reconocía sobre costos por $1,600 millones en un proyecto que fue adjudicado en 2009 por $3,118 millones.

Transcurrido el plazo, las empresas no cumplieron su amenaza y se mantienen en el proyecto, pero a un ritmo de trabajo bajo, entre el 30% y el 25% de capacidad.

GUPC busca ganar así tiempo mientras encuentra una solución a los problemas de liquidez que afronta.

El consorcio –integrado por la empresa española Sacyr, la italiana Salini Impregilo, la belga Jan de Nul y la panameña Cusa– habría pedido la mediación en la crisis del vicepresidente de la Comisión Europea, Antonio Tajani, extremo rechazado por la ACP. (Ver nota relacionada).

Una eventual solución del conflicto llegaría si el consorcio consigue el financiamiento para inyectar liquidez en el corto plazo al proyecto, mientras los reclamos presentados se resuelven en las instancias que prevé el contrato y que eventualmente terminarían en el Tribunal de Arbitraje Internacional con sede en Miami. Fuentes cercanas a la negociación apuntaron ayer que el consorcio estaría próximo a conseguir financiación bancaria para devolver a la ACP parte de los desembolsos recibidos, que ascienden a $784 millones.

Mientras tanto, cumplido el plazo del preaviso y a pesar de que el consorcio sigue trabajando a un 30% de su capacidad, la ACP mantiene que su primera opción es que GUPC culmine las obras y descarta en el corto plazo tomar una medida drástica en relación al contrato.

La CE da palos de ciego en Panamá

Son horas decisivas en la resolución de la problemática del Canal y solo cuando sus protagonistas están bordeando el precipicio llegan las movilizaciones, en ocasiones contradictorias, desde las tres partes ahora implicadas a este lado del Atlántico: la Comisión Europea (CE) y España e Italia.

Según ha informado el Ministerio de Exteriores italiano, la titular de esta cartera, la ministra Emma Bonino, habría tenido una conversación de alto nivel con su homólogo español, José Manuel García-Margallo, con el fin de “proteger los intereses de las empresas italianas que participan en el consorcio internacional para la ampliación del Canal de Panamá” y “abordar posibles iniciativas comunes para resolver las disputas entre el consorcio de empresas europeas y las autoridades panameñas”.

En declaraciones a La Prensa el pasado diciembre, la ministra italiana Bonino reconoció que tiene que gestionar dossiers de Panamá “complicados”.

Bonino también habría hablado con el vicepresidente de la Comisión Europea, Antonio Tajani, “quien reiteró su apoyo a la hora de facilitar un compromiso que evite la suspensión del proyecto y encontrar una solución satisfactoria para ambas partes”.

En una entrevista a una radio española, Tajani manifestó su voluntad de comenzar a hablar inmediatamente “con todas las partes”.

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario de Industria, en el cargo desde 2010, aceptó ayer erigirse como árbitro del partido que tiene en vilo Panamá, tras la petición expresa de las empresas del consorcio.

“El Canal de Panamá es muy importante para todos, para Panamá y para Europa. Por eso intentaremos trabajar y llamar a todos para solucionar el problema”, afirmó Tajani.

El viejo aliado de Silvio Berlusconi, con quien fundó el partido de derecha Forza Italia en 1994, tendrá que ponerse al día y familiarizarse con todos los complejos detalles de la problemática del Canal.

Tajani, cuyo cargo como comisario europeo finaliza en octubre de 2014, reconoció que no será una tarea “fácil”. Preguntado sobre quién podría tener razón, volvió a caminar por la vía diplomática y aseguró que “tienen razón todos”. En este sentido, se comprometió a poner todo de su parte “para lograr un acuerdo”, porque, en su opinión, “tienen razón las empresas europeas y alguna razón tiene también Panamá”. “No es muy fácil, pero lo hago porque me parece muy importante que las empresas europeas pidan a la Unión Europea defender una posición a nivel internacional de Europa”, concluyó Tajani.

La Autoridad del Canal de Panamá, por su parte, rechazó cualquier mediación de la Comisión Europea, ya que estaría fuera de lo establecido en el contrato.

Isabel Cerdán

un conflicto multimillonario

$1,600

Millones es el monto adicional que GUPC le reclama a la ACP por sobre costos incurridos en la obra.

$3,118

Millones es la oferta que presentó GUPC en 2009 que le sirvió para hacerse con el contrato de diseño y construcción del tercer juego de esclusas.

$784

Millones de anticipos desembolsados por la ACP que deben ser devueltos por el contratista.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

Violencia en Charlottesville ONU exhorta a Estados Unidos a rechazar discurso racista

El CEDR llama al gobierno de Estados Unidos a investigar las violaciones de los derechos humanos que se hubiesen cometido durante la manifestación del pasado 12 de agosto en Charlottesville. El CEDR llama al gobierno de Estados Unidos a investigar las violaciones de los derechos humanos que se hubiesen cometido durante la manifestación del pasado 12 de agosto en Charlottesville.
El CEDR llama al gobierno de Estados Unidos a investigar las violaciones de los derechos humanos que se hubiesen cometido durante la manifestación del pasado 12 de agosto en Charlottesville. AP/Archivo

Próximo 16 de septiembre Showtime transmitirá la película de Prince ‘Sign O’ the Times’

El filme dirigido por Prince fue creado como un complemento cinematográfico para su álbum homónimo doble. El filme dirigido por Prince fue creado como un complemento cinematográfico para su álbum homónimo doble.
El filme dirigido por Prince fue creado como un complemento cinematográfico para su álbum homónimo doble. AP/Archivo

El raro documental musical de Prince Sign O' the Times será transmitido en Showtime a partir del próximo 16 de ...

ESTUDIO Nuevas tecnologías están evitando choques en carreteras

Los analistas encontraron que la tecnología redujo la tasa de choques fatales por 86%. Los analistas encontraron que la tecnología redujo la tasa de choques fatales por 86%.
Los analistas encontraron que la tecnología redujo la tasa de choques fatales por 86%. AP/Archivo

Los sistemas electrónicos para prevenir que automóviles se salgan de su carril o que advierten a los chóferes cuando se acerca ...