Exclusivo: El primer capítulo de 'Origen', última novela de Dan Brown, este domingo en la edición impresa de La Prensa.

Peligra la libertad de expresión

´Están convirtiendo nuestro sistema en una cleptocracia´

El presidente fundador de este diario denuncia las motivaciones políticas detrás de una auditoría fiscal a sus negocios familiares.

Roberto Eisenmann ya está poco menos que acostumbrado a la visita de los inspectores fiscales.

Desde que en 1980 fundó La Prensa –el diario que dirigió por 15 años hasta 1995– sus empresas familiares han sido auditadas infinidad de veces. Tantas que ya perdió la cuenta. “Lo que salía de esas auditorías no era nada serio”, recordó.

Ahora es diferente.

La última visita de los agentes de la Dirección General de Ingresos (DGI) a Desarrollo Golf Coronado, S.A. terminó con un alcance tributario de 1.5 millón de dólares a favor del fisco.

Para Eisenmann, detrás de esto hay una clara motivación política. Sabe que están molestos con él por sus críticas al gobierno de Ricardo Martinelli. Lo que dice no deja indiferente a casi nadie.

Por ejemplo, en agosto pasado, en el programa de televisión “Cara a Cara” de Telemetro hizo un balance de los dos primeros años de gestión. Ahí calificó a Martinelli de “destructor de instituciones”.

“Es un mandón. Como buen empresario autócrata, para él todo es una transacción y por esa vía compra cosas, negocios y diputados”, agregó.

Más recientemente, en un artículo publicado en la sección de Opinión de este diario, el 16 de diciembre pasado y con motivo de la llegada de Manuel Antonio Noriega a Panamá, dijo que el Gobierno tenía “credibilidad cero”.

“Vamos de escándalo en escándalo, en lo que pareciera una bacanal de robos al dinero del Estado”, remarcó.

Entre los escándalos listó las titulaciones de tierras en Paitilla y Juan Hombrón; el negocio del asfalto; los alquileres de equipos; las areneras; las concesiones en Tocumen; los consulados; las visas de marinos; el programa “Mi primer empleo”; la galleta nutricional; las compras directas; las adendas; los hospitales, “y un larguísimo etcétera”.

El pasado 22 de diciembre, el mismo día que el diario oficialista Panamá América enfiló un ataque en su portada al abogado Jorge Molina –vicepresidente y exdirector encargado de este diario–, Eisenmann recibió a tres funcionarios de la DGI que le entregaron el acta de cierre de la auditoría a Desarrollo Golf Coronado, S.A. (Ver documento).

En esa empresa también figura como accionista su cuñado César Tribaldos, tesorero de Corporación La Prensa.

Eisenmann recordó que esta última auditoría empezó “hace siete meses”. No le prestó demasiada atención. Los auditores “venían por una semana, se perdían por un mes, llegaban otra vez; se volvían a perder...”.

Aunque el acta no habla de cantidades, verbalmente se le comunicó que tenía que pagar 1.5 millón de dólares como resultado de la auditoría llevada a cabo por la DGI.

“La amenaza más seria es la del secuestro de la administración [de la empresa]. Ojalá secuestren, para que todos se den cuenta de la clase de Gobierno que tiene este país”.

¿Qué dicen haber encontrado los auditores?

La cosa más radical que encontraron es que ellos han decidido, de repente, que las cuotas del Club de Golf de Coronado no forman parte de las operaciones de Desarrollo Golf Coronado. Ese es un invento de ellos para ver cómo meten el millón y medio de dólares. Tenían que encontrar algo grande.

En las anteriores auditorías a la empresa, ¿se encontró alguna irregularidad?

Siempre hay algo que se pudo haber hecho mal, pero nada serio. Durante la dictadura hubo una ocasión en que nos pusieron un alcance como de 2 millones de dólares. Entonces fui donde el ministro de Hacienda de ese entonces y le dije: ´aquí está la llave de Coronado, no pierdan más tiempo haciendo auditorías pendejas... Si lo que quieren es quedarse con Coronado, aquí está´. Le tiré la llave al escritorio. El ministro sacó a todo el mundo de su oficina y me dijo que no me pusiera en esas pendejadas. ´Fue el viejo [Omar Torrijos] el que me dijo que te pusiera la espada´, me confió.

¿Cómo se llamaba ese funcionario?

Qué me voy a acordar.

Eso fue con los militares. Y en las auditorías que le hicieron en los gobiernos de Guillermo Endara, Ernesto Pérez Balladares, Mireya Moscoso y Martín Torrijos, ¿salió algo?

Nos hacían auditorías por todos lados, pero nunca pasaba nada.

¿Qué hará ahora la empresa? ¿Van a pagar?

No. Obviamente vamos a presentar todos los recursos jurídicos y una pelea pública, porque esto obviamente no nos afecta solo a nosotros. Cuando nosotros les objetamos a los agentes de la DGI lo que estaban haciendo, nos dijeron que el departamento de legal les confirmó eso y Salo [Salomón] Shamah también. ¿¡Qué tiene que ver Shamah con esto!?

Y, ¿cómo ve la situación de la libertad de expresión? El Presidente sostiene que no hay ni un periodista demandado ni medios cerrados.

Aquí todo el mundo dice lo que quiere, amenazado. La amenaza está presente todos los días. Si hay amenazas, hay el riesgo de la autocensura, sobre todo en periodistas que no sienten un apoyo de su organización, como sí lo tienen en La Prensa. Hay otros medios donde el dueño no tiene ese tipo de solidez o de convicciones, y entonces viene el temor del periodista, porque si le pasa algo se queda solo. Y eso, la autocensura, es algo peor que la censura.

¿Cómo anticipa que será la relación del poder con los medios de comunicación en lo que queda del período de Martinelli?

Más de lo mismo y a lo mejor amenazas más fuertes. Pero también hay que recordar que Martinelli tiene un tiempo definido. A medida que se acerca ese tiempo definido irá perdiendo fuerza, y si tiene algo de lógica en su actuación, reduce un poco sus ñamerías.

¿Se podría cerrar algún medio?

Eso siempre es un peligro, aunque dudo que llegue a esos extremos. La celebración de [el presidente de Ecuador] Rafael Correa fue una buena señal, pero él tiene mucho que aprender. Una de esas lecciones es que a medida que pasa el tiempo se le acaba su período. Sería de esperar que tome nota de esto y la última parte de su mandato no sea lo mismo que se ha visto.

¿Cómo se concilia el crecimiento económico con el que tenemos ahora con esa percepción de corrupción y la falta de equidad?

Hay positivos. Hay crecimiento económico. No tanto desarrollo económico. Hay una reducción del desempleo, aunque no creo en la cifra exagerada de 4.5%, porque el empleo informal está metido ahí. No hay duda de que lo positivo de nuestra economía es el Canal, lo que hace más importante todavía el nombramiento de la persona que va a reemplazar a Alberto Alemán Zubieta. Ese es un nombramiento que el mundo está mirando. Un mala designación puede poner en tela de duda muchas cosas.

¿Seguirá opinando en los medios?

Sí, porque simplemente los que estuvimos en la lucha contra la dictadura militar sabemos cuáles son los peligros que acechan y cuáles son las señales que hay que tomar en cuenta.

¿Cuáles son esas señales?

Creo que este gobierno está más dedicado a buscar hacer negocios con el dinero del Estado que a gobernar. Nuestro sistema democrático va camino a una cleptocracia. Lo están convirtiendo en una cleptocracia. He encontrado que la mayor preocupación acerca de este gobierno de empresarios se da en el sector empresarial, al cual llegan toda clase de amenazas. Pasaba antes, pero entre enemigos conocidos. Ahora se encuentran con amigos empresarios que los amenazan, les piden participación en sus negocios, y si no lo hacen ´atente a las consecuencias´. Esa es la frase favorita. Parece copiada de Noriega.

PERFIL.

Roberto Eisenmann nació hace 74 años en Panamá. Estudió finanzas y periodismo. Fue presidente del diario ´La Prensa´; del primer banco privado de microcréditos Mi Banco, y del capítulo panameño de Transparencia Internacional. Fue Nieman Fellow de la Universidad de Harvard y premio de periodismo Maria Moors Cabot. También fue vicepresidente de la Sociedad Interamericana de Prensa y asesor ad honórem de la expresidenta Mireya Moscoso.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Bomberos sofocaron el incendio.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

REOS Ministerio Público investiga incendio en la cárcel de David

CONTROVERSIA Varela defiende decisión de dar día libre tras clasificación de Panamá

Varela restó importancia a la demanda, pero sentenció que ‘si lo tengo que hacer de nuevo, lo volvería a hacer de nuevo’.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

EL SERVICIO PÚBLICO DE ELECTRICIDAD Las secuelas de los apagones en Panamá

Las secuelas de los apagones
LA PRENSA/Gabriel Rodríguez

POSIBLES PERJUICIOS AL PATRIMONIO DE LA UNIVERSIDAD DE PANAMÁ Contraloría: van $18 millones en lesiones

Terrenos alquilados.
LA PRENSA/Daniel González

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Oct 2017

Primer premio

1 8 5 8

BDAC

Serie: 14 Folio: 15

2o premio

1668

3er premio

1396

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código