Boca espera mantenerse

El entrenador de la visita, Muricy Ramalho, sabe que el actual campeón de América viene de dos derrotas consecutivas en el torneo argentino, como consecuencia precisamente de errores y distracciones tanto como los méritos de los rivales, River Plate y Quilmes, respectivamente.

Y eso ha significado un dolor de cabeza para el exitoso Carlos Bianchi, que está jugado a los dos frentes y no puede permitirse hoy otro traspié, porque quedará afuera de la carrera por revalidar el título continental que obtuvo el año pasado.

Sao Caetano llega a Buenos Aires después de ganarle con suplentes al Vasco Da Gama por 3-2 por el campeonato brasileño, de manera que podrá disponer de todos los titulares en un cien por ciento de su potencial físico.

Antes de embarcar, el técnico Ramalho declinó formular previsiones sobre el resultado del decisivo partido de mañana, pero se mostró confiado en las posibilidades de obtener un buen resultado, tras el 0-0 de local en el partido de ida, la semana anterior.

Edición Impresa