LIGA áRABE EXIGE ENVíO DE OBSERVADORES

Dan otro plazo a Siria

La Liga Árabe lanzó ayer un nuevo ultimátum a Damasco, dándole menos de 24 horas para aceptar el envío de observadores so pena de sanciones, y recurrirá por primera vez a la ONU para que se resuelva la crisis.

Los ministros árabes de Relaciones Exteriores, que primero eran reticentes a la internacionalización de la crisis siria, decidieron llamar al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, para que “tome las medidas necesarias para apoyar los esfuerzos de la Liga Árabe para resolver la crisis en Siria”. Reunidos en El Cairo, los ministros invitaron además a Damasco, cuya participación en las reuniones de la Liga Árabe fue suspendida el 12 de noviembre, a firmar el acuerdo que prevé el envío de observadores “el viernes a la la 1:00 de la tarde (11h00 GMT) en El Cairo”.

Los ministros árabes de Finanzas prevén reunirse mañana para decidir sanciones, contra las que se opone Líbano.

Esas sanciones son: “la suspensión de los vuelos hacia Siria, de las transacciones con el Banco Central, de las transacciones comerciales con el Gobierno con la excepción de las relativas a los bienes de primera necesidad para el pueblo, el congelamiento de haberes financieros del gobierno y la suspensión de las transacciones financieras con el Gobierno.

Edición Impresa