LA NAVIDAD

Hoy todos somos niños

Si la Navidad fuera la alegría de un solo niño, estaría más que justificada. Alrededor del mundo millones de niños festejan hoy la apertura de un regalo, símbolo de una festividad que hace tiempo trascendió su significado religioso para convocar el sentido de la confraternidad. Es la época que impone tregua en las confrontaciones de toda naturaleza bajo el espíritu de la paz. Ojalá perdure a lo largo del año que se aproxima. Siempre.

Edición Impresa