Condenan a soldado por abusos en Irak

“No hay forma de justificarlo”, expresó el soldado Armin Cruz, de 24 años, después de declararse culpable de conspirar para maltratar a subordinados y abuso de prisioneros en la cárcel ubicada en el oeste de Bagdad, en octubre pasado.

“Acepto mi total y completa responsabilidad”, sostuvo.

Cruz fue sentenciado a ocho meses de confinamiento, eliminación de su rango militar y licenciamiento por mala conducta.

El juez, el coronel James Pohl, levantó durante algunos minutos la sesión para permitirle a Cruz, oriundo del estado de Texas, que se recompusiera después que flaqueó cuando el magistrado lo interrogaba.

Edición Impresa