Política. julian assange y los documentos filtrados.

¿Solo le queda la guerra?

Asilado en la Embajada de Ecuador en Londres, Julian Assange no puede salir del Reino Unido porque ese país no le ha otorgado salvoconducto.

Tal parece que sí, que tiene que pasar algo extraordinario para que cambie el estatus de Julian Assange.

En agosto de 2012, Assange dijo a EFE que su situación podría resolverse por la vía diplomática “o por medio de un acontecimiento inusual en el mundo (...) como una guerra con Irán, la elección de Estados Unidos o el abandono del caso por parte del Gobierno sueco”.

Pues bien: la diplomacia no ha funcionado y la reelección de Barack Obama no ha significado cambios.

La fiscalía sueca señaló el 17 de junio pasado que sigue esperando que el fundador de WikiLeaks sea extraditado a Suecia, en donde enfrenta cargos por cuatro presuntos delitos sexuales.

Así las cosas, Assange, periodista y hacker, dueño del sitio en internet que desnudó los métodos menos cordiales de las relaciones exteriores usados por las potencias mundiales –principalmente Estados Unidos– continuará asilado en el edificio de la Embajada de Ecuador en Londres, sin más esperanza que una guerra...

El escándalo WikiLeaks

Tal como reportó el diario El Mundo en 2011, el nombre del australiano Julian Assange se conoció internacionalmente cuando en julio de 2010 filtró más de 90 mil documentos militares sobre la guerra de Afganistán.

En 2007 y 2008 había hecho otras revelaciones (el saqueo económico de Kenia por parte de un presidente, y algunos correos personales de la candidata republicana de Estados Unidos Sarah Palin), pero fue Afganistán, y el papel de Estados Unidos allí lo que (más) incomodó.

Tras descorrer las cortinas, la fama de Assange empezó a jugarle en contra.

En agosto de 2010, Suecia le abrió una investigación por presunto acoso sexual. Assange había estado en el país en una reunión del Partido Socialdemócrata, y dos mujeres con las que tuvo relaciones sexuales le levantaron cargos.

En diciembre de 2010 la policía británica lo arresta a petición de Suecia, pero WikiLeaks continúa sorprendiendo: gracias a los documentos en su poder, varios medios publicaron información sobre los detenidos de la base de Guantánamo, en Cuba. Luego el propio sitio publicó documentos sobre cómo el Gobierno estadounidense instruía a sus diplomáticos para que “espiasen a políticos extranjeros y altos funcionarios de la ONU”, según El Mundo.

En octubre de 2011 WikiLeaks se detiene, por falta de financiación.

Al verse acorralado por la justicia sueca –Assange siempre ha negado los cargos, pero dice que teme entregarse y luego ser extraditado a Estados Unidos–, en junio de 2011 buscó refugio en la sede diplomática ecuatoriana en Londres.

En solitario

Tras el revuelo inicial, los seguidores de Assange fueron desapareciendo del barrio Knightsbridge, en donde se encuentra ubicada la embajada.

Según La Vanguardia, “Assange ha recibido pocas visitas”, entre ellas la de Lady Gaga (en 2012) y, más recientemente, la de René Pérez, del grupo de música urbana puertorriqueño Calle 13.

A comienzos de esta semana pasó a verlo el canciller ecuatoriano Ricardo Patiño, quien dijo haberlo encontrado de “buen ánimo” y le hizo saber, personalmente, que “Ecuador está comprometido a proteger sus derechos humanos”.

La postura de Ecuador es llamativa si se toma en cuenta la relación conflictiva que el mandatario Rafael Correa mantiene con los medios de comunicación de su país y la reciente ley de medios aprobada en el país sureño. Pero es perfectamente comprensible si se entiende que cualquier “enemigo” de Estados Unidos es “amigo” de Ecuador, dado el discurso político de Correa.

Por lo pronto, Baltasar Garzón –que fue declarado no competente para investigar las desapariciones durante la dictadura franquista y ahora es abogado defensor de Assange– insiste con que “su cliente solo debe rendir cuentas” a Suecia, pero también necesita ser “protegido” para no ser extraditado a Estados Unidos.

Si termina allá, han dicho, podría correr la misma suerte que el soldado Bradley Manning.

Manning enfrenta consejo

A Bradley Manning lo está juzgando un consejo de guerra desde el 3 de junio pasado, y 20 personas darán su testimonio a puerta cerrada.

Tal como informa el diario español El País, el soldado Manning enfrenta a la justicia militar más de tres años después de que fuera detenido en Irak, acusado de descargar documentos secretos, cables diplomáticos y videos de combates, y remitirlos a la organización WikiLeaks.

Se calcula que Manning le dio a Julian Assange cerca de 700 mil documentos, y Joe Morrow, capitán del equipo de fiscales, ha dicho que no se trata solamente de la filtración de unos papeles, sino de haber puesto en riesgo la vida de otros soldados.

Manning, de 25 años, se ha declarado culpable de 10 de los 22 cargos que se le imputan, por lo que es muy probable que pase, al menos, 20 años en la cárcel.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código