PROYECTO DE PAÍS

Gente antes que político, nosotros antes que yo: Luis Núñez

Al observar el período electoral siento preocupación como ciudadano de este país. Nacimos en una tierra privilegiada, abundante en recursos, donde diversas culturas se unen y viven de forma pacífica; aquí está el corazón de las Américas.

La posición geográfica nos da una ventaja competitiva no replicable y que aún no terminamos de aprovechar. Tenemos una estabilidad económica, ambiental, social e incluso política, envidiable en la región. Sin embargo, nos quejamos y sentimos que nos hace falta mucho más para lograr hacer patria.

Hablamos de la baja calidad del sistema educativo, la fragilidad del sistema de seguridad social, la inseguridad en los barrios, la inflación, la deuda externa y, el peor de todos estos males, de la corrupción. Ante todo esto reflexiono y concluyo que aquí lo que necesitamos es un proyecto para construir una calle de doble vía, en la que tengamos gente antes que políticos y donde pongamos el “nosotros” antes que el “yo”. En la historia política de Panamá usualmente hemos tenido políticos antes que gente.

¿A qué me refiero con esta distinción? El que es gente piensa en el prójimo, el político piensa en sus intereses. El que es gente piensa en cómo algo impacta a la sociedad, el político piensa en cómo afecta su imagen. El que es gente piensa en la patria, el político piensa en los votos. Dos ejemplos de esto que sobresalen en la política son las campañas y los sobrecostos.

Al acercarse el 4 de mayo, concluyo que las campañas políticas son una fuente de tristeza, con calles llenas de banderas y papeles que en unos días no serán más que basura; horas y horas diarias en televisión y radio dedicadas a la propaganda, algunas para difundir los planes de gobierno, para atacar a los adversarios o para mercadear las obras del gobierno actual. El dinero utilizado y el costo de oportunidad que esto representa es una verdadera lástima. El político por vocación lo reconoce. El político por ambición no.

Algo a considerar, si tenemos dos candidatos con un mismo presupuesto, digamos 25 millones de dólares y el candidato “político” gasta 100% en la campaña tradicional entre vallas, propaganda televisiva y jingles pegajosos y, en cambio, el candidato “gente” utiliza 40% para este fin y el 60% restante para caminar, escuchar y entender las necesidades reales del país para una buena preparación de gobierno, previo a su período y para abrir, por ejemplo, comedores comunitarios, centros recreativos y mejorar algunas vías de acceso a áreas remotas del país, dándonos luces del tipo de gobierno que va a liderar, ¿por cuál candidato votaría usted?

En cuanto a los sobrecostos, la clase política ha llegado al punto en que las comisiones son una norma y una manera de hacer negocios. Cuando abramos los ojos y nos demos cuenta de que ese dólar “adicional” que nos gastamos para realizar una obra se le quita al niño que caminó tres horas hasta la escuela y regresó a casa para encontrar que “hoy no hay pan”, entonces empezaremos a ser gente antes que políticos.

El país no necesita un gobierno perfecto, sino activo y honrado; con cabeza para el desarrollo económico sostenible; con músculo para el desarrollo infraestructural y con un corazón para el desarrollo social. Es difícil cuantificar los sobrecostos que hemos sufrido en los últimos 20 años. Lastimosamente, no están en una cuenta de ahorros para utilizarlos en el desarrollo del país. Pero como no podemos ver atrás, miremos hacia el futuro y confiemos en que se puede ser gente antes que político. Los que lo logren serán los fundadores de una nueva clase de gobernantes, respetable y de trascendencia histórica para el país.

Existe también otra cara de la moneda, debido al clientelismo. Hemos creado una cultura en la que esperamos que los gobiernos arreglen todos los problemas. Debemos evolucionar y pensar en qué podemos hacer nosotros por el país, en vez de mirar al “yo” egoísta. No podemos perder de vista el rol que juega la sociedad en la construcción de un país para todos. No hay gobierno alguno que pueda acabar con todos los problemas. Pedimos justicia, pero nos colamos en las filas; queremos gobiernos honrados, pero pasamos coimas; queremos limpieza, pero tiramos latas por la ventana de los autos.

En resumen, criticamos, pero no hacemos. El pensamiento del “nosotros” antes que el “yo” implica pensar en cómo mi acción tiene una consecuencia para mi compatriota. Si estoy apurado, debí salir antes; si no quiero pagar la multa, no debí haber cometido la infracción.

En este proyecto de doble vía ninguno es más importante que el otro, todos jugamos un rol crucial. El gobierno es la gerencia, pero nosotros todos formamos parte de la empresa. Si queremos soñar con el candidato ideal o el gobierno perfecto nos quedaremos esperando eternamente. Cuando nos demos cuenta de lo que cada uno puede y debe aportar para hacer un mejor país, empezaremos a progresar. Aún nos falta tanto trecho por recorrer, no es idealismo ni utopía. Un cambio imposible de cumplir en cinco años, pero todo camino se inicia con un primer paso. A la clase política le toca sembrar las semillas de esta transformación. A todos los miembros de la sociedad nos toca mirarnos en un espejo, como ciudadanos, y pensar en aquello de “qué puedo hacer yo por mi país, no qué puede hacer mi país por mí”.

Cuando logremos crear esta magnífica obra donde tengamos gente antes que políticos y pensemos en el nosotros antes que en el yo realmente comprenderemos la bendición y el orgullo de ser panameños.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código