EL FUEGO NOS PUEDE SER ÚTIL O NOS PUEDE ARRUINAR.

Fuego, incendios y bomberos

En la primera de nuestras fotografías de hoy, obtenida de una publicación ya desaparecida de esta capital, se puede observar quiénes fueron los primeros jefes de nuestra institución bomberil.Así, ustedes podrán observar a don Ricardo Arango, quien como entre 1887 a 1888 dirigió a esa benemérita agrupación. En los textos, les ofrecemos otros detalles del sitio y cómo se desarrolló la primera reunión de nuestro organismo al cual nos referimos hoy. Ojalá en un futuro no muy distante podamos disponer de documentos similares de otras diferentes provincias de nuestro país. Le sigue don Florencio Arosemena, quien fue jefe en el periodo comprendido entre 1888 y 1903. Volviendo a Ricardo Arango, no nos ha sido posible averiguar por qué ocupó el cargo de primer jefe tan solo durante un año; en todo caso no fue porque falleció, porque eso sucedió en 1898. En cuanto a los otros nombres, aun cuando tenemos la lista, no sigue el orden que aquí presenta y por eso decidimos no publicarla.En la segunda de las imágenes de hoy, vemos algunos ejercicios de aquellos primeros bomberos de 1887. Todo frente a la iglesia Catedral, pero de seguro que a uno de sus costados. En otras de las fotografías se pueden ver las camillas y los llamados ‘gallos’ que también tirados por seres humanos fueron de gran ayuda en momentos tan decisivos como les tocó actuar. Por último, se puede apreciar uno de los primeros cuarteles. Estuvo situado en la cercanía del antiguo mercado municipal, hoy desaparecido. Estas últimas tres fotos fueron obtenidas del libro publicado en 1937 por Carlos Rangel M. sobre la historia del Cuerpo de Bomberos de Panamá. La primera foto pertenece a otra publicación.Ojalá que nuestros lectores puedan identificar a sus familiares para lo cual hemos transcrito la larga lista de nombres que aquí aparece.

Temas:

1321234 1321234
1321234

Si el fuego ayudó desde el comienzo a darle calor e iluminación a los primeros habitantes y a poder ingerir ciertos alimentos, cuando se pierde su control también se convierte en uno de los enemigos más terribles e implacables.

Desde tiempos antiquísimos ha hecho sufrir de diferentes maneras a la humanidad.

Los volcanes, los rayos, el exceso de calor, la resequedad, así como otras catástrofes, más los descuidos, son algunas de las causas de este terrible mal.

Pronto, el género humano se dio cuenta de que era necesario organizar cuerpos de individuos a fin de tratar de prevenir o, de ser eso imposible, poder controlar, limitar o extinguir a enemigo tan mortal.

Y es que desde tiempos tan tempranos, como 1539, ya se declararon incendios en nuestra primera capital. Para 1563, esta misma ciudad que apenas llegaba a medio millar de viviendas sufrió otra de estas conflagraciones.

En 1573, las crónicas nos señalan otro gran incendio, lo mismo que en 1644 cuando fueron destruidas 80 construcciones.

Para 1671, el castillo de San Lorenzo, a pesar de la abundancia de piedras con que había sido construido, también en parte fue destruido por las llamas.

Recordemos, además, que unos dicen que para defenderla, y otros para evitar el asalto, Panamá la Vieja fue también prácticamente destruida por otros fuegos.

En 1737 y 1787 hubo aquí feroces incendios también. Fueron tantos ellos que los poetas populares no perdieron la ocasión para expresarse de la siguiente manera: “Día de la Candelaría, víspera de San Blas, a las muchachas de adentro se les quemó la ciudad”.

En cuanto a nuestro Cuerpo de Bomberos, fue el 18 de noviembre de 1887, y en las primeras horas de la noche, cuando en el Hotel Central, allá en el parque de La Catedral, quedó constancia escrita del acta de fundación de esta citada institución.

Allí fue nombrado Ricardo Arango como jefe provisional de la junta directiva. Sus ayudantes fueron José F. Arango, R.M. Arango, Rodolfo Pérez.

Jefe de la compañía conocida como La Internacional fue el doctor Rodolfo Halstead. De otra compañía llamada La China, fue su jefe René Ecliarte.

De las compañías conocidas como de la derecha y de la izquierda fueron sus directores Juan Ehrman y Luis Halberstead. Jefes de las mangueras, Rafael Revello y Archibold Boyd. Jefes de los llamados salvadores: Carlos Zachrisson Vallarino y N. Urriola.

La China se llamaba así porque la colonia de ese país había obsequiado una de las llamadas bombas. Jefe de los portadores de hachas: Antonio Pedreschi y F. Colamarco.

Vamos a darle ahora algunos nombres de los ciudadanos que voluntariamente se adhirieron a esa primera institución. Ramón G y Tomás Acevedo, Buenaventura y José Alba, Demetrio H. Brid, Robert Booth, Augusto Blanco, Wenceslao Córdoba, René Eharle, Juan Ehrman, Juan Antonio Guizado, Hortensio Garrido, Juan M. de la Guardia, Gavino Gutiérrez, Silvestre Gutiérrez, Luis Halberstead, Santiago Jované, Enrique Lewis, Antonio y José Rolando Linares, Enrique Laciella, C. Bertoncini, Polo Langlache, C. Zorrilla, Alejandro Navarro, Isidoro Noriega, Ricardo y José Francisco de la Ossa, Eduardo Pedreschi, Manuel Pavollini, Leonidas Pretelt, Rodolfo Pérez, Samuel Ramos, Raúl Revello, Julio E. Ramos, Guillermo Riba, Abigail Rodríguez, Arnuldo Sosa, José Lorenzo Sáenz y Serapio Silva.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo más Visto Nuevo Comentado

Lo último en La Prensa

caso odebrecht Exdirector de Pemex dice que su patrimonio es legítimo

Emilio Lozoya garantizó que todo su patrimonio ha sido ganado lícitamente con el trabajo de más de 20 años. Emilio Lozoya garantizó que todo su patrimonio ha sido ganado lícitamente con el trabajo de más de 20 años.
Emilio Lozoya garantizó que todo su patrimonio ha sido ganado lícitamente con el trabajo de más de 20 años. AFP/Alfredo Estrella

El exdirector de Pemex Emilio Lozoya aseguró el jueves que todo su patrimonio es legítimo, lícito y fruto de su trabajo, al ...

CONDENAN VIOLENCIA RACIAL Trump atiza polémica en Estados Unidos al deplorar retiro de estatuas de confederados

El monumento del general Robert E. Lee, es uno de los mil 500 símbolos confederados en el espacio público de Estados Unidos. El monumento del general Robert E. Lee, es uno de los mil 500 símbolos confederados en el espacio público de Estados Unidos.
El monumento del general Robert E. Lee, es uno de los mil 500 símbolos confederados en el espacio público de Estados Unidos. AP/Archivo

Donald Trump, cuestionado dentro y fuera de Estados Unidos por no condenar enfáticamente hechos de violencia racial, atizó el ...

Posibles negociaciones con Stephen Daldry Obi-Wan Kenobi protagonizará el próximo 'spin-off' de 'Star Wars'

El fallecido actor Alec Guinness interpretó al maestro jedi en la trilogía original. El fallecido actor Alec Guinness interpretó al maestro jedi en la trilogía original.
El fallecido actor Alec Guinness interpretó al maestro jedi en la trilogía original. Tomado de @RochdaleHerald

El maestro jedi Obi-Wan Kenobi protagonizará el próximo spin-off de la franquicia Star Wars, cuyos responsables están en ...