Muere un genio literario

Muere un genio literario
Foto de archivo de Camilo José Cela tomada el 24 de septiembre de 2001, en Iria Flavia (Coruña), su pueblo natal, durante la inauguración del Aula Nicasio Pajares de la Fundación que lleva el nomb

Daniel Domínguez Z. ddomingu@prensa.com

Camilo José Cela, que escribía todos los días con su bolígrafo en un cuaderno de hojas cuadriculado, murió ayer jueves en una clínica madrileña a consecuencia de una patología cardiorrespiratoria crónica en fase terminal.

Cela, que fue hospitalizado el pasado lunes al agravarse su estado de salud, falleció sobre las siete de la mañana en una de las habitaciones de la Clínica Cemtro en presencia de su esposa, Marina Castaño, y el director de la fundación que lleva su nombre. Sus últimas horas las pasó inconsciente, en estado de coma.

El que era democratacristiano, ateo, ambivalente y genio nació el 11 de mayo, a las 9:20 p.m., en Iria Flavia, en La Coruña, España, en 1916. Su padre era gallego y su madre inglesa.

En 1944 se casó con María del Rosario Conde Picavea, con quien tuvo su único hijo, Camilo José, dos años después, y que es colaborador habitual de La Prensa de Panamá.

En el año 1990, a la edad de 74 años, causó revuelo por su boda con Marina Castaño, una periodista 24 años menor que él.

Edición Impresa