El cerebro en el estilo de vida

El cerebro en el estilo de vida
FOTOLIA.

Los estímulos placenteros guían al aprendizaje, ya que de forma natural el cerebro busca repetir las acciones que generan estímulos agradables y provocan la liberación de dopamina (sustancia química cerebral que permite tener sentimientos de felicidad y placer) en el flujo sanguíneo, dicen expertos.

Así es posible usar este sistema para mantener un estilo de vida saludable, indica la nutricionista argentina Mónica Katz.

En su investigación La trampa del hedonismo, Katz hace un recorrido por los mecanismos que se desatan en el cerebro cuando se recibe un estímulo placentero, y cómo estos son capaces de generar conductas y aprendizajes que hacen buscar y repetir las sensaciones que brindan placer.

Esto se debe a que las conductas de supervivencia están ligadas a la dopamina, como el comer, el sexo y el descanso, dice Katz.

De esta manera, el mejor consejo si están tratando de perder peso y no lo logran porque se tientan, es que todos los días tomen una porción chica de lo que más les gusta y verán que luego de unos 7 a 10 días retomarán el control sobre la comida, propone Katz.

Es que al perder la “novedad” del alimento deja de ser estimulante para el cerebro y se disminuye la tensión que genera el no poderlo comer, detalla el médico general Rubén Rodríguez.

En fin, el comer repetidamente aquello que se prefiere disminuye la búsqueda que están dispuestos a realizar para obtener ese objeto y así serán ingeridos menos alimentos altos en calorías, concluye Rodríguez.

Edición Impresa