Una lucha por la equidad de género

Indicadores relacionados con la salud sexual y reproductiva, y el empoderamiento son problemas que hacen que en el país existan desigualdades.
La especialista en género y economía Aracelly De León fue la primera directora del Instituto de la Mujer de la Universidad de Panamá entre 1996 y 2000. LA PRENSA/Archivo. La especialista en género y economía Aracelly De León fue la primera directora del Instituto de la Mujer de la Universidad de Panamá entre 1996 y 2000. LA PRENSA/Archivo.
La especialista en género y economía Aracelly De León fue la primera directora del Instituto de la Mujer de la Universidad de Panamá entre 1996 y 2000. LA PRENSA/Archivo.

En teoría, tanto los hombres como las mujeres son seres humanos iguales, con las mismas oportunidades, derechos y deberes. Sin embargo, en el país una de las grandes desigualdades no resueltas es la que hay entre ambos sexos.

Así lo percibe la especialista en economía y género, Aracelly De León, docente de la Universidad de Panamá, quien en el XV Congreso Nacional de Ciencia y Tecnología, expuso el tema “La desigualdad en Panamá desde la perceptiva de género”.

Para explicar este fenómeno, De León, en una entrevista con este medio, se remonta al contexto social actual. “Mientras que a los varones les regalan máquinas, soldados y escopetas para que jueguen, a las mujeres se les obsequian muñecas para que jueguen a ser mamá, jueguitos de té, la escobita y la plancha”.

Estas situaciones inconscientemente van formando “nuestro imaginario y nuestro modelo de cómo la sociedad quiere que seamos”.

Las estadísticas comprueban este hecho si se toma en cuenta que el embarazo adolescente es una realidad en el país. El censo de 2010 registró que 8 mil 605 mujeres de 19 años dieron a luz a nueve hijos. En total, jóvenes con edades entre los 12 y los 19 años tuvieron 23 mil 215 bebés.

Según datos de la Contraloría General de la República, en 2012 se registraron 75 mil 486 nacimientos vivos, de los cuales 15 mil 206 ocurrieron en madres menores de 20 años.

“Dicho sea de paso, la Contraloría ha establecido que el 75% de las criaturas en Panamá nace en hogares no constituidos”, agrega.

Estos son algunos de los factores que hacen que la mujer no goce de las mismas oportunidades de estudio y trabajo que los hombres, plantea De León, quien fue la primera directora del Instituto de la Mujer de la Universidad de Panamá entre 1996 y 2000.

¿Que indicadores de desigualdad de género considera que deben mejorarse en Panamá en comparación con otros países de América Latina?

Fundamentalmente, la salud sexual y reproductiva. Eso implica el embarazo precoz, que es altísimo en Panamá. Según la tabla de Naciones Unidades, tenemos 92 por cada 100 mil nacidos vivos, y eso duplica el promedio de América Latina y los países de desarrollo alto.

Otro problema que tiene Panamá también es la mortalidad materna, la que es alta sobre todo entre la población indígena.

En síntesis, el principal problema por el que Panamá pierde mucho desarrollo es la salud sexual y reproductiva.

¿Cómo califica el empoderamiento de la mujer en Panamá?

Otro problema por el cual Panamá pierde mucho desarrollo es el empoderamiento. Hay muy pocas mujeres en la toma de decisiones en Panamá, por ejemplo en el Parlamento (...) Aun cuando tenemos por primera vez una mujer vicepresidenta, todavía es muy poca la representación de las mujeres en Panamá en la toma de decisiones. Todavía el protagonismo político en Panamá es masculino, y también en el mercado laboral.

En el mercado laboral la participación masculina casi que duplica la femenina, a pesar de que el nivel educativo de las mujeres panameñas es más alto que el de los hombres. El mercado laboral está buscando la máxima productividad, y sobre todo la disponibilidad permanente, y la sociedad presume que la familia y la reproducción son una responsabilidad femenina y que el varón no está obligado a atender a los hijos. Como la sociedad y los empresarios consideran que esa es una responsabilidad femenina, prefieren emplear varones.

Además, apenas una profesión se feminiza pierde prestigio y valor. A medida que las mujeres han incursionado en profesiones inmediatamente pierden valor monetario y prestigio a la luz de la sociedad.

¿Panamá está cerca o lejos de alcanzar la equidad de género hoy en día?

Lejos. Naciones Unidades ha calculado que si no hacemos nada, todavía puede tardar entre medio siglo y un siglo en lograrse la igualdad entre hombres y mujeres. Por eso, tenemos que provocarla e, incluso, establecer leyes que se llenen de “afirmación positiva”.

Si tenemos conciencia de que hay desigualdad, entonces hay que reproducir leyes que permitan que haya una redistribución del poder y riqueza si queremos tener una sociedad más igualitaria, más justa y más cónsona con los derechos humanos. Así podremos lograr esa igualdad algún día en las siguientes generaciones.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

CONTROVERSIA Varela defiende decisión de dar día libre tras clasificación de Panamá

Varela restó importancia a la demanda, pero sentenció que ‘si lo tengo que hacer de nuevo, lo volvería a hacer de nuevo’.
Especial para La Prensa/Flor Bocharel

EL SERVICIO PÚBLICO DE ELECTRICIDAD Las secuelas de los apagones en Panamá

Las secuelas de los apagones
LA PRENSA/Gabriel Rodríguez

POSIBLES PERJUICIOS AL PATRIMONIO DE LA UNIVERSIDAD DE PANAMÁ Contraloría: van $18 millones en lesiones

Terrenos alquilados.
LA PRENSA/Daniel González

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Oct 2017

Primer premio

1 8 5 8

BDAC

Serie: 14 Folio: 15

2o premio

1668

3er premio

1396

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código