PROPUESTAS PARA MEJORAR

El fútbol nacional: errar para aprender: Miguel Zúñiga

Panamá, en la mayoría de cosas, está apenas en pañales. Somos un país en constante desarrollo, pero ese desarrollo debe estar acompañado de aprendizaje; cometer errores es normal, es parte de la esencia del ser humano y, por lo tanto, de una nación. El problema surge cuando cometemos errores, pero no aprendemos de ellos ni los corregimos.

Desde hace unos años hasta hoy hemos dejado de aprender de las equivocaciones, además, el ego afecta a muchos dirigentes y líderes, un ejemplo claro de esto lo tenemos en el fútbol nacional, que se mueve en un ciclo constante de mediocridad. Solo basta ver la actual temporada de la Liga Panameña de Fútbol (LPF) para darnos cuenta de lo mal que andamos.

En Panamá, este deporte es casi insostenible, pues muchos dirigentes de los clubes y miembros de la Federación Panameña de Fútbol (Fepafut) consideran que le hacen un favor. No se dan cuenta de que el deporte tiene un potencial enorme, pero para desarrollarlo hay que trabajar e innovar. Esto no es fácil y los frutos no se percibirán de la noche a la mañana, es un proceso a largo plazo.

Para sustentar mi punto, hace unos meses una persona muy ligada al fútbol me dijo, defendiendo la labor del presidente de la Fepafut, que él [presidente] ni siquiera cobraba por sus servicios. Este comentario me pareció una tontería, porque yo quiero que cobre lo que tenga que cobrar, y que ese trabajo sea parte esencial de sus ingresos, de otra forma él siempre le dará prioridad a otros negocios que sí le generen dinero. Lo mismo sucede con la organización de la LPF, los miembros de la junta directiva tienen otras prioridades, el fútbol, en su día a día, está de último, es más que nada un pasatiempo.

He escuchado a muchos de estos dirigentes decir que ellos pierden plata, claro que la van a perder, si no aumentan sus esfuerzos y si no le dan importancia, así nunca van a echar para adelante. Es como si alguien creara una empresa y se quedara esperando a que, por arte de magia, empezara a generar dinero, sin trabajar al 100% para lograrlo. La vida no funciona así.

Volvamos al tema de los errores y el aprendizaje. En 1988 se creó la Asociación Nacional Pro Fútbol (Anaprof), que comenzó con el fútbol de clubes en Panamá. En el 2009, luego de varios errores y muy poco aprendizaje, evoluciona a la LPF, hoy día nos encontramos en una situación compleja. Para que el fútbol nacional avance necesitamos aprender de nuestros errores y en este caso en particular es necesario un cambio radical, es el momento de crear cimientos profundos y sólidos para empezar a edificar el futuro. A continuación enumero lo que yo propongo para el fútbol nacional (ojo, es una idea personal, es lo que a mí me gustaría ver):

1. Todo aquel que piense que del fútbol no se puede vivir debe renunciar.

2. La LPF solo debe permitir clubes que tengan la capacidad de hacerle frente a obligaciones, como el pago del salario mínimo (por lo menos) a todos sus jugadores, al cuerpo técnico y al resto del personal, además de pagar el alquiler de los estadios construidos por el Estado.

3. Por el momento, disminuiría la cantidad de clubes en la liga (ya con el punto 2 desaparecerían varios), los limitaría a 3 en la capital y 4 más, divididos en diversas provincias. Por ejemplo, en Río de Janeiro, Brasil, hay tres equipos que juegan en el Campeonato Brasileño de Primera División, Río tiene una población cercana a 6 millones de personas. La ciudad de Panamá tiene siete equipos en Primera División y una población de un millón de personas aproximadamente. De esa cantidad, digamos que al 15% le interesa el fútbol. ¿Cómo esperan llenar estadios con tan poca población y tantos equipos?

4. El punto 3 crearía regionalismo, ayudaría a los clubes a sumar a sus filas fanáticos leales y facilitaría enormemente la obtención de buenos patrocinios.

5. Ningún equipo descendería en la LPF hasta tener una liga realmente profesional y seria. Se puede tomar como ejemplo la liga profesional de Estados Unidos (la MLS) en la que ningún equipo desciende y, poco a poco, se van incorporando nuevos.

6. Eliminaría la Liga Nacional de Ascenso, pero crearía un torneo paralelo a la LPF, en el que nuevos clubes, con menos capacidad financiera, puedan crecer y aspirar, cuando reúnan los requisitos (punto 2) de la LPF.

Estas serían mis propuestas para solucionar el problema, basadas en aprender de los errores. No sé si es algo factible o si funcionaría o no, pero lo cierto es que si no podemos hacer cambios radicales de inmediato, es mejor que dejemos a un lado esa idea de que el fútbol puede darle glorias y alegrías a Panamá.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Bomberos sofocaron el incendio.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

REOS Ministerio Público investiga incendio en la cárcel de David

CONTROVERSIA Varela defiende decisión de dar día libre tras clasificación de Panamá

Varela restó importancia a la demanda, pero sentenció que ‘si lo tengo que hacer de nuevo, lo volvería a hacer de nuevo’.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

EL SERVICIO PÚBLICO DE ELECTRICIDAD Las secuelas de los apagones en Panamá

Las secuelas de los apagones
LA PRENSA/Gabriel Rodríguez

POSIBLES PERJUICIOS AL PATRIMONIO DE LA UNIVERSIDAD DE PANAMÁ Contraloría: van $18 millones en lesiones

Terrenos alquilados.
LA PRENSA/Daniel González

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Oct 2017

Primer premio

1 8 5 8

BDAC

Serie: 14 Folio: 15

2o premio

1668

3er premio

1396

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código