Comentario semanal ‘Besos en Manhattan’

AUTOR: David Schickler AUTOR: David Schickler
AUTOR: David Schickler

Un libro con varias historias que no fluye, no vale. Por suerte, Besos en Manhattan, de David Schickler, no cae en este error.

El debut del escritor estadounidense es fácil de leer, entretenido y rico.

Se trata de una novela corta donde 11 relatos se entrelazan. ¿El común denominador? la soledad, el amor y el edificio donde viven los protagonistas: el Preemption, un viejo edificio con el elevador más antiguo de todo el barrio y con propietarios de alta sociedad.

Pero más allá del complejo residencial, los personajes comparten también historias, siendo protagonistas en unas, extras en otras. Sin diálogos, sin frases, solo en el fondo de historias ajenas, pero siempre ahí; haciendo ver la ciudad como un lugar en el que todos coinciden, dominados por la soledad y con el firme propósito de buscar el amor como remedio, redención personal y posesión especial.

El mejor ejemplo son las historias de Patrick Rigg, mujeriego insoportable que comparte piso con alguien que es todo lo contrario a él, James Branch, reservado contable enamorado de una escritora, Rally, ocasional visitante del harén de Rigg. Basta con poner el amor de por medio en un caso de soledad y ¡ boom! se dispara la trama.

Entre otras historias está El fumador, en la que un profesor es invitado a casa de una alumna en el Preemption, y los padres le piden que se case con ella. En El deber, un ejecutivo seduce a las mujeres con grandes cantidades de dinero y las lleva a su casa para someterlas a un perverso ritual de dominación para olvidar lo solitario de la vida. A partir de esta historia, cada cuento avanza en una trama conjunta, a tal punto que uno se llega a creer que está leyendo una novela.

La redacción es ágil y los diálogos son inteligentes, por lo que el libro no se torna aburrido.

Poco a poco, el texto se va desarrollando hasta que la soledad, desolación y necesidad con la que se inicia, se va transformando en una historia extraordinaria.

El amor correspondido se convierte entonces en objeto de trueque y sinónimo de poder: algo que no solamente sucede en Manhattan.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Ricardo Alberto y Luis Enrique Martinelli Linares, cuyo paradero es desconocido, tenían cuentas bancarias en Europa, escondidas bajo la identidad de terceros, que hoy revelan que los verdaderos dueños eran ellos.
Archivo

SOBORNOS DE ODEBRECHT Los Martinelli, según la versión de sus cómplices

AEROPUERTO Despega operación de Taeca

Se trata del primer vuelo comercial  e internacional que se realiza desde la terminal aérea colonense.
LA PRENSA/Roberto Cisneros

Grupo de empleados se va a huelga El caso de Copa se decidiría en 10 días

Unos 600 trabajadores de la aerolínea panameña protestaron ayer en las instalaciones del Aeropuerto Internacional de Tocumen.
Roberto Cisneros

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

INFRAESTRUCTURA PÚBLICA Demolición del Ernesto T. Lefevre estará terminada a fines de diciembre

Comienza demolición del Centro Básico General Ernesto T. Lefevre Comienza demolición del Centro Básico General Ernesto T. Lefevre Vídeo
Comienza demolición del Centro Básico General Ernesto T. Lefevre

Los trabajos de demolición en el Centro Básico General Ernesto T. Lefevre, ubicado en el corregimiento de Juan Díaz, están en ...