SELECCIÓN DE PANAMÁ

Dos años de El Bolillo

El técnico de la selección nacional cumplirá este miércoles ante El Salvador su partido número 29 como timonel desde que asumió en 2014.
Hernán Darío Gómez buscará vencer este miércoles a El Salvador por segunda vez en su proceso como técnico de Panamá. Hernán Darío Gómez buscará vencer este miércoles a El Salvador por segunda vez en su proceso como técnico de Panamá.

Hernán Darío Gómez buscará vencer este miércoles a El Salvador por segunda vez en su proceso como técnico de Panamá. Foto por: Jorge Fernández

El descubrimiento de Valentín Pimental es el aspecto más destacado en los dos años que van de la era Gómez. El descubrimiento de Valentín Pimental es el aspecto más destacado en los dos años que van de la era Gómez.

El descubrimiento de Valentín Pimental es el aspecto más destacado en los dos años que van de la era Gómez.

Dos años de El Bolillo Dos años de El Bolillo

Dos años de El Bolillo

Hoy se cumplen dos años desde que Hernán El Bolillo Gómez se puso por primera vez la camiseta de la selección de Panamá.

En ese entonces la selección nacional todavía navegaba a la deriva sin capitán y con una tripulación todavía muy dolida por el golpe sufrido en la última fecha de la hexagonal.

Ya habían pasado cuatro meses de la derrota en octubre ante Estados Unidos y la Federación Panameña de Fútbol (Fepafut) dejaba en claro que tres nombres se barajaban como alternativas al puesto del seleccionador nacional, los tres de nacionalidad colombiana.

Una era el plan José Cheché Hernández, que evocaba a mirar los buenos momentos del onceno panameño en el pasado.

El otro era Eduardo Lara y su mirada al futuro como formador.

Y el último era El Bolillo y su currículum mundialista que hacía soñar a los directivos con el presente.

Y así fue que un sábado 15 de febrero llegó la hora de la presentación en un anuncio que sorprendió a propios y extraños por la forma repentina en que se hizo todo, cuando en horas de la tarde ya teníamos al presidente de la Fepafut Pedro Chaluja presentando a Gómez como nuevo estratega de la Sele.

Fue en aquella presentación en el auditorio de la Fepafut ubicado a las afueras del estadio Rommel Fernández que El Bolillo pronunció por primera vez su ya clásica frase: “la meta principal es Rusia 2018”, un estribillo que lo acompañó a todas partes durante el primer año de sus discursos con los medios de comunicación.

Gómez, quien hace poco cumplió 60 años, ha sido siempre muy sincero desde el día uno en cuanto a su real objetivo con Panamá, como demostró en su primera rueda de prensa.

“Yo te cambio todo: perder en la Copa Centroamericana, perder la Copa Oro, perder todo por ir a un Mundial”, expresó el cuatro veces mundialista.

Ese día también tiró otra perla al ser consultado sobre un tema que hasta el día de hoy lo persigue como una de las principales interrogantes de la selección: el relevo generacional.

“Los jugadores no son ni altos, ni bajitos ni viejitos ni jóvenes, son buenos y malos”, expresó.

Con Gómez, la selección pasó del puesto 31 en el ranking de la FIFA en el mes de junio de 2014 cuando disputó sus dos primeros amistosos ante Serbia y Brasil al puesto 60 en la actualidad.

En total, son más empates y derrotas que triunfos lo que resume los 28 partidos de la era de El Bolillo Gómez, con solo 8 victorias contra 11 empates y 9 derrotas.

Es cierto que ha habido momentos dulces, como la reciente victoria por goleada sobre Cuba para clasificar a la Copa América Centenario o el triunfo por 3-1 como visitante ante El Salvador.

Pero también ha habido dolores de cabeza, como la derrota por goleada ante Ecuador o la larga racha de 12 partidos seguidos sin ganar.

Otro factor negativo fueron los episodios de los goles en los últimos minutos ante Costa Rica, México y Venezuela que empujaban a uno a pensar qué tanto se ha avanzado en este proceso.

No obstante, no podemos ignorar los lapsos de buen fútbol que se vieron en la Copa Oro, como también en la victoria sobre Jamaica en el debut por las eliminatorias mundialistas, donde el sello del estratega colombiano quedó marcado, ignorando el planteamiento de 4-4-2 que tanto acostumbraba jugar Panamá.

Lo cierto es que en estos momentos el punto más favorable de toda su gestión ha sido el descubrimiento de Valentín Pimentel, un mediocampista que hoy en día aparece como pieza inamovible en su sistema táctico.

Pimentel lucía como delantero en el Plaza Amador, hasta que el líder del banquillo panameño lo acomodó como volante de ida y vuelta por afuera para aportar marca y llegada.

Dicho movimiento resultó en una posición clave en el nuevo esquema de 4-1-4-1 que tan bien funcionó ante Jamaica.

Otro de los puntos altos fue la clasificación a la Copa América, donde pese a que no se ganó un solo partido en la Copa Oro, la otra mitad del vaso detalla que en estos dos años solo se ha perdido un partido oficial en 12 salidas.

La parte negativa es que al igual que con Julio Dely Valdés, Panamá no logra transformar el Rommel en un verdadero fortín, como demuestran las tres victorias en ocho partidos que se han jugado con El Bolillo en el estadio de Juan Díaz.

Este punto flaco quedó en evidencia en la derrota por 1-2 ante la escuadra costarricense en el segundo partido rumbo a Rusia 2018 con una Panamá que le costó plasmar su superioridad como local.

Otro aspecto que también ha sido criticado es el poco trabajo con los jugadores de la Liga Panameña de Fútbol.

La sensación es más de esperar a que se acerque el próximo partido para llamar a los de afuera para empezar a trabajar y muy poco deseo de dejar huella en el fútbol panameño.

Esta última crítica recibió su respuesta en las últimas semanas con nueve días de trabajo previo al amistoso de este miércoles ante El Salvador, donde 20 jugadores tendrán la chance de al menos llamarle la atención pensando en los dos siguientes partidos oficiales del 25 y 29 de marzo ante Haití por las eliminatorias mundialistas.

En resumen, 2016 ya está aquí, tiempo de la verdad para un técnico que más allá del sueño que es jugar en una Copa América, sabe que su verdadera misión es llegar al tercer año en 2017, listo para afrontar la hexagonal, o de lo contrario bye bye.

PUNTOS POSITIVOS

VALENTÍN PIMENTEL

El Bolillo vio en el jugador algo que nadie veía. Apostó a su ida y vuelta y resultó.

POSESIÓN.

El onceno panameño ya no posee un juego tan vertical. Ahora es más de posesión, de construcción y de diagonales.

COPA AMÉRICA.

Los resultados en la Copa Oro nos dieron el derecho de jugar por el boleto a la Copa América Centenario y no se desperdició.

PUNTOS NEGATIVOS

EL RELEVO.

Se sigue apostando a una columna vertebral que ya está en sus 30.

POCO TRABAJO.

Las posibles soluciones en los laterales y la zona de recuperación no se han buscaRELACIÓN CON LOS MEDIOS.

Meses de silencio y respuestas cortantes son algunos de los episodios negativos con los medios.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Bomberos sofocaron el incendio.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

REOS Ministerio Público investiga incendio en la cárcel de David

CONTROVERSIA Varela defiende decisión de dar día libre tras clasificación de Panamá

Varela restó importancia a la demanda, pero sentenció que ‘si lo tengo que hacer de nuevo, lo volvería a hacer de nuevo’.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

EL SERVICIO PÚBLICO DE ELECTRICIDAD Las secuelas de los apagones en Panamá

Las secuelas de los apagones
LA PRENSA/Gabriel Rodríguez

POSIBLES PERJUICIOS AL PATRIMONIO DE LA UNIVERSIDAD DE PANAMÁ Contraloría: van $18 millones en lesiones

Terrenos alquilados.
LA PRENSA/Daniel González

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Oct 2017

Primer premio

1 8 5 8

BDAC

Serie: 14 Folio: 15

2o premio

1668

3er premio

1396

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código