Inquietud por proyecto de relleno en Amador

Inquietud por proyecto de relleno en Amador
Según la propuesta de HKS Architects, el relleno formaría una gran península frente al área de El Chorrillo. TOMADO DE INTERNET/HKS Architects.

La aparición en internet de un supuesto plan maestro de desarrollo en la calzada de Amador ha generado inquietud entre la ciudadanía.

El proyecto establece un relleno de 162 hectáreas donde se construirían edificios de oficinas, condominios, hoteles y centros de convenciones. Desarrollado por la firma de arquitectos estadounidense HKS Architects, se trataría de un plan de desarrollo a 30 años en cuatro fases.

Según los renders que aparecen en la página web de la firma, el gran relleno marino partiría desde El Chorrillo y el comienzo de la calzada de Amador y se extendería en dirección hacia el Casco Antiguo, de manera que el conjunto de rascacielos proyectados taparía la vista al mar .

La Federación de Comunidades de Áreas Revertidas y la Organización de las Comunidades de la ciudad de Panamá preparan una denuncia criminal contra la firma estadounidense y los funcionarios que avalen los proyectos de desarrollo residencial y de rascacielos en Amador por violar normativas existentes.

La acción legal, que elabora Donaldo Sousa, asesor jurídico de dicha federación, es parte de las medidas contra los proyectos residenciales y que, según ellos, privatizarán esta zona de esparcimiento.

La denuncia se sustenta en el incumplimiento de la Ley 21 de 1997 -que valida a Amador con uso de suelo mixto urbano, conocida también como ley de fuerte Amador, que respalda el plan original de desarrollo con un enfoque recreacional y público-, en la violación a la Ley de Transparencia y del Código Penal, que en sus artículos 416 y 417 establece que ningún servidor público puede conceder o adjudicar un bien inmueble público, y esto se pena hasta con 10 años de prisión.

El arquitecto Gerónimo Espitia se pregunta qué entidad panameña contrató a esta firma para su desarrollo. Esta sería la tercera firma internacional que conceptualiza desarrollos en Amador, y para que estos arquitectos puedan hacer el diseño o esbozo necesitan que le pidan la propuesta. “Deben tener el derecho del bien”, explicó.

Consultado al respecto, Juan Carlos Orillac, administrador de la Unidad Administrativa de Bienes Revertidos (UABR), negó que el Gobierno esté detrás de este proyecto. “Ignoramos la razón por la que han hecho ese master plan”, señaló, y aclaró que según las normas vigentes no se pueden construir edificios de ese tamaño en la zona. Además, apuntó que cualquier proyecto de este tipo en Amador debería pasar por la UABR y en este caso eso no ha sucedido.

Edición Impresa