ENERGÍA

La Navidad espera gasolina barata

Es tradición que al fin de año la gasolina baje de precio, mientras que el diésel aumente. Hay la posibilidad de que esta vez se mantenga.
Dependiendo de cómo se comporte el precio de la gasolina, los consumidores disponen movilizarse más o tomar vacaciones. Otras veces la decisión que adopten de antemano, influye también en el mercado energético. LA PRENSA/Eric Batista. Dependiendo de cómo se comporte el precio de la gasolina, los consumidores disponen movilizarse más o tomar vacaciones. Otras veces la decisión que adopten de antemano, influye también en el mercado energético. LA PRENSA/Eric Batista.
Dependiendo de cómo se comporte el precio de la gasolina, los consumidores disponen movilizarse más o tomar vacaciones. Otras veces la decisión que adopten de antemano, influye también en el mercado energético. LA PRENSA/Eric Batista.

Los precios del petróleo van en picada, ubicándose en $80 dólares el barril en los mercados internacionales. A juzgar por esta tendencia, la época navideña traerá buenas nuevas para los consumidores locales: gasolina más barata.

Habría que ver qué tanto bajarán los precios en el mercado. A pesar de que se ha registrado disminuciones en las últimas semanas, los precios locales no van tan acorde con la caída internacional.

Expertos en el tema aseguran que en el Golfo de México –mercado referencial para Panamá– el galón de gasolina se ubicaba al inicio de esta semana en $2.17 y el diésel en $2.31, precios de cargamento. Aunque al sumárseles otros cargos e impuestos deben ser levemente mayor.

No obstante, en la ciudad de Panamá el galón de gasolina está en un promedio de $3.68, considerando el precio de los dos principales productos que se ofertan en la plaza local.

Asimismo, muchos se preguntan que cómo es posible que hace seis años, el precio del barril de crudo que costaba lo mismo, sus derivados se encontraban por debajo de los $3.00. A lo que especialistas en hidrocarburos alegan que una comparación como esta no es razonable, al responder que ha habido cambios en la fórmulas de comercialización, así como en temas ambientales.

Del mismo modo, sostienen que en los últimos años han subido los costos y gastos en la producción y que esto implica tener que pagar mayores salarios y tarifas energéticas para la transformación.

“Hay refinerías que están procesando producto más pesado que antes y por lo tanto es más costoso”, opinó Wolfram González, exdirector nacional de Hidrocarburos, apoyando la teoría de defensa de sus colegas.

En otra línea de idea, los especialistas, como Harry Quinn, evidencian que en la tecnología de producción se están registrando grandes avances que permiten que un gran consumidor como Estados Unidos (EU) esté desarrollando la técnica de fracturamiento de yacimiento, que le permite autoabastecerse, dejando de importar la materia prima cada vez más.

Ese petróleo que no compra ahora EU queda en el mercado, lo que crea una alta oferta por la misma demanda, lo que impulsa los precios a la baja porque cada inversor tiene que buscar cómo vende lo que produce su pozo, añadió Quinn.

La ventaja de toda esta sobreoferta es que permitirá que algunas economías se “acomoden”, luego de pasar por un período de desaceleración.

Al tener costos de energía más barata, esa parte del salario que se destinaba al combustible se dirigirá a otros gastos de consumo, lo que traerá un efecto multiplicador y por ende mejorará la economía, apuntan los expertos.

EL CRUDO

$81.42

Cerró ayer el barril de Texas en la Bolsa de Nueva York.

$86.03

Es el cierre del crudo Brent en el mercado de futuros de Londres.

Nueva baja en combustibles

La última tendencia en los precios de los derivados del petróleo apunta a que habrá otra reducción por tercera ocasión consecutiva.

Las disminuciones en los precios de los combustibles se observan desde el pasado 19 de septiembre con reducciones específicamente en la gasolina de 91 octanos y en el diésel bajo en azufre.

Ahora la tendencia es que el galón de gasolina de 95 octanos se reduzca 16 centésimos, y posiblemente 17 centésimos el galón de 91 octanos.

En tanto, que el diésel podría bajar entre 12 y 13 centésimos, de acuerdo con las proyecciones preliminares que manejan fuentes del sector.

De materializarse esta reducción serían los precios más bajos en lo que va de 2014.

Los especialistas en el tema coinciden que se ha hecho tradición al finalizar cada año que la gasolina baje de precio porque la demanda se reduce, tanto en Estados Unidos como en Europa, mientras que la de diésel aumenta debido al uso de la calefacción en el hemisferio norte.

Además, las refinerías cuando procesan crudo lo destinan en iguales proporciones para producir diésel y gasolina, por lo que esta última tiene que venderse más barata por el excedente que se genera.

Raúl A. Bernal

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código