DIRECCIÓN GENERAL DE INGRESOS

¿A qué le tienes miedo...?: César A. Tribaldos G.

En días pasados tuve la oportunidad de participar en una junta directiva de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá, como expresidente y como miembro querellante de la persecución e injusta acusación del director de la Dirección General de Ingresos (DGI), Luis Cucalón, contra una de las empresas en que soy accionista y director.

Digo injusta, porque se pretende cobrar un impuesto al que, por ley, estamos exentos todas las empresas turísticas inscritas en el Registro Nacional de Turismo de la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP) y que, con base en una inversión turística, reciben este beneficio por determinado número de años.

Luego de hablar durante largo rato de su gestión como director de la DGI, entre risas burlonas producto de chistes de mal gusto que él solo entendía y reía, su presentación estuvo preñada de palabras obscenas tales como: vaina (5), carajo (1), mier... (2), cabro.. (1), mari... (1), hijos de ... (1). Usó frecuentemente su frase favorita: “me importa tres pepinos”; además, expresó otras que registré tales como: “yo soy la autoridad y a mí se me respeta... no soy un mamotreto”; “Alberto Vallarino es mi amigo y me ayudó mucho con el crédito que me dio su banco a la financiera y que me permitió venderla con una utilidad multimillonaria... y cuando me llamó para ocupar este puesto, me convenció cuando me dijo: este país nos hizo millonarios a ti y a mí, por lo que tienes que apoyarme”.

Además señaló: “Yo no voy a estar aquí cuando Panamá quiebre... me largo para Medellín y no me importa tres pepinos”. “Que los medios hablen de mí lo que les dé la gana... ¡me importa tres pepinos..!”.

En un momento de seriedad, dijo que había que alejar la DGI de la política, darle estabilidad y mejor salario a los funcionarios, postura que me pareció correcta, pero en otro momento expresó: “logré tener 70 auditores y con la rotura de la alianza quedaron la mitad, o sea 35, porque el resto eran arnulfistas”.

Cuando me tocó cuestionarlo –con preguntas objetivas y que afectan a todo contribuyente que sea objeto de una auditoría por la DGI– sobre si es legal o no que los funcionarios que realizan estas tareas no sean contadores públicos autorizados, es decir, idóneos como lo establece la ley, contestó evasivamente.

Refiriéndose a nuestro caso, dijo en relación con uno de los tres auditores que estuvo involucrado, que el Ministerio de Comercio e Industrias se equivocó y no le había dado la idoneidad. Sin embargo, no respondió qué pasó con los otros dos.

Cuando le pregunté si era legal o no que un funcionario ante quien se presente un recurso de advertencia de inconstitucionalidad no envíe ese expediente a la Corte Suprema de Justicia en un término de dos días, tal como lo establece la ley, me respondió: “yo no sé”. Al inquirir cómo un funcionario director de la DGI no lo supiera, me ripostó que “... ya lo había entregado”. Le respondimos que lo había hecho esa tarde, antes de asistir a la reunión, con casi tres meses de atraso. Finalmente, no aguanté más el irrespeto a los directores y expresidentes presentes, y a la institucionalidad de la Cámara de Comercio, con su chabacana y grotesca presentación, acompañada de evasivas respuestas.

Cuestioné la presencia dentro del salón de la Junta Directiva de uno de los múltiples guardaespaldas que lo acompañaban, acción que no se había visto jamás ante la presencia de ministros ni Presidentes de la República. Le pregunté si su presencia era con interés de intimidar o es que tenía miedo... y ante su silencio, le reiteré, como hoy se lo vuelvo a decir: “¿A qué le tiene miedo, señor director...?

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Los resultados de los laboratorios de sustancias controladas reflejaron que los 221 paquetes estaban compuestos de 259.14 kilos de cocaína.
Cortesía/Ministerio Público

TRÁFICO INTERNACIONAL DE DROGAS Detención provisional para extranjeros tras el decomiso de cocaína

INVESTIGACIÓN POR TIERRAS EN BOCAS DEL TORO Estado panameño se defiende de demanda millonaria

En riesgo se encuentra el tercer humedal de importancia internacional que tiene Panamá, tras la demanda millonaria que interpuso el político costarricense contra el Estado. Los indígenas reclaman posesión de las tierras.
Archivo

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

18 Oct 2017

Primer premio

3 2 8 1

ABAD

Serie: 12 Folio: 5

2o premio

3063

3er premio

2981

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código