Exclusivo: El primer capítulo de 'Origen', última novela de Dan Brown, este domingo en la edición impresa de La Prensa.

ÉTICA DE LA COMUNICACIÓN

Periodismo y valores: Franklin Castrellón

Con frecuencia he escuchado críticas a periodistas que, en su rutina de captar opinión de protagonistas de la política sobre temas coyunturales, entrevistan a personajes con pésima reputación como si fuesen autoridades en la materia. Confieso que en lo personal suelo apelar al control remoto cuando entrevistan a personas que, según mi criterio, no tienen autoridad moral para opinar sobre el tema motivo de la entrevista.

Entramos, entonces, en el terreno del profesional del periodismo, sus valores y el buen, o mal, juicio para buscar interlocutores calificados. La deontología (ciencia de los deberes) de la comunicación señala que los periodistas deben llevar información veraz, exacta y oportuna y fiscalizar con independencia a los poderes del Estado y la sociedad, entre otras funciones éticas.

Esta obligación de informar y orientar en base a la verdad impone al periodista la responsabilidad de buscar interlocutores calificados para cada tema; no se trata de entrevistar a cualquier actor público, por desprestigiado que esté. Tal vez sin darse cuenta, los periodistas que apelan a esta calidad de interlocutores están, en la práctica, sirviendo a los intereses muy particulares de individuos sin el menor escrúpulo. Esta actitud suele dar espacio a los mercenarios de la política para que tengan vigencia y, en el proceso, puedan cotizar mejor sus servicios a una u otra causa... o a la propia.

Tal vez sin pretenderlo, los periodistas que así actúan, se convierten en el enemigo interno de los más elevados objetivos del periodismo. En un ensayo titulado The Press: The Enemy Within (La Prensa: El Enemigo Interno), publicado en diciembre de 2005, su autor, Michael Massing, describe casos de periodistas que actuaron con ética en un momento dado, mientras que otros no hicieron honor a su sagrada misión.

Del lado positivo menciona el caso del periodista Anderson Cooper, quien mientras cubría para CNN el desastre producido en Nueva Orleans por el huracán “Katrina”, se convirtió en tribuno de los desposeídos y en acérrimo crítico de los burócratas responsables del caos que existía en esa ciudad. Cuando la senadora de Lousiana, Mary Landrieu, comenzó a elogiar a los funcionarios federales por sus “esfuerzos” para atender a las víctimas de “Katrina”, Cooper la interrumpió y le dijo: “cuando escuchamos a políticos haciéndose reconocimientos mutuos, debo decirle que hay gente disgustada, frustrada” por la negligencia de las autoridades. Posteriormente Cooper pasaría a ser anfitrión del programa News Night.

En contraste, Massing ubica el caso de la periodista norteamericana Judith Miller, cuya cobertura para The New York Times de las presuntas armas de destrucción masiva (ADM) poseídas por Irak resultó ser falsa, lo que forzó su salida del Times en noviembre de 2005. Miller llegó a convertirse en vocera oficiosa de la Casa Blanca, concretamente del director administrativo Lewis Libby, en su falsa tesis de que Irak poseía ADM. También incurrió en una evidente infidencia cuando en diciembre de 2001, luego de enterarse de un planificado allanamiento a la sede en Nueva York de la Fundación Holy Land, sospechosa de tener vínculos con organizaciones terroristas, se apresuró a llamarlos por teléfono para preguntarles su reacción en torno al planeado allanamiento. El efecto de este acto irresponsable fue el de alertar a la fundación.

Confrontada contra las evidencias, Miller admitió en 2003 que sus reportes sobre las ADM en Irak eran falsos. Pero luego de que se le prohibiera continuar cubriendo temas de seguridad nacional, se las ingenió para seguir apoyando al Departamento de Defensa. Eventualmente fue despedida del Times, mientras que Libby fue procesado y sentenciado a 30 meses de prisión por haber filtrado a los medios que la periodista Valerie Plame, esposa del diplomático Joseph Wilson, era agente de la CIA, en venganza porque este se había convertido en un crítico de la invasión a Irak luego de no hallar evidencia de ADM en Irak durante una misión diplomática. En 2007, Bush concedió un cuestionado perdón presidencial a Libby.

Como en Estados Unidos, en Panamá y en los demás países del mundo el periodismo puro, aquel que busca la verdad y fiscaliza a los poderes públicos y a la sociedad, tiene sus enemigos internos. Cuando un periodista usa como fuente a interlocutores que persiguen objetivos distintos al bien común, vulnera el principio ético de su profesión. También lo vulnera aquel que, a sabiendas de que un interlocutor defiende intereses creados, le sirve de instrumento para el logro de sus objetivos.

A juicio de Massing, en Estados Unidos existen obstáculos estructurales para que la prensa pueda cumplir a plenitud su responsabilidad de denunciar las injusticias y fiscalizar a los poderosos; pero, al menos allá, rige una sana separación de los poderes y la justicia cumple su papel. En Panamá, en cambio, persisten las amenazas del poder político y económico sobre el ejercicio de un periodismo responsable. En nuestro caso, agravado por la subordinación de los órganos Legislativo y Judicial al Ejecutivo. Afortunadamente, un sector de la prensa ha llenado ese vacío cumpliendo con responsabilidad su función ética de fiscalizar a los poderes público y privado.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Bomberos sofocaron el incendio.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

REOS Ministerio Público investiga incendio en la cárcel de David

CONTROVERSIA Varela defiende decisión de dar día libre tras clasificación de Panamá

Varela restó importancia a la demanda, pero sentenció que ‘si lo tengo que hacer de nuevo, lo volvería a hacer de nuevo’.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

EL SERVICIO PÚBLICO DE ELECTRICIDAD Las secuelas de los apagones en Panamá

Las secuelas de los apagones
LA PRENSA/Gabriel Rodríguez

POSIBLES PERJUICIOS AL PATRIMONIO DE LA UNIVERSIDAD DE PANAMÁ Contraloría: van $18 millones en lesiones

Terrenos alquilados.
LA PRENSA/Daniel González

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Oct 2017

Primer premio

1 8 5 8

BDAC

Serie: 14 Folio: 15

2o premio

1668

3er premio

1396

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código