Inflación brasileña se sitúa cerca del 10%

La inflación a 12 meses de Brasil se desaceleró levemente en septiembre, en línea con las expectativas, aunque permaneció cerca del 10%, ya que una fuerte depreciación de la moneda local anuló la disminución en los gastos personales y en los costos por educación.

El índice nacional de precios al consumidor amplio (IPCA) de Brasil subió un 9.49% en los 12 meses hasta septiembre, cumpliendo con los pronósticos de analistas de un incremento de un 9.49%, informó el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

En agosto, el indicador había registrado un alza anual de 9.53%.

La inflación se mantuvo alta y diseminada en septiembre. Los precios de seis de las nueve categorías subieron sobre el techo del rango oficial para el indicador.

Los factores tras la inflación siguieron siendo precios más altos por alimentos, los hogares y el vestuario, debido en parte a la depreciación del real a mínimos históricos.

Los costos de la vivienda y el transporte también subieron con fuerza en la comparación con agosto.

Edición Impresa