Escasos de sangre

En Panamá, no hay una cultura de donación de sangre, por lo que las instituciones hospitalarias afrontan dificultades para enfrentar la demanda.

Temas:

1464054 1464054
1464054

El número de donantes de sangre voluntarios en Panamá sigue siendo marginal, lo que compromete, entre otros aspectos, la calidad de la sangre que eventualmente se emplea para transfusión.

El porcentaje de donantes voluntarios en el país pasó de 2% en 1999 a 4.88% en 2009, un avance que Heriberto Espino, jefe médico del Banco de Sangre del Hospital Santo Tomás (HST), considera poco significativo, ya que las donaciones por este concepto deberían alcanzar el 50% como mínimo.

Los datos muestran que las donaciones por reposición alcanzan poco más del 95%. De este porcentaje, los funcionarios han podido identificar por medio de encuestas que un 14.8% de las pintas de sangre repuestas fue pagado a personas que estaban dispuestas a donar de esa forma.

Espino indica que en realidad, las “donaciones pagadas” deben rondar el 50%, pero que al estar prohibida la comercialización de sangre, la gente disimula más esta situación.

Añade que estos donantes, los que buscan recibir dinero de los familiares de los pacientes que necesitan la sangre, son los más peligrosos, pues a muchos solo les interesa el dinero.

Cuando menos en el caso del HST, se realizan entre 8 mil 500 y 9 mil donaciones anuales, que a su vez se fraccionan en tres unidades distintas para tratamientos diferentes, explica Espino.

Asegura que intentan tener siempre unas 240 unidades para la semana; sin embargo, se dan ocasiones en que luego de un fin de semana agitado comienzan con solo cinco unidades, viéndose obligados a solicitar sangre a otros centros.

El director del Programa Nacional de Sangre Carlos Montero, basado en los últimos estudios realizados por la Organización Panamericana de la Salud en Panamá, dice que hay un déficit de 15 mil unidades de unas 45 mil unidades consumidas al año.

Desde su perspectiva, hay varios factores que inciden a la hora de que los panameños no decidan donar.

Revela que muchos no donan espontáneamente, esperando donar “cuando lo necesite alguien en su familia”. En otros casos, es la persistencia de las autoexclusiones, temores infundados y mitos relacionados con la donación de sangre.

Por ello, recomienda no autoexcluirse “sin antes asesorarse directamente con el personal capacitado en la promoción de la donación voluntaria, y “ellos le ayudarán a disipar todas estas dudas y miedos al que está deseoso de ayudar, pero aún no ha dado el primer paso”.

Hasta el momento, sin la existencia de un banco nacional de sangre, los hospitales se reponen unos a otros en instantes de necesidad, afirma Espino.

Las vías para garantizar reservas constantes de sangre, provenientes de los donantes más seguros, son diversas. Espino propone un programa de donación altruista de cinco años, que empiece en la ciudad de Panamá, “donde se trasfunde el 70% de los componentes sanguíneos en el país”.

Asimismo, asevera que el Ministerio de Salud (Minsa) debe ganar protagonismo en esta situación para contar con un fondo y así poder trabajar.

Por su parte, Montero aclara que el último fin al que aspiran es la creación de una hemorred, encargada de hacer las campañas de promoción y colectas de donaciones voluntarias de sangre en todo el país, así como de suministrar todos los hemocomponentes que demanden los servicios de salud panameños.

Para cumplir con este objetivo, habría que dotarla de una estructura administrativa y presupuestaria autosostenible, señala Montero; con prioridad de cambiar el modelo de reposición por el de donación altruista, lo que implica tener que incluir el proceso educativo.

A la fecha, Montero señala que el apoyo de los gobiernos se circunscribe a aspectos de asesoría científica a la comunidad médica y en algunas campañas de promoción.

Es más, aún están a la espera de que el Programa Nacional de Sangre se incluya en el organigrama del Minsa, para “empoderarnos tanto en el aspecto regulatorio como operativo, lo cual involucraría el aspecto presupuestario para el logro de los objetivos que nos planteamos”.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Destacados

Lo último en La Prensa

carta dirigida al Consejo de Seguridad Estados Unidos quiere que la ONU prolongue investigación sobre armas químicas en Siria

La embajadora de Estados Unidos ante la ONU Nikki Haley. La embajadora de Estados Unidos ante la ONU Nikki Haley.
La embajadora de Estados Unidos ante la ONU Nikki Haley. AFP/Archivo

La embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, instó este viernes 20 de octubre al Consejo de Seguridad a "actuar ...

Ceremonia en la ciudad de Oviedo Crisis catalana ensombrece premiación Princesa de Asturias

El rey Felipe VI de España junto a su esposa la reina Letizia en la ceremonia de premiación. El rey Felipe VI de España junto a su esposa la reina Letizia en la ceremonia de premiación.
El rey Felipe VI de España junto a su esposa la reina Letizia en la ceremonia de premiación. AFP/Miguel Riopa

El polémico intento separatista de la región de Cataluña fue este viernes 20 de octubre un tema inevitable durante la ...

CONFERENCIA Yousafzai y De Klerk abogan por la educación como vía para la paz, la prosperidad y el éxito de la democracia

Palabras por Panamá es definido como un encuentro para reafirmar el poder de los ideales y en esta ciudad tuvo lugar el 19 de octubre de 2017, con la presencia como oradores del expresidente de Sudáfrica, Frederick de Clerck y el padre de Malala, Ziauddin Yousafzai. Palabras por Panamá es definido como un encuentro para reafirmar el poder de los ideales y en esta ciudad tuvo lugar el 19 de octubre de 2017, con la presencia como oradores del expresidente de Sudáfrica, Frederick de Clerck y el padre de Malala, Ziauddin Yousafzai.
Palabras por Panamá es definido como un encuentro para reafirmar el poder de los ideales y en esta ciudad tuvo lugar el 19 de octubre de 2017, con la presencia como oradores del expresidente de Sudáfrica, Frederick de Clerck y el padre de Malala, Ziauddin Yousafzai. La Prensa/Cecilia Fonseca

Educación. Desarrollo. Inclusión. Son tres palabras que implican un gran reto para las Américas hoy y su importancia ...