Manifestantes negociarán con gobierno hongkonés

Representantes de los manifestantes prodemocracia aceptaron en la noche de ayer conversar con el gobierno local de Hong Kong.

Las actividades se reanudaron luego de una caótica semana, gracias a que los estudiantes aceptaron el domingo desmovilizarse de algunas zonas, sin obtener concesión alguna.

Numerosos hongkoneses retornaron al trabajo y las escuelas reabrieron sus puertas, si bien las líneas de autobuses continuaron desviadas a causa del bloqueo que persistió en algunas calles.

En los lugares donde se habían desplegado miles de manifestantes a partir del 28 de septiembre, ayer la movilización era más débil que nunca, aunque había algunos como Jurkin Wong, que decían “nos quedaremos aquí hasta que el gobierno nos escuche”.

El movimiento obtuvo un amplio respaldo de la opinión pública, pero después de ocho días de parálisis, el descontento aumentaba, sobre todo entre los comerciantes.

Edición Impresa