COLOMBIA

Ataque es ‘crimen de guerra’

El expresidente Uribe insistió en que las FARC deben realizar un cese unilateral supervisado internacionalmente.
Soldados permanecen junto a algunos de los féretros de sus 11 compañeros fallecidos. Soldados permanecen junto a algunos de los féretros de sus 11 compañeros fallecidos.
Soldados permanecen junto a algunos de los féretros de sus 11 compañeros fallecidos.

El ataque perpetrado por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) el miércoles, en el suroeste de Colombia, en el que murieron 11 militares y otros 24 resultaron heridos, según los últimos datos oficiales, fue catalogado como crimen de guerra ayer por la Fiscalía General.

“Los métodos de ataque que fueron utilizados, que incluyeron el uso de artefactos explosivos no convencionales, constituyen un crimen de guerra, adicional a los homicidios que se han cometido”, aseguró el fiscal, Eduardo Montealegre, al leer un comunicado. Además, agrega el texto, un ataque en el que “se causan daños y sufrimientos innecesarios está prohibido por el Derecho Internacional Humanitario”, por lo que las FARC “también deberán responder por la forma en la que realizaron esta emboscada”.

El Ejército explicó que el ataque se produjo durante la madrugada, mientras los soldados dormían. Esta circunstancia ha sido determinante para que horas después, Montealegre asegurara que la muerte de los militares es “homicidio en persona protegida”, algo que ayer explicó tras la extrañeza generada.

Y es que dicha clasificación aplica en el Derecho Humanitario para heridos, enfermos, prisioneros, náufragos, entre otros.

“Cuando los miembros de las Fuerzas Armadas permanecen fuera de combate o en una condición análoga, gozan del estatus de persona protegida. Cualquier atentado contra su integridad se considera una infracción al Derecho Internacional Humanitario”, dijo la Fiscalía.

No obstante, matizó que la investigación “está dirigida a establecer si las circunstancias de tiempo, modo y lugar de lo sucedido constituyen un homicidio en persona protegida u otro crimen de guerra”, por lo que tal definición aún no es definitiva.

La Fiscalía Quinta Especializada Seccional del Cauca, a cargo de la pesquisa, ya pidió a la Policía judicial que le dé las fotografías del lugar e interrogue a los testigos.

En tanto, el comandante del Ejército, Jaime Lasprilla, calificó el ataque como violatorio de los compromisos adoptados durante el diálogo. Afirmó que fue una acción “premeditada, planeada y deliberada” y por eso viola los Derechos Humanos y el Derecho Internacional Humanitario.

Lasprilla dijo que el miércoles se reforzó la zona del ataque con soldados y helicópteros, y seguirán, como lo ordenó el presidente Santos, en desarrollo de operaciones en todo” el país.

Sobre la reanudación de bombardeos contra campamentos de las FARC, el comandante indicó que “son una herramienta” y que se usará la fuerza legítima para contrarrestar cualquier asomo de violencia en el país.

Por otro lado y en reacción a los acontecimientos, el expresidente y senador Álvaro Uribe propuso replantearse el proceso de paz. “Se necesita una pausa para reorganizar el proceso”, dijo.

Uribe advirtió que las FARC siempre han mentido y con la masacre lo que quieren es justificar su exigencia de una parálisis total de las Fuerzas Armadas, lo que llaman el cese bilateral, que sería un cese unilateral de la acción del Estado.

ONU e Iglesia piden continuar con diálogo

El coordinador de Naciones Unidas en Colombia, Fabrizio Hochschild, señaló que el ataque de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que dejó 11 muertos el miércoles, “representa un triste paso hacia atrás en la reducción del sufrimiento y [el aumento de] la confianza en el proceso de paz”.

En tanto, la Iglesia deseó que el hecho no afecte el diálogo. “El proceso por ninguna causa deberá cerrarse. Los diálogos son la puerta de ese proceso y esa puerta no se debe cerrar por ningún motivo”, aseguró Darío de Jesús Monsalve, arzobispo de la ciudad de Cali.

Según detallaron campesinos y soldados que resultaron heridos, el ataque duró una media hora, durante la cual integrantes de un equipo de élite de las FARC, vestidos de negro, atacaron el lugar donde los militares descansaban y se refugiaban de la lluvia.

“Pasé seis horas debajo de mi cama por miedo porque cuando intenté salir vi el polideportivo donde estaban los soldados iluminado por puro plomo”, afirmó un campesino a la emisora Blu.

Los vecinos detallaron también que durante varias horas oyeron a los soldados llorar y gritar sin que pudieran ser evacuados.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

18 Oct 2017

Primer premio

3 2 8 1

ABAD

Serie: 12 Folio: 5

2o premio

3063

3er premio

2981

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código