Sancionan y multan al jugador francés Anelka

El francés Nicolas Anelka, del West Bromwich Albion, fue sancionado ayer con cinco partidos de suspensión por la Federación Inglesa de Fútbol (FA) por hacer un gesto ofensivo para celebrar un gol durante un partido de la Liga Premier.

Sin embargo, la comisión disciplinaria de la FA apoyó la insistencia de Anelka en que no promovió el antisemitismo con el gesto, conocido en Francia como “quenelle” y que ha sido descrito como un “saludo nazi invertido”.

La comisión falló que el gesto era “ofensivo y/o indecente y/o insultante y/o inapropiado”, pero desechó el cargo que acusaba a Anelka directamente de racismo.

También le impuso una multa de 80 mil libras (133 mil dólares) y le ordenó completar un curso sobre educación. La sanción no tendrá efecto hasta que Anelka decida si quiere apelarla.

Edición Impresa