EXPLOTACIÓN LABORAL. DE CÓMO EL TRABAJO SE PUEDE CONVERTIR EN UN ARMA.

La otra cara de los vigilantes privados

Mientras la sociedad los ‘sataniza’, muchos agentes de seguridad enfrentan una precaria situación laboral.

El Gobierno se confiesa consciente de la situación y asegura buscar las medidas para solucionarla.

JORNADAS. Según la Central General de Trabajadores de Panamá, hay vigilantes que cumplen horarios de hasta 36 horas continuas. JORNADAS. Según la Central General de Trabajadores de Panamá, hay vigilantes que cumplen horarios de hasta 36 horas continuas.
JORNADAS. Según la Central General de Trabajadores de Panamá, hay vigilantes que cumplen horarios de hasta 36 horas continuas.

"Este trabajo es una porquería", dice sin titubeos Ángel Alfredo. "Hay veces en las que tengo que cumplir jornadas de hasta 24 horas, y al final la paga es malísima. Pero fue lo único que encontré y por ello tengo que dar gracias a Dios", acota con resignación.

Ángel Alfredo es un joven de 25 años de edad, casado y con una pequeña de 2 años. Su mujer no trabaja y como él no concluyó el bachillerato, resuelve la vida como se le va presentando. En 2005 comenzó como vigilante privado. Los ingresos en su casa no superan los 350 dólares mensuales.

En esas largas jornadas, añade, es mucho lo que le pasa por la mente, sobre todo cuando llega la noche, porque aunque no hay gente a su alrededor el estrés no le permite estar tranquilo. "Tengo que estar siempre pendiente de que no se metan a robar", indica.

Ángel Alfredo trabaja en un edificio residencial del corregimiento de San Francisco, del cual prefiere no dar mayores detalles "para no tener problemas". A diario ve la gente a su alrededor, con buenos autos y bien vestida, y piensa que quizá nunca tenga lo que ellos.

"Y es ahí cuando uno se pone a pensar. Menos mal que yo tengo una formación cristiana porque, si no creo, que ya hubiese caído en la tentación, como le ha pasado a algunos conocidos. En esto, uno se puede volver loco", relata.

Una noche le hurtaron las "copas" a un carro del edificio y enseguida los dueños dudaron de él. "Me sentí muy mal, pero gracias a Dios se comprobó que había sido uno de los chiquillos del mismo edificio y no perdí mi empleo", añade.

Con lo que gana, escasamente le alcanza para pagar el alquiler del inmueble donde vive -cuya dirección omite-, comprar la comida básica y pagar los servicios. A veces, junto con un primo se compra unas pintas en su día libre y por un rato, dice, se olvida de los problemas. La familia de su esposa suele tenderle la mano, pero no todo el tiempo.

Con poco más de 24 meses en el cargo, el joven está pensando en renunciar. Solo espera que el tío de su esposa le mueva algunas cosas para empezar a trabajar en la construcción. Se gana más y es menos estresante, según confiesa.

"Yo sé que no somos los únicos que la estamos pasando mal, pero lo que lo hace peor es este agotador trabajo",argumenta.

Sector de problemas

Y es que cuando el tema de los vigilantes de seguridad privada es escudriñado por la opinión pública, es común que se asocie a los gendarmes con acciones desmedidas, abusos de autoridad y hasta con inexplicables crímenes.

Puede que el ideario colectivo tenga cierta razón, sobre todo porque en los últimos meses son cada vez más escandalosos los partes policíacos sobre homicidios y robos perpetrados por estos agentes. De hecho, en lo que va de este año por lo menos dos vigilantes privados han estado involucrados en igual número de casos de alto perfil: el asesinato de dos empleadas del Grand Deli Gourmet de Obarrio y el crimen de la recepcionista del Laboratorio Raly de El Dorado. En este último caso, el agente hirió a otros dos empleados y se suicidó.

Pero detrás de esa fachada de "asesinos de sangre fría" se esconde el rostro del trabajador explotado, del empleado estresado e impotente ante "los abusos de patronos irresponsables que anteponen sus intereses por encima del de sus subalternos", como indica Ángel Alfredo.

En Panamá, la seguridad privada agrupa a 103 empresas legalmente constituidas, que contratan cerca de 12 mil hombres con entre 4 mil y 5 mil armas de fuego. El negocio mueve unos 10 millones de dólares al mes y reporta un importante crecimiento en las áreas bancaria y residencial.

Mariano Mena, secretario general de la Central General de Trabajadores de Panamá, no se ruboriza al denunciar que en este sector de la economía nacional se registran "notables violaciones" al Código de Trabajo, especialmente en lo que se refiere a la obligación que tienen los empresarios de incluir a sus trabajadores en el sistema de seguridad social, y de pagarles horas extras, días feriados y domingos. También hay irregularidades, según advierte, en el aumento desmedido de las jornadas.

"El Código es claro cuando establece que la jornada de trabajo es de ocho horas diarias, pero en las agencias de seguridad hay trabajadores que laboran hasta 36 horas corridas sin ver a su familia, sin la posibilidad de asearse y ni siquiera de comer bien", dijo.

Pero la cosa no se queda allí. Según el sindicalista, también se vulnera la obligación que tienen los patronos de llevar a los empleados a sus sitios de trabajo, e incluso hay casos en los que no se les paga la primera quincena.

El problema de fondo -dice Mena- es que las autoridades a quienes corresponde tomar los correctivos miran para otro lado. Y cuando se descubren irregularidades, la ley es muy laxa y permite a los patronos recurrir hasta el cansancio, de modo de no honrar los compromisos. Todo esto configura una situación irregular en trabajadores armados, con las consecuencias conocidas (homicidios, suicidios y otros sucesos).

Asunto cotidiano

El director general de Trabajo, Rodolfo Stanziola, admite que a diario reciben quejas de vigilantes cuyos derechos laborales son violentados y, aunque asegura estar consciente del problema que hay en el sector, aclara que no está en sus manos resolverlo.

Por lo general, dice, "nosotros actuamos después de que se ha cometido la falta y mediamos para conseguir un arreglo entre los trabajadores y sus patronos. Casi siempre lo logramos, pero en algunos casos hay que ir más allá".

Con esto último se refiere a los casos que terminan en demandas, multas y sanciones, que en lo que va de este año suman 14. Además, hay otro número similar en proceso. Las multas oscilan entre 10 y 500 dólares, dependiendo de la gravedad de la falta.

A criterio de Stanziola, parte de la solución al problema radica en la modernización de la legislación. En otras palabras, piensa que se debe exigir más a los empresarios antes de otorgarles la personería jurídica.

Sobre este particular, la encargada de la Dirección Institucional de Asuntos de Seguridad Pública del Ministerio de Gobierno y Justicia, Magali Reyes, reconoció a este medio en fecha reciente que los decretos 21 y 22 del 31 de enero de 1992, que regulan la actividad, se quedaron obsoletos "…no solo porque no abarcan muchas actividades de la seguridad privada, sino porque no regulan eficazmente el ingreso de los agentes. Son demasiado permisivos en cuanto al grado de profesionalización, no incluyen sanciones para los infractores y nos limitan a la fiscalización de las empresas".

Reyes anunció en esa oportunidad que acababan de concluir la elaboración de un anteproyecto de decreto para modernizar el sector, el cual está en la Presidencia de la República.

En tanto, la ministra de Gobierno y Justicia, Olga Golcher, reconoció a comienzos de este mes que algunas agencias de seguridad privada "incumplen con las prestaciones laborales y dan mala paga a sus agentes", condiciones que "inciden en la conducta de los agentes". Frente a esta situación, informó que impulsará desde su despacho una reingeniería de estos negocios.

Este diario intentó conocer la opinión del presidente de la Cámara Panameña de Seguridad Privada, Alex Omar Garrido, pero se encontraba fuera del país. Las autoridades de la Caja de Seguro Social no dieron respuesta a las repetidas solicitudes de información formuladas por La Prensa.

Mientras, Ángel Alfredo aguarda, paciente, a que se concrete su anhelo de trabajar en la construcción. Esta quincena intentará hacer malabares para estirar el presupuesto y con algunos dólares comprar la esperada "cajita de pintas". Por un momento se olvidará de los problemas. En su vida también hay tiempo para eso. La vigilancia será más tarde…

( Con información de Jean Marcel Chéry).

Cifras sobre el sector

.ESTRUCTURA: Gobierno y Justicia asegura que en Panamá funcionan 103 empresas de vigilancia privada legalmente constituidas.

.PLANILLA: Los cálculos oficiales dan cuenta de por lo menos 12 mil vigilantes.

.ARSENAL: Se estima que los agentes de seguridad privada portan entre cuatro y cinco mil armas de fuego.

.NEGOCIO: La Cámara Panameña de Seguridad Privada estima que el sector mueve cerca de 10 millones de dólares mensuales.

Relacionado: El síndrome del desgaste profesional

Además en Panorama

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Rumbo a Rusia 2018 Estos serán los primeros amistosos para la Sele

El equipo panameño clasificó como el tercer mejor equipo de Concacaf.
LA PRENSA/Archivo-Roberto Cisneros

Sistema Penitenciario Identifican a los presos que causaron incendio en cárcel de David

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

BALANCE Macri triunfa en las legislativas argentinas con su alianza Cambiemos

La coalición macrista de centro-derecha, Cambiemos, ganó en 15 de las 24 provincias del país, entre ellas las cinco más importantes. La coalición macrista de centro-derecha, Cambiemos, ganó en 15 de las 24 provincias del país, entre ellas las cinco más importantes.
La coalición macrista de centro-derecha, Cambiemos, ganó en 15 de las 24 provincias del país, entre ellas las cinco más importantes. AFP

El presidente argentino, Mauricio Macri, triunfó este domingo 22 de octubre en las elecciones legislativas de medio término ...

CONTROVERSIA Denuncian que dejan a estudiantes sin almuerzos

Mendoza expresó que como parte de la logística de atención a los estudiantes contrataron con la Dirección General de Cafeterias Universitarias un refrigerio. Mendoza expresó que como parte de la logística de atención a los estudiantes contrataron con la Dirección General de Cafeterias Universitarias un refrigerio.
Mendoza expresó que como parte de la logística de atención a los estudiantes contrataron con la Dirección General de Cafeterias Universitarias un refrigerio. LA PRENSA/Archivo

El decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá, Enrique Mendoza, denunció que el director de Cafetería del ...

COMICIOS ANTICIPADOS Amplia victoria del primer ministro Abe en las legislativas de Japón

Shinzo Abe podría mantenerse al mando hasta 2021, y convertirse así en el político que más tiempo ha ocupado el cargo de primer ministro en su país. Shinzo Abe podría mantenerse al mando hasta 2021, y convertirse así en el político que más tiempo ha ocupado el cargo de primer ministro en su país.
Shinzo Abe podría mantenerse al mando hasta 2021, y convertirse así en el político que más tiempo ha ocupado el cargo de primer ministro en su país. AFP/Toru Yamanaka

El primer ministro conservador japonés, Shinzo Abe, obtuvo este domingo 22 de octubre una amplia victoria en las elecciones ...