ENTREVISTA

Jorge Hernán Miranda Corona: 'Panamá tiene importante posicionamiento regional'

El embajador panameño ante la OEA, comparte su visión del rol del país en el hemisferio, de cara a la próxima Cumbre de las Américas en Panamá.

Temas:

Jorge Miranda, embajador de Panamá ante la OEA, expresó que la política exterior del actual gobierno busca el consenso, no el silencio. LA PRENSA/Jorge Fernández. Jorge Miranda, embajador de Panamá ante la OEA, expresó que la política exterior del actual gobierno busca el consenso, no el silencio. LA PRENSA/Jorge Fernández.
Jorge Miranda, embajador de Panamá ante la OEA, expresó que la política exterior del actual gobierno busca el consenso, no el silencio. LA PRENSA/Jorge Fernández.

El actual representante permanente de Panamá ante la Organización de los Estados Americanos (OEA), Jorge Hernán Miranda Corona, muestra un carácter reservado. Manifiesta no ser “del estilo” de aquellos que rompen los protocolos que reinan en el mundo diplomático. No obstante parece querer decir con los ojos lo que la reserva y discreción propia de los embajadores le impiden expresar sin tapujos.

A pesar de no ser un desconocido en las misiones internacionales, ya que fue funcionario de la OEA, dista de ostentar el perfil de político partidista que caracteriza a su antecesor en el cargo, Arturo Vallarino, quien denunció abiertamente la crisis venezolana y cedió su silla en la OEA a la depuesta congresista venezolana María Corina Machado

Miranda, quien estudió relaciones internacionales, ha ocupado cargos como el de embajador en Canadá y los de cónsul en Andalucía y Extremadura, en España. Acumula 14 años de experiencia en el servicio exterior panameño.

Pese a no pertenecer a la carrera diplomática, Miranda tiene formación internacionalista, características que no siempre acompañan a los representantes panameños en el extranjero.

De forma afable, y cuidándose de no opinar sobre potenciales conflictos que pudieran generar tensiones internacionales futuras para Panamá, el embajador habla en este entrevista sobre la estrategia continental panameña de cara a la VII Cumbre de las Américas, que se celebrará en el país en abril de 2015.

¿Seguirá Panamá beligerante o asumirá un rol neutral en América?

No se trata de estar callados. Nosotros hemos empezado reconstruyendo la relación bilateral del gobierno del presidente Juan Carlos Varela con la República Bolivariana de Venezuela, y en el marco de la OEA se está desarrollando una política exterior tendiente a la búsqueda del consenso.

¿De agravarse la crisis venezolana se pronunciaría ante la OEA?

No quiero especular sobre cuestiones hipotéticas, no creo que es un ejercicio sano entrar a calificar una cosa que no ha sucedido. Lo que sí respalda Panamá es la autonomía y la labor que hace y desarrolla la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Panamá fundamenta mucho su razonamiento en función de lo que está haciendo la Comisión.

Cuba no ha aceptado aún la invitación a la Cumbre de las Américas, pese a que la canciller Isabel de Saint Malo de Alvarado, lo comunicó en su visita de septiembre ¿Se juega La Habana una carta política?

Es importante que conozcamos el marco de la Cumbre. Si bien es cierto se ha instruido a la Secretaría de Cumbres de la OEA a que organice la Cumbre, lo cierto es que el encuentro no tiene reglas. Lo organizan los países anfitriones. Los países anfitriones (Panamá) deciden quién viene y quién no.

No es como la Asamblea General de la OEA, que tiene unas reglas, incluso una metodología de participación. Aquí lo que hay es una tradición. Panamá va a invitar, soberanamente, cuando curse las invitaciones a los 35 Estados miembros del hemisferio.

¿Se sienten positivos sobre la asistencia de Cuba?

La cumbre no es sobre un país en específico, en función de si X o Y país viene. Cuando se cursen las invitaciones, ya decidirán los Estados si vienen o no. Sentimos que hay mucho interés en venir a Panamá por parte de todos los Estados miembros del hemisferio. Cada país decidirá qué nivel le da a su participación o no. No podemos entrar al terreno de la interpretación. La cancillería está trabajando muy duro con este tema de la Cumbre.

¿La cumbre se organiza desde la OEA o desde la cancillería panameña?

La Secretaría de Cumbres [de OEA] se encarga de distribuir la documentación a los Estados miembros. Es una depositaria de todo lo que ha sucedido durante las anteriores cumbres. Desde la Cancillería, en coordinación con otras instituciones, se coordinan los aspectos programáticos de contenido y logístico de la Cumbre.

¿La Dirección de Conferencias Internacionales de la cancillería se encarga también del evento?

Sí, es un todo. No solo es la Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno. También hay un foro de sociedad civil, uno empresarial y va a haber uno nuevo, que será el foro académico.

¿Qué errores no deben repetirse para evitar la pobre asistencia que tuvo la Cumbre Iberoamericana de 2013 y sus altos costes?

No quiero ser pretencioso en la respuesta, sobre qué se hizo o no se hizo bien, pero debo decir que es muy importante la preparación, aunque suene a una frase de cliché. En esto la cancillería, el Estado, está tomando todas las previsiones, como el entrenamiento de su personal apropiando los recursos.

¿Qué porcentaje de una cumbre exitosa puede atribuirse a los recursos invertidos y cuánto a la organización?

La plata no es tan importante al final. Es importante contar con los recursos, pero más importante es una política exterior de muchos puentes hacia toda la región. Lo que se pretende es que no sea una actividad social más, de champaña y de bocadillos, sino una cumbre que tenga resultados concretos, que proponga, que involucre a los organismos internacionales en la agenda global de desarrollo frente a los temas que la región va a demandar.

¿Es posible el boicot de algún bloque de países en la Cumbre de las Américas?

Indistintamente de que los Gobiernos sean de una orientación política o de otra, la agenda social ya es parte de la agenda de los Gobiernos, no importa en qué bando ideológico estén caminando. Es importante el tema de prosperidad, de equidad, porque somos países con crecimiento, pero muy inequitativos.

Son temas que preocupan y queremos que en la cumbre se reflejen, no solo como un enunciado, sino que implique los organismos vinculados a todo, que comprometan recursos también. Esa es la aspiración que también tiene Panamá, que la agenda global de desarrollo esté viva.

¿Desea el presidente, Juan Carlos Varela, exportar su modelo social?

Hay algo que es novedoso en esta cumbre y es el foro académico. No ha habido foro académico en las anteriores seis cumbres. Esto implica que el Gobierno Nacional está imprimiendo su agenda social en la Cumbre a través de este foro de rectores, porque la educación es vital. Esa es parte de la agenda del Presidente y se va a ver reflejada en ese foro. Es algo inédito y un desafío también.

OEA ha sido criticada sobre su capacidad de resolver problemas hemisféricos ¿Qué aporta Panamá?

Hay otros bloques regionales en los que Panamá cuenta con una membresía: en la Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) somos miembros. Somos miembros del Sica (Sistema de la Integración Centroamericana). También somos miembros de la Asociación de Estados del Caribe y también pertenecemos a la Aladi (Asociación Latinoamericana de Integración), que es un grupo regional del sur. Estamos en bancos regionales, no solo el Banco Interamericano de Desarrollo, también en la Corporación Andina de Fomento.

Quiero decir con esto, que Panamá tiene un posicionamiento en la región que es muy, muy importante.

Va a haber elecciones a la Secretaría General de la OEA el próximo año. Es un tema que Panamá está siguiendo muy de cerca.

Estamos apoyando al doctor Eduardo Stein, que es un excanciller y exvicepresidente de Guatemala, a la Secretaría General de la organización.

Hay una OEA desconocida para mucha gente, en el tema de becas, y hay otra que tiene más visibilidad, como lo son las misiones de observación (electoral) y la labor de otros organismos del sistema como la CIDH.

¿Le parece contradictorio que el expresidente Ricardo Martinelli haya demandado al Tribunal Electoral (TE) ante la CIDH, por no reconocer a diputados impugnados en unas elecciones calificadas por la misión de la misma OEA como clientelistas?

El Sistema Interamericano de Derechos Humanos es abierto, autónomo e independiente. Ahí pueden acudir quienes así lo piensen, lo requieran. El Órgano Ejecutivo es respetuoso de la autonomía del TE. Pretendemos fortalecer a la institución, pero en ninguna medida, intervenir o tratar de hacer variar en uno u otro sentido los resultados de las impugnaciones.

Jorge Hernán Miranda Corona

PERFIL.

El actual embajador de Panamá ante la OEA fue embajador en Canadá (2012 -2014) y Cónsul General en Sevilla, España. (1999- 2001). Desde el año 2008 hasta inicios de 2012, se desempeñó como representante de la Secretaría General de la OEA en Honduras. Ha participado en misiones internacionales de observación electoral en Nicaragua, El Salvador y Honduras, así como en misiones oficiales en México. Es licenciado en relaciones internacionales de la Facultad de Administración Pública de la Universidad de Panamá y cuenta con una maestría en diplomacia por la Universidad de Costa Rica. Estudió cursos en el Instituto de las Naciones Unidas para la formación y la investigación en el manejo de conferencias multilaterales, arbitraje y resolución de conflictos.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código