ley de inocuidad en EU

Cambio de reglas para los exportadores

Los productores de alimentos deberán aplicar un plan preventivo para evitar la contaminación o mal manejo de alimentos que afecten la salud.

Los productores e industriales que exportan a Estados Unidos (EU) deberán adecuar sus procesos de acuerdo con la nueva ley de inocuidad para que sus mercancías sean aceptadas.

La nueva ley aplica para todos los productos alimenticios que se exporten a EU de todos los países, sean materias primas o procesados.

Los importadores en EU deben asegurarse de que sus proveedores tienen un plan preventivo que asegure que los alimentos cumplen con los estándares estadounidenses y no sean dañinos para sus consumidores.

La nueva legislación Food Safety Modernization Act surge como una medida para contrarrestar la transmisión de enfermedades producto de la ingesta de alimentos, y esto podría implicar más gastos en adecuación para los exportadores panameños.

Se desconoce el detalle de la nueva ley, pues en estos momentos las autoridades estadounidenses trabajan en la reglamentación de la norma.

Según cifras de la Agencia de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés), uno de cada seis estadounidenses se enferma; es decir, 48 millones de personas al año. De estas, 128 mil son hospitalizadas y 3 mil mueren.

La FDA certificará a auditores externos para verificar el cumplimiento de estos planes preventivos. A su vez, le da la facultad a la FDA de retirar productos del mercado y pedir controles exhaustivos en la cadena de producción de algún alimento.

Para Ricardo Molins, gerente de Sanidad Agropecuaria e Inocuidad de Alimentos del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), lo preocupante es el costo que tendrán que asumir los exportadores por reinspección en caso de algún problema.

Molins explicó que la reinspección se realizaría en la planta de la empresa a cuyo producto se le haya cerrado el mercado, por haber enviado algo contaminado o que produjera alguna enfermedad, lo que significaría que el plan preventivo no funcionó.

La ley establece un costo de $335 la hora por el trabajo de fiscalización y una inspección no dura menos de 10 horas, sino de 3 a 4 días, informa el IICA.

El cobro incluye honorarios desde que el inspector sale de su casa, considerando trámites administrativos y los costos del viaje, por lo que serían de $25 mil a $35 mil por cada reinspección, dijo Molins.

“Esto impactará las exportaciones, sobre todo a las empresas que no reconozcan que ya no es solo llenar un contenedor de un producto y despacharlo. Esto no será así”, expresó Molins, refiriéndose a las nuevas normas, aunque explicó que son necesarias por los brotes de salmonella y otras enfermedades.

El ICCA aboga por que las autoridades sanitarias y agrícolas de cada país sean las que se encarguen de las certificaciones e inspecciones , por lo menos la primera vez, que es cuando se valida el plan preventivo.

Para Panamá será importante tomar en cuenta las nuevas normas, puesto que EU es el principal destino de exportación. Se envía hacia este mercado principalmente azúcar, camarones, langostinos, langostas, filete de pescado, piña, atún, banana, café, hortalizas, entre otros.

A los exportadores de jugos y mariscos ya se les ha establecido el “análisis de peligros y puntos críticos de control” o plan HACCP (por sus siglas en inglés ), por lo que están exceptuados de la ley. Sin embargo, los exportadores de otros productos deberán establecer un nuevo plan de manejo. Estos controles en el proceso de producción para asegurar que los alimentos no estén contaminados estarían basados en normas “flexibles”, y considerarán la diversidad de establecimientos agrícolas y prácticas de cultivo, indica la FDA en el sitio www.fda.gov/Food/FoodSafety/FSMA/ucm239554.htm

La Agencia de EU recomienda a los productores que evalúen sus operaciones en función de la seguridad o que consulten las “directivas para la industria: guía para reducir al mínimo el riesgo microbiano en los alimentos, para frutas y hortalizas frescas” de la FDA (denominado “Buenas prácticas agrícolas” o guía de “GAP”).

La norma fue aprobada en enero de este año, y se encuentra en la fase de reglamentación, pero se espera que empiece a regir en alguno de sus términos en 2012 y 2013.

“Hay que ver que nos toca analizar qué tenemos que hacer para estar de acuerdo con las exigencias y poder ingresar los productos a EU”, manifestó Emilio Kieswetter, ministro de Desarrollo Agropecuario.

“La FDA está en el proceso de desarrollar una propuesta de reglamento que establezca los estándares mínimos, basados en ciencia para una producción y cosecha de frutas y vegetales inocuos. Esta propuesta va dirigida a enmiendas al suelo, salud e higiene de los trabajadores, empaques, controles de temperatura, agua y otros temas”, indica su sitio web.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código