Está navegando en la edición del Martes 29 de Enero del 2013. Para volver a la versión actual presione aquí.

FARÁNDULA

Los holandeses adoran a su futura reina argentina

EFE/Archivo
Fotografía de archivo fechada el 2 de febrero de 2002 del príncipe heredero de Holanda, Guillermo Alejandro, durante su boda con la argentina Máxima Zorreguieta en Ámsterdam, Holanda.

29/01/2013 - Redacción internacional, (AFP).–  Máxima Zorrieguieta, la futura reina argentina de Holanda, trabajó duro para ganar los corazones de los holandeses y es inmensamente popular a pesar del pasado sombrío de su padre durante la dictadura militar argentina.

La princesa argentina, de 41 años, casada con el príncipe de Holanda Guillermo-Alejandro, se convertirá el 30 de abril en reina de Holanda tras la sorpresiva abdicación el lunes de la reina Beatriz en favor de su hijo.

La pareja tuvo un romance como en un cuento de hadas y contrajo matrimonio en 2002. Máxima obtuvo la nacionalidad holandesa y se le permitió conservar su fe católica a pesar de contraer matrimonio con un miembro de la Casa de Orange, incondicionalmente protestante.

Pero la fase previa a su boda fue ensombrecida por el pasado del padre de Máxima, Jorge Zorreguieta, quien fue secretario de Agricultura durante parte de la última dictadura militar argentina (1976-1983).

En medio de una polémica en la políticamente correcta Holanda, el padre de Máxima no pudo asistir a la boda de su hija en Amsterdam, y la madre de la princesa tampoco lo hizo.

Máxima dijo entonces que estaba “lista” a aceptar la decisión, pero las cámaras de televisión mostraron sus lágrimas cuando se escucharon los acordes del tango favorito de su padre, Adiós Nonino, en la ceremonia.

“Lamento que haya hecho lo mejor que pudo con un mal régimen. Tenía las mejores intenciones”, dijo Máxima en una entrevista antes de su boda.

Holanda incluso encargó al historiador Michiel Baud que investigara el actuar de Zorreguieta durante la dictadura.

Baud concluyó que Zorreguieta debía saber algo sobre las torturas y las miles de desapariciones, pero está casi seguro que no estuvo personalmente involucrado.

Zorreguieta fue acusado de estar involucrado en algunas desapariciones y continúa bajo investigación pero de momento no se presentaron cargos en su contra.

El anuncio de la reina Beatriz el lunes ocurrió el mismo día en que el padre de Máxima cumplía los 85 años. La prensa holandesa ya informó que su presencia en la ceremonia de coronación el 30 de abril no será bienvenida.

Con su encanto y su sonrisa, Máxima se ganó rápidamente la confianza de los holandeses. Aprendió el idioma y descubrió su cultura, incluso nadó en un canal de Amsterdam por una causa caritativa.

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia S.A.

EDICIONES ANTERIORES