En abril se licitará nueva Facultad de Medicina

Temas:

En 1951 la facultad se creó para albergar a 200 aspirantes a médicos y ahora acuden casi 2 mil alumnos. Las instalaciones están deterioradas, ya que hay filtraciones, pisos dañados y faltan equipos. En 1951 la facultad se creó para albergar a 200 aspirantes a médicos y ahora acuden casi 2 mil alumnos. Las instalaciones están deterioradas, ya que hay filtraciones, pisos dañados y faltan equipos.

En 1951 la facultad se creó para albergar a 200 aspirantes a médicos y ahora acuden casi 2 mil alumnos. Las instalaciones están deterioradas, ya que hay filtraciones, pisos dañados y faltan equipos. Foto por: Ana Rentería/Archivo

Ultiman plan funcional de facultad Ultiman plan funcional de facultad

Ultiman plan funcional de facultad

Ultiman plan funcional de facultad Ultiman plan funcional de facultad

Ultiman plan funcional de facultad

Autoridades de la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá culminaron el plan funcional de las nuevas instalaciones.

Enrique Mendoza, decano de la facultad, manifestó que tienen previsto llevar a cabo el acto público en abril, y a más tardar a finales de 2018, la obra —con un costo de $70 millones— debe estar operativa.

Ultiman plan funcional de facultad

ROSALÍA SIMMONS

rosalia.simmons@prensa.com

E l proceso para la construcción de la nueva Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá (UP) registra  sus primeros avances, pues ya   se  concluyó el plan funcional  con las necesidades  de aulas, laboratorios y equipos.  

 El documento será entregado este lunes a las autoridades  del Ministerio de Salud (Minsa) para que   se inicie la elaboración del pliego de condiciones  para la licitación del diseño y construcción de la obra.

La edificación se hará sobre  un terreno de 5.5 hectáreas en Chivo Chivo, corregimiento de Ancón, justo al  lado de donde se levanta la  Ciudad de la Salud (ver  mapa).

 Tomás Sosa,   arquitecto  asesor de la Facultad de Medicina, explicó que para confeccionar  el plan funcional, por tres años   investigaron  en otras facultades de medicina de   la región y visitaron  universidades de Estados Unidos para conocer  modelos y sus estándares.   

 “Se ha hecho un programa funcional de arquitectura muy detallado para lograr un mejor diseño, que contempla espacio por metros cuadrados, necesidad de equipo, cantidad de personas que ocuparán cada zona y el tipo de necesidades técnicas que cada espacio va a requerir”, detalló.

Las   instalaciones  se construirán en un espacio de 46 mil 584 metros cuadrados, cuatro veces más  que la actual   facultad  en el campus central de la UP,  en la avenida Simón Bolívar, que mide  11 mil 600 metros cuadrados.  

Se prevé la edificación de dos auditorios, cafetería, biblioteca virtual, salón de profesores, salones de fisiología, microbiología, bioquímica, farmacología, medicina preventiva, social y familiar.

Además, deberá contar con laboratorios de bioquímica, nutrición, farmacología, laboratorio clínico, un centro de estudiantes, dirección de investigación y posgrado y cerca de 521 plazas de estacionamientos.

Sosa  indicó que  analizan la posibilidad de que se pueda  habilitar un área  para alojamiento de  estudiantes.

 EJECUCIÓN DE OBRA

Los 70 millones  de dólares que se requieren para la edificación y equipamiento de la facultad  serán suministrados por el Minsa,  luego de la firma de un   convenio de cooperación, en noviembre pasado,  entre el titular del ramo, Francisco Javier Terrientes y el rector de la UP, Gustavo García de Paredes.

En ese  sentido, Terrientes destacó    que la responsabilidad  de su entidad no  es solo administrar los fondos, sino  licitar    los planos arquitectónicos bajo el concepto de arquitectura hospitalaria y de acuerdo con las necesidades.

Agregó que “la meta es lograr que en esta administración se concluya la obra” para que  esté operativa.  

 Por su parte, Enrique Mendoza, decano de la Facultad  de Medicina de la UP,   señaló que tienen  previsto  realizar  el acto público en abril  y, a más tardar, a finales de  2018  debe estar construida y en funcionamiento.  

Mendoza asegura que en   realidad  las actuales  instalaciones se quedaron  obsoletas y pequeñas  para la cantidad  de  alumnos que a ella acuden.  

 La facultad fue creada en 1951 para  200 aspirantes a médicos, pero desde hace 20 años   comenzó a formar a tecnólogos médicos (laboratoristas clínicos) y salubristas.

Igualmente, desde hace una década prepara a nutricionistas y técnicos en urgencia médica, así como a los radiólogos y expertos en salud ocupacional. Es decir, hay  una población  de casi  dos mil alumnos.

 VIEJAS ESTRUCTURAS

La actual  facultad tiene  problemas en las aulas  y  laboratorios.

  Julio Chavarría, secretario de Asuntos Estudiantiles de la Asociación de Estudiantes de Medicina de Panamá,  expresó que hay    salones en los que   se reportan filtraciones   en las paredes, pisos deteriorados y faltan  equipos en los laboratorios.

  En el lugar se pueden observar paredes con la pintura en mal estado, montones de sillas  inservibles en las esquinas, salones sin acondicionadores de aire, laboratorios sin equipos y   baños en mal estado.

“Queremos una facultad que vaya acorde a las necesidades de la formación de médicos en Panamá. No es posible que con mayores médicos en formación y ya en el sistema de salud tengamos la facultad en peores condiciones en comparación con las de otros países”,  manifestó.

La construcción de esta nueva sede en la Ciudad de la Salud es “positiva”, ya  que los servicios de salud especializados estarán cerca, lo que aseguraría las rotaciones de los futuros médicos para una formación más integral.

NECESIDAD INMINENTE

Domingo Moreno, miembro de la Comisión Médica Negociadora Nacional (Comenenal), afirmó que actualmente  “no ha habido la buena intención de llevar a la realidad la construcción de esta Facultad de Medicina, lo que ha repercutido en la disminución en la producción del personal de salud que requiere el país”.

Criticó la ubicación del proyecto porque está alejado de la ciudad y sin un medio de transporte que haga accesible la zona.

En tanto, el extitular de Salud  Guillermo Rolla Pimentel  coincide con Moreno  en que la nueva facultad es una necesidad inaplazable.

Rolla Pimentel recordó que desde hace más de 50 años se   habla de construir    instalaciones     para formar  a los médicos.

 Por su parte,   Moreno manifestó   que la realidad del país es que no solo   enfrenta las carencias de insumo, equipos y medicamentos, sino  de enfermeras, nutricionistas, tecnólogos y especialistas.

De hecho,   la Organización Mundial de la Salud (OMS)  establece que debe haber 25 médicos y enfermeras por cada 10 mil habitantes, y Panamá tiene 29.2 por cada 10 mil habitantes, aunque su distribución no es equitativa.

  Datos del  Minsa indican que la situación es desigual  según las provincias y comarcas.   Ejemplo de ello se da en  la comarca Ngäbe Buglé, cuyo porcentaje es de 2.7 y en   Guna Yala,   de 12.0.

Para la OMS,   esta es una situación que debe ser atendida con suma urgencia y  asegura que “la escasez de personal sanitario, su distribución geográfica desigual y los desequilibrios de la distribución de sus aptitudes suponen importantes obstáculos a la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio”, por lo que exhorta a los países del mundo a corregir esta situación.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

PROCESO Comienzan los trámites para lograr la canonización de la panameña Ana Moreno

Anita Moreno nació en Macaracas y falleció en La Villa de Los Santos el 11 de noviembre de 1977.
Especial para La Prensa/Vielka Corro Ríos

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

15 Oct 2017

Primer premio

6 0 4 8

BDDC

Serie: 7 Folio: 8

2o premio

5559

3er premio

9849

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código